Arxiu del mes: juliol 2018

LOS OVNIS EN LA MENTE, Cap. XII & XIII

dimarts , 31/07/2018

Capítulo 12
El “otro” encuentro

Pasaron semanas y aunque hemos adivinado que Valerio había tenido más de un encuentro pensamos que los detalles más importantes de su experiencia aún no habían aparecido y desde este punto de vista que todavía no estabamos satisfechos. Técnicamente nos hubiera gustado los testimonios secundarios endosados vividos al margen de la Valerio. Se trataba, de hecho, de verificar si esto era un caso perfecto, que no sea atacado por los incrédulos cientificistas o por los ufofili de última hora, como había ocurrido en el pasado para algunos casos en EE.UU. en el que la sombra de la duda de alguna manera se podría instalar.

El siguiente hipnosis, por lo tanto, ha permitido conocer más detalles de esta supuesta primera de Valerio con los Grises y entonces … ¡sería lo que habría sido!

Estábamos de nuevo en el estudio de Moretti, fue un miércoles y Moretti estaba ultimando el procedimiento para introducir en hipnosis Valerio que siempre más rápidamente responderá a los comandos fue un miércoles y estaba terminando los procedimientos para poner en Valerio en hipnosis para responder cada vez más rápidamente a los comandos que fueron enseñados.

M : … de acuerdo a lo que está escrito en su mente … dígame de todo lo que se acuerde.

Después de una larga pausa, que tenía que servir para hacer llegar a Valerio al estado hipnótico profundo la verdadera sede podía comenzar.

C : Valerio ahora me gustaría que volviera con sus recuerdos cuando tenía trece años, cuando, como ya se ha dicho, había tenido una experiencia con aquellos seres que había visto en el campamento pocos años más tarde. Ahora deseo que su mente vaya a aquel día y a aquella noche, cuando, como se ha dicho ya que ha contado que se encontraba bajo una especie de lienzo que lo cubría (las expresiones utilizadas en el escrito por mí escribir del tipo “como ya se ha contado” “como ya se dijo” etc.. servían creo para pasar por encima de la censura hipnótica de Valerio. En el fondo si ya había dicho que no había necesidad de ella para hacer algunos esfuerzos por recordar, de modo que la barrera de memoria aparecería en Valerio ya hundida : al menos, esto es lo esperaba que pasara). Su mente va ahora a aquel recuerdo que quería que tratara de describir de lo que ve y de lo que oye …

V : Ya veo … es difícil … no … no está muy iluminado … me parece estar acostado en como … como … en algo frío, duro y frío .. . pero no puedo averiguar qué es, pero tengo la impresión de estar elevado sobre el suelo … y … distingo con dificultad, al menos, tres tipos de sonidos, el primer una especie de golpe que parece que se repite dos veces por segunda : lo siento en la distancia como si viniera de lejos, el segunda es una especie de zumbido y el tercero es un tipo de conjunto de sonidos de tonos alto y muy bajo, rápidos, siempre apenas perceptible, y junto con estos sonidos escucho una especie de murmullo como un grupo de personas de sexo masculino y femenino que hablan juntos, no puedo distinguir las palabras y creo que el tono cambia al mismo tiempo, estos sonidos … por ejemplo como el sonido de la computadora cuando se generan al azar, y cuando cambia el tono de estos sonidos creo que también cambia el tono de estos coros.

C : ¿Qué ocurre?

V : …

C : ¿Qué está pasando?

V : … no … no puede centrarse en las imágenes y como si fuese humo …

C : ¿Llevas algo adosado?

V : … Si.

C : ¿Qué cosa es?

V : … es transparente (la voz Valerio adquiere tonos de miedo y se vuelve débil, la experiencia que está viviendo no es nada agradable para él).

C : ¿Es transparente?

V : Sssi … parece una gran hoja transparente.

C : ¿Sobre que parte del cuerpo está?

V : Está en todas partes (con el aumento de la preocupación).

C : ¿Es fría o caliente?

V : Es tibia.

C : ¿Así que la has tocado?

V : Sí, está sobre todo el cuerpo.

C : ¿Cómo se siente en esta hoja?

V : … mh … como en húmedo, húmedo y no es fácil la respiración.

C : ¿Quién le puso esta hoja?

V : Salió sola y mh … … tiene no sólo la forma de una hoja (la voz de Valerio muestra miedo, asombro y quién sabe qué más) … pero las venas me recuerdan una vista de la hoja contra la luz.

C : ¿De qué color?

V : Un blanco sucio y … no … tiende a gris claro es opaca no puede ver algo a través, sin embargo, parece clara.

C : ¿De dónde a venido esta película?

V : Pienso de los pies …

C : ¿De los pies de quién?

V : Del fondo mios.

C : ¿Y alguien la ha sacado?

V : No.

C : ¿Se acerca sola?

V : Si.

C : ¿Estaba contigo?

V : … (Pausa larga) no sé (débilmente).

C : Trata de verla bien.

V : no … no puedo mover la cabeza (con fastidio y disgusto) he girado los ojos y veo sombras, pero no podía girar la cabeza y no puede centrarme en las imágenes. Tengo que mirar hacia arriba y si me esfuerzo malo.

C : Mire en la parte superior … ¿qué hay en lo alto?

V : Una bóveda.

C : ¿Cómo está hecha esta bóveda esta vez?

V : … parece … parece estar dentro de un casco como el trigo sarraceno, un casco semiesférico, no, un poco puntiagudo en el centro, en la parte superior una especie de cruz que se reduce.

C : ¿Hay algo atascado en este techo raro?

V : mh … Sssi.

C : ¿Qué es?

V : Una extraña máquina, no puede reconocer que ni remotamente con lo que he visto en los libros, tiene anillos parecen bastante amplia de metal que se mueven lentamente y gira uno en una dirección y otro en otra, y no tienen ningún movimiento … regular, pero este equipo conectado hay un montón de otras cosas : veo los cables que se inician en este tipo de colgar en el bloque central … estos cables hacia abajo.

Algunos están conectados a la pared, otros se mueven como si fueran tentáculos y han arrojado luz sobre la parte superior, son delgados y aparecen húmedos …

C : ¿Cualquiera de estos cables se aproxima?

V : … (pausa, Valerio respirando con dificultad y agitado en el sofá).

C : ¿Cualquiera de estos cables, parece que se acerca?

V : …

C : ¿O se le acerca toda la maquinaria?

V : Si (con un hilo de voz).

C : Para que pueda ver con claridad toda la maquinaria ahora.

V : … (Larga pausa) … si … sssi.

C : Uno de ellos, vamos a llamarlos sondas, ¿lo toca por casualidad?

V : Si.

C : Y ¿en donde lo toca?

V : …

C : No es peligroso recordar Valerio … no hay nada que lo pueda fastidiar.

V : Estaba prohibido (con un susurro, como si expirara).

C : ¿Qué fue prohibida por quién?

V : …

M : (interviene en este punto de la sesión porque la situación es muy delicada : Valerio comienza a agitarse en la cama con nerviosismo y tiene que llegar a una estratagema para ponerse en marcha).

Puesto que le han prohibido recordar, pero no mover la mano que nos mostrará los puntos tocados por esta especia de sonda, será su mano derecha …

V : … (Valerio se toca la frente, la garganta y los genitales con gran dificultad).

C : Bueno, ahora sería mejor que se pudirean ver algunos de los seres que están en la sala porque ahora pueden estar delante suyo, o tal vez se mueve en la habitación … no hay necesidad de mover la cabeza, se puede ver pasar antes usted … ¿cómo lo hacen?

V : … No puedo ver … son como … la máquina … ¡cayó de nuevo!

C : ¿Y cubre su cara y la vista?

V : ¡Estoy en esto! … !Hace calor! !SAL DE TEMPERATURA! … veo mh … algunas luces que se encienden a los lados de la cabeza y veo solo están sudorosos y por encima, en los ojos, se enciende como una raya roja, un rayo rojo, me afecta a los ojos … es a veces un flash a veces menos intenso, menos brillantes y más tiempo permanece encendida sobre los ojos y las luces alrededor de los lados son en su mayor parte rojas, pequeña y alguna blanca … la sal de temperatura … mh … todo … como estar dentro de un horno … y esta hoja, esta membrana, come desfallecer y se hizo más fuerte, más rígida y más … no me puedo mover … podría ni siquiera existe antes de que yo no sé porque no están vinculados únicamente que no me puedo sentar a poner en su lado o mover una mano, se siente como un, como un disparo en la pierna izquierda y la derecha después de que el calor como si hubiera quemado ( la voz es incierta y llorosa) traté de gritar para levantar la máquina, pero no tuve éxito.

Cuando opongo resistencia me dolía la cabeza y la pierna continuaba un poco mal poco en la que sentí este tipo de presión, punción.

C : ¿En esa región de la pierna?

V : Por encima del hueso debajo de la rodilla.

C : Y ¿qué sucede ahora, después de que han hecho estas pruebas?

V : La temperatura desciende rápidamente y casi de repente es como si hubiera recibido un gran impulso.

Esta máquina con un nuevo zumbido sale y vuelve a su lugar en la parte superior … en alto … sí sí y me dicen que es necesario para ver si he correspondido a sus expectativas y a pesar de que el signo sería visible con el tiempo sería mínimo casi invisible pero lo pude ver que un día me había recordado y que todavía se puede ver aunque sea mínimo.

Han tenido que tomar una pequeña cantidad de ello, de hueso, de piel no sé por qué : me dijeron que tenía que entender.

C : ¿Qué tenían sus caras?

V : Permanecieron bastante divergentes nunca se acercaron … ¡pero no!

C : ¿Eran altos?

V : No eran inferiores a mí, pero no tanto.

C : Y los ojos ¿cómo eran?

V : Ovalados que parecían una máscara de buceo con la lente separada … eran muy grandes como un par de ojos muy oscuros y no … no … o tal vez no tenían ojos, pero eran muy diferentes y eran muy sutiles : tenían pestañas, pero no podía ver muy bien.

C : ¿Teníaa el pelo?

V : No.

C : Y ¿de qué color era la piel?

V : Era … o un blanco muy sucio o un gris muy claro.

C : Y ¿cuántos dedos tenían en las manos?

V : Cuatro … algunos.

C : ¿Y los demás?

V : y otros un poco “más alto, más o menos como yo, con la piel más oscura tenía cinco, pero las diferencias eran numerosas … si.

Agunos parecía respetar un cierto orden jerárquico que los inferiores parecían que eran sus subordinados.

C : ¿Los superiores tenían el pelo?

V : No, ellos se movían menos y los otros fueron los más ocupados.

No emiten un sonido, las más altos en cambio, parecían emitir un silbido y un raspado a veces.

C : ¿Teníaa algo de ropa?

V : Si.

C : ¿Y la forma en que estaban vestidos?

V : Los bajos … … parecía tener una especie de leotardo negro muy ajustado y con bordes salientes, que se alineaban tal vez en los guantes y las botas y tal vez un cinturón, de hecho, no he visto botas, guantes y cinturón, sin embargo, había una especie de borde que parecía casi delimitar el comienzo de una correa o botas : éstas erann todavía muy ajustadas a los leotardos y brillaban vagamente, parecían casi pegadas. Los superiores es como si tuvieran un traje más tradicional … se podía ver que llevaban algo y … mh … sus ropas daban la impresión de ser eliminadas marcharon y esos negros parecían fusionados.

C : ¿Cuántos eran alrededor?

V : No sé exactamente, pero eran un buen número.

C : Eran más los más bajos que los más altos o los más altos cuanto más altos eran?

V : No cre que más de treinta centímetros, más o menos en su lugar los más bajos me llegaban debajo de la cabeza más o menos.

C : ¿Está seguro de que los mayores tenían cinco dedos?

V : No lo sé … creo que tenían cinco o … no sé … no vi bien las manos … me parecían de cinco … pero los otros tenían cuatro manos, sin embargo, eran más delgadas que las de los bajos.

C : ¿Eran las únicas criaturas que vió?

V : …

C : O ¿hay algún otro?

V : … (Pausa larga).

C : Alguien que a veces se acerca un poco.

V : … Tengo un dolor de cabeza … más si me esfuerzo … no puedo …

C : ¿Qué ocurre ahora que han hecho estas pruebas, después de que la máquina ha sido retirada en el techo?

V : …

C : ¿Estos seres le ayudaron a levantarse?

V : No.

C : ¿Se levantó por su cuenta?

V : No … mh mh … cerca … … cierro los ojos y los cierro antes de sentir una especie de siseo cerca de mí y siento un extraño olor muy fuerte … entonces me quedo dormido y antes de que me quedé dormido siento frío en las sienes y la parte posterior de la cabeza en ciertos puntos y oigo voces que me hablan entonces yo no recuerdo nada.

C : En esta sala ¿quien han tenido la impresión de que había mandado : la gente pequeña, el mediano o el otro? (esta pregunta quiere ser una trampa para ver si Valerio recuerda otros seres que pueden estar presentes pero no quiero influir en la respuesta y por eso “el otro” que se prefiere a un término genérico para los demás).

V : … (Larga pausa).

C : Por su actitud tal vez algo que se podía ver, ¿cuál es su impresión oviamente?

V : … No puedo …

M : Ahora siempre permaneciendo en el sueño hipnótico bien, mientras que permanece en el sueño hipnótico siéntese : ahora, delante tiene una hoja de papel y quiero que abra los ojos y diseñe automáticamente aquello de lo que no puede hablar, que es lo que ha visto de los seres que comandaban.

V : (Valerio dibuja cosas muy extrañas que no nos puede hacer llegar a nada concreto, parecen incendios, vapor, nubes. Después Valerio vuelve a tumbarse y cierra los ojos).

C : ¿Cuánto duró toda esta experiencia en términos de tiempo?

V : … No puedo …

C : ¿Era la primera vez que vio a todos estos seres o ya los había visto en otro momento?

V : … No puedo …

C : ¿Dónde estaba cuando se despertó?

V : …

C : ¿Cuando ha abierto los ojos? Por qué en un cierto punto dijo haber cerrado los ojos, haber sentido frío y un olor extraño … y entonces?

V : … (Larga pausa).

C : ¿Se sintió conducir a alguna parte, mover o se quedó allí?

V : No lo sé.

C : Pero lo cierto es que sabe muy bien cuando recuperó el conocimiento, ¿donde estaba?

V : ¡Si!

C : ¿Dónde estaba?

V : … Estaba …

C : Puede mirar a su alrededor y tratar de reconocer el lugar; ¿dijo que sabía dónde estaba y donde?

V :

C : Ni siquiera decir dónde estaba.

V : Estaba en el monte …

C : ¿Qué monte era?

V : Se llama Piani di Praglia en la parte superior de Génova, fui allí muchas veces, incluso cuando era más joven.

C : ¿Qué iba a hacer?

V : Fui allí muchas veces : una vez hice un viaje de dos días con los exploradores, una vez de un día, una vez con la moto …

C : ¿Y aquella vez estaba allí solo?

V : … Estaba con algunos.

C : ¿Quienes eran?

V : Mis amigos.

C : ¿Han participado en esta experiencia?

V : No.

C : Y ¿qué estaban haciendo, mientras que ha sido objeto de esta experiencia?

V : No lo sé.

C : ¿Cómo comienza esta experiencia … que estabas allí, usted y sus amigos … Mientras tanto, el qué hora era?

V : … fueron el final de la tarde a las seis o seis y media creo : no tenía el motor, y luego me lo traje que eran más grandes y que no teníamos intención de dormir porque no podíamos, era sólo un viaje de un día así y no pudimos … queríamos sólo hacer un viaje como este, comer algo y luego volver por la noche y luego cuando llegamos, me enviaron a buscar leña y prepararon las piedras para el fuego …

C : Y ¿qué ocurrió cuando fue a buscar un poco de madera?

V : …

C : ¿Algo le distrajo, vió algo?

V : …

C : ¿Vió algo en el aire o hacia abajo?

V : …

C : ¿Tal vez algo curioso?

V : No me acuerdo … mh … si intento veo cada vez menos.

C : No te esfuerces … ¿quiénes son tus amigos que han venido contigo, te acuerdas de ellos?

V : No los veo de nuevo por un largo tiempo.

C : ¿Cómo se llaman?

V : Danilo y Stefano Stefano y de apellidos Stefano (omitido) y Danilo (omitido) no lo sé, él era un amigo suyo.

C : ¿Eran sólo dos?

V : Si (este paso de la memoria de Valerio parece de repente importante porque podemos estar en presencia de otra abducción con la copresencia de un testimonio colateral; lo que haría que el caso fuera ¡verdaderamente perfecto!)

C : ¿Cuando se encontró en la montaña después de su experiencia qué hora era?

V : La siete más o menos.

C : Y sus amigos ¿qué hicieron?

V : Habían vuelto … ya estaban comiendo y me dijeron porque yo no había cogido la leña y que había hecho durante tanto tiempo y no lo recordaba … y luego dijeron que daba igual, comimos algo y nos despedimos (la historia de Valerio es sin duda deficiente, pero en ese momento no quería desarrollarlo, me di cuenta que había algo que no vuelve en su reconstrucción de los hechos y debemos aclarar esta cuestión, especialmente con los dos testigos que dijeron que estaban con Valerio).

C : ¿Qué día era que lo recuerda con precisión?

V : Hacía calor …

C : ¿Había escuela o vacaciones?

V : No, no lo eran (muy poco convencido).

C : ¿En qué mes habrá sido del año?

V : Creo que en junio … al final … (es extraño que Valerio que siempre es preciso con las fechas, no recuerda si estaban de vacaciones en la escuela. La actitud de sus amigos en su regreso es aún más extraña : no se quejan de no haber cogido la leña, no le preguntan donde ha estado y empezar a comer sin él … demasiado raro).

C : ¿Cuando te diste cuenta de que estaba a punto de suceder algo?

V : … No sé cómo explicarlo … estaba allí ya varias veces en Piani di Praglia y sabía la forma del lugar y donde fui sabía que no era la leña o como había poca pero sin faltar fui allí … no sé por qué.

C : Y, a continuación, ¿se oye un poco de ruido?

V : (Algún balbuceo).

C : ¿Era la primera vez que te había pasado una experiencia o ya sabías que le iba a pasar?

V : Es como si me la esperara, pero no sé si era la primera vez, pero es como si en cierto modo, alguien o algo me habían preparado no sé por qué.

M : Valerio escucha bien. Durante los próximos días en su inconsciente se moverá algo de tal manera que durante la próxima hipnosis será capaz de recordar más fácilmente, sólo durante la hipnosis, sus experiencias extrañas en Piani di Praglia, todo esto va a ser más fácil de recordar … duerma y olvide esta sesión … (Moretti pone lentamente Valerio en un estado normal y al poco Valerio despierta tranquilo, calmado, descansado y no recuerda absolutamente nada).

A partir de esta sesión habían surgido elementos nuevos e importantes : ahora estábamos seguros de que Valerio había sido raptado varias veces, y el episodio que nos había contado en esta sesión se refería a cuando era más joven y tenía trece años. Había sido raptado durante el transcurso de un viaje (?) en las montañas con sus amigos que pudieran ser considerados cotestimonios.

En este punto dimos la tarea a Maura Di Meo investigar los dos amigos mencionados por Valerio durante la hipnosis y haciendo preguntas veladas Valerio para ver si en un estado normal de la percepción se acordó de sus amigos y si de alguna manera podría por lo que se pone en contacto, sin su supuesto conocimiento.

Maura se ocupó y llegó al cabo de unos días, la primera respuesta un tanto misteriosa.

Sí, Valerio recordó estos amigos, pero negó que estuviera en una montaña con ellos : recuerdaba en cambio haber hecho sólo una vez una excursión con uno de ellos en compañía de padre del chico. Valerio recordaba también estar fuera con otro muchacho varias veces, pero no podía recordar estar con los dos chicos juntos.

Toda la historia de Valerio era extraña al estar en el desarrollo de los hechos con los otros dos chicos y las fechas olvidadas, sea porque los otros dos chicos cotestimoni parecían ser participantes absolutamente pasivos en un aspirante que le habrá seguramente causado más involucrados antes, durante y después de la experiencia de Valerio. Además, el último aspecto no es despreciable lo largo de toda la historia era que la parte sobre el viaje a las montañas de los tres chicos, recordado con dificultad, no parecen tener el objeto la censura por Valerio y su subconsciente.

De hecho, no había ninguna razón por la que no recordara ese viaje. Era suficiente que se hubiera olvidado el episodio con los alienígenas, ni más ni menos de lo que había sucedido en el campamento unos años más tarde. En ese caso, Valerio recordó todo, excepto un plazo de cuarenta y cinco minuto (más o menos el tiempo de duración de la abducción). En el campamento su cotestimonio había participado con Valerio en el tiempo que falta y esta vez sus dos amigos están mínimamente afectados por este aspecto de la experiencia.

Pero todo estaría bien si realmente Valerio, por alguna razón misteriosa había inventado la historia del viaje, y lo había hecho por un acto de buena fe. De hecho, una historia de este tipo con testigos falsos era fácilmente enmascarable por cualquier persona y Valerio, que tiene una inteligencia superior a la media, que nunca inventó nada. No, por extraño que parezca esa historia, no hay razones específicas de haber sido inventada por Valerio desde cero … una historia que ni siquiera estaba de pie por sí sola, una historia que fue negada por el mismo Valerio conscientemente. Tuvo que ver las cosas con más claridad, pero nadie podía predecir que el mismo Valerio pronto nos daría la clave para comprender este hecho y que nos permitirá hacer un gran descubrimiento.

Otro aspecto que surgió de la última sesión y que queríamos ver era la presencia de otras cicatrices en el cuerpo de Valerio causada por el tipo de inyección que Valerio dijo haber sufrido en la rodilla en el nivel alto de la tibia. Así terminó la sesión con una excusa de Moretti que quería comprobar este aspecto de la cuestión y habíamos dicho a Valerio que nos mostrara el área de la pierna izquierda desde el pie hasta la rodilla en busca de incluso una pequeña muestra de la punción, realmente cierto que cuando se trata de algo si se encuentra otro. De hecho, por la poca luz que hay en el estudio de Moretti un poco “porque si esta cicatriz, visible tiene que ser muy pequeña no se ve nada, pero en algún momento llamó la atención de Moretti otra cosa.

M : Valerio ¿qué es esa cosa que tiene aquí?

V : ¿Donde?

M : En este caso, ¡a la altura del tobillo! (A la altura del maléolo Valerio tenía una cicatriz redonda extraña, un círculo de unos pocos centímetros de diámetro realizados con una técnica que podría ser similar a la liposucción).

V : Pero … no sé … (asombro y maravilla) siempre la he tenido.

M : Pero ¿se cayó, o se hizo daño de niño?

V : Nno, no creo, nunca, no me acuerdo.

M : Entonces, ¿cómo la ha conseguido?

V : (perplejidad en los ojos de Valerio).

Toda esta escena podría terminar banalmente con una explicación del todo casual si no hubiera habido un particular extraño hecho, Valerio se podría haber hecho la cicatriz en la niñez y no recordarlo : y esto era lo que corresponde según mí verdad. El problema era otro. La cicatriz que tenía Valerio era casi idéntica a la de casi todo secuestrado estadounidense. La imágen de estas cicatrices fueron ampliamente documentados en la literatura en relación con la abducción y la cicatriz venía hecha al abducido, estando siempre en el propio recuerdo de la hipnosis, la primera vez que este venía capturado : ¡una especie de marca!

La marca de los alienígenas ¡estaba también en la pierna de Valerio!

 

Capítulo 13

Dentro de nosotros está la verdad

 

Habían pasado las habituales dos semanas que considerábamos necesarias para hacer pasar a Valerio de nuevo por el eventual estrés de la hipnosis que temíamos podría afectarle cuando pude preparar un encuentro con algunos, ahora no muy jovencitos, chicos de un grupo que, en La Spezia, en los años setenta habían estado interesados en los Ovnis.

Yo los consideraba más ufofilios que ufólogos: habían pasado más de veinte años desde que el grupo con el que trabajaba se había disuelto. Algunos de estos exsocios de este grupo en la última década me habían solicitado una entrevista conmigo para aclarar algo que tenía que ver con la fenomenología Ovni y que evidentemente les obsesionaba aún a años de distancia.

En aquellos años ya era parte del Centro Ufológico Nacional y me ocupaba de la zona de Liguria, así que me fui varias veces para ver al carismático líder de este grupo, un tal Stelio Asso, operario de la En el, que no se sabe cómo ni por qué extraña y recóndita razón había reunido a su alrededor a los entusiastas del problema. Me acuerdo que en aquel periodo algunos casos bien extraños habían sucedido realmente y tal vez los OVNI’s tenía algo que ver.

La Marina Militar había sido alertada varias veces y también había proporcionado un formulario oficial de avistamientos que, si era necesario, debía ser debidamente rellenado y enviado a los “Servicios” habituales que en aquel entonces reunían datos sobre los Ovnis para los americanos en Italia.

Una conversación con estas personas y rápidamente descubro sus necesidades. Habían sido testigos, cuando el fenómeno Ovni les había interesado en primera persona, de un fenómeno cuanto menos extraño y en particular, una noche, en su punto de observación donde tenían un rudimentario equipo de observación y cuando creían que había habido rayos o avistamientos, las brújulas magnéticas que poseían comenzaban a dar vueltas y entre el bullicio general fue visto un ser pequeño y oscuro saltando entre los arbustos por la noche no muy lejos de su posición. El problema fue que un miembro del grupo fotografió la figura como prueba indeleble de lo que había sucedido.

La investigación adicional sobre aquel ser no dio ningún resultado. Se interesaron en la comisaría de La Spezia y al final la versión oficial fue que se trataba un audaz intruso que, de noche, había subido durante casi ochocientos metros en línea recta sobre el nivel del mar practicando algún extraño ejercicio.

Las explicaciones de las autoridades dejaron más dudas que claridades, sin embargo, han pasado más de veinte años, y ahora la gente que había vivido directamente aquella historia sigue interrogándose sobre lo acontecido. Me di cuenta de que incluso tenían miedo de hablar entre sí de aquello.

Entonces un día me vino a preguntar si podríamos reabrir la investigación, si se basan en la única fotografía se podría hacer una investigación más en profundidad con el computador (lo que hicimos de rutina para otros casos fotográficos). Obviamente, les dije que ahora había pasado demasiado tiempo y por lo que había sucedido en aquel entonces las cosas no creía que llegaran a ninguna conclusión.

Más allá de este episodio, como tantos otros, lo que me llamó la atención fue la relación que se había establecido entre los antiguos miembros del grupo y la experiencia que de pronto los había unido. A veinte años de su distancia habían vuelto a mí preguntándome “pero ¿es posible que estuviéramso todos locos que lo soñáramos todo? ¿Es posible que esa noche, por ahí, no había nada?” Esta actitud me impresionó muchísimo; básicamente personas que no tenían intereses detrás de esos hechos habían traído durante tanto tiempo para muchos de ellos el deseo sin resolver de dar una respuesta a sus preguntas. Este incidente me convenció de que tenía con Valerio debemos reforzar el ritmo de juego y antes de la llegada del verano tuvimos que hacer frente a otro hipnosis decisiva.

Y ¡así fue!

M : Tu mente entrar en estrecho contacto con Corrado y , con toda sinceridad, para responderás a todas las cosas que Corrado preguntará.

C : Valerio …

V : Si.

C : Ahora quiero ir a su mente el día en que usted y dos amigos en una moto entraron en esa montaña … este es un episodio que ya se ha recordado, y me gustaría que su mente vaya a ese momento donde su amigos han dicho que “va a hacer un poco de leña”, mientras se preparan para comer, “me gustaría que su mente se detuviera en aquel momento y comenzara a recordar y diga lo que le está pasando (esta pregunta se dirige únicamente a verificar la presencia de sus dos amigos y ver si ellos también habían sido víctima de algún tipo de interacción con toda la historia. Sabíamos de Valerio que no estaba cosnciente y que no recordaba absolutamente haber estado alguna vez con sus dos amigos en la montaña : era por lo tanto algo que aclarar).

V : … mh … estoy … estoy confundido, reconozco el lugar … si lo reconozco …

C : ¿Qué lugar es?

V : Un lugar donde hay muchas piedras, polvo muy pedregoso.

C : ¿Cómo se llama este lugar?

V : Piani di Praglia.

C : ¿Cuáles son sus dos amigos?

V : … (Pausa) … nunca los he visto antes pero dicen ser amigos … no lo sé (con un hilo de voz Aquí nos dimos cuenta de que había algo en la historia de Valerio que no volvió. ¿No recordaba a los amigos que lo habían acompañado a la montaña en una moto?, dijo que nunca había visto antes esos amigos … pero, ¿quién son estos dos nos amigos?).

C : Describa a sus amigos.

V : mh … han … hablar en la cabeza, no sé, he oído algunas voces hablando juntos, algunos parecen femenino y otros masculino, pero hablando entre sí. No veo que hablen hablando juntos.

C : ¿Cómo los ha encontrado?

V : Estaban allí.

C : ¿En las montañas, también?

V : Si.

C : ¿Cuántos eran?

V : Las personas cercanas a mí eran dos de lado … si de lado

C :Y ¿qué hacieron, incluso recogieron su leña?

V : No recogían piedras y desgarraban la hierba

C : ¿En que forma estaban vestidos?

V : Parecían como niños, eran muy jóvenes, pero … demostraban pocos años, parecían con un leotardo de gimnasia, parecían medias con botas incorporadas además, unos leotardos que también hacen de pies, si y … me saludaron alargando la mano con la palma hacia arriba, y luego volvieron a sus tareas y reunieron un montón de cosas, reunieron casi todo, si …

C : ¿Todos eran iguales entre sí?

V : S … parecían iguales … para quedar bien tenían muy pequeña diferencia : eran de la misma altura, el chándal o leotardo que había tenido pequeñas diferencias, parecen iguales …

C : ¿Eran altos?

V : No (con voz temblorosa) eran un poco más bajos con lo que me sentía a gusto con ellos.

C : Y las manos ¿cómo eran?

V : Tenían cuatro dedos más largos que los míos y las uñas eran extrañas y parecía que estaban pintadas.

C : Pero ¿tenían guantes?

V : No, al menos no lo parecía.

C : También ¿se vio alguna extraña máquina?

V : … Si.

C : ¿Cómo estaba hecha y dónde estaba la máquina?

V : No era muy importante que se pega un trozo … no se podía ver toda estaba oculta por la vegetación y estaba en movimiento … también siento voces en mi cabeza y veo imágenes que pero no tiene nada que ver con el lugar donde … donde estoy y lo que estoy viendo. Sin embargo, puedo ver dos situaciones diferentes una en ese momento, y otro amigo que veo otras situaciones o amigos o conocidos más o menos coetáneos y estas voces me hablan y dicen que hablan de ellos y en su lugar al mismo tiempo que también ven que existen estas dos personas que se recogen las hojas ramas y piedras entonces esta máquina detrás de la vegetación no muy lejos de nosotros.

C : ¿Cómo está hecha, cuan grande es esta máquina?

V : eh … mh … parece una semiesfera transparente y será … tendrá unos diez metros de diámetro y será alta alrededor de las cinco, una semiesfera parece al vidrio o de plástico esmerilado, opaco, semitransparente y las placas aplicadas en el tipo de metal que se asemeja a un casco medieval o de los turcos, sarraceno, más o menos (cabe destacar que Valerio conoce bastante bien la forma de los cascos porque organiza festivales de disfraces históricos en toda Italia y tiene un buen conocimiento de las formas de armadura medieval).

Y la base tiene una especie de … de … de borde, promontorio oscuro, muy gris oscuro, que parece ser de plástico o caucho, de forma similar a los cojinetes de aerodeslizadores o los tubos interiores de automóviles, está de la tierra a más unos tres metros, tal vez un poco más cada vez que existe la inclinación, rota lentamente hay alrededor viento que hay … hay viento, no en el área del objeto. Las matas de hierba se arrancan y terminan dentro del objeto. Me acerco, lo miro, aunque … la hierba que entra, la veo desaparecer cuando regresan a la base inferior del objeto. Y como si pasa a través de una membrana invisible pero que esconde todo lo que pasa dentro.

Sin embargo, sólo tiene que ir allí y me alcanzo … me detenga … me duele, pero me tomo una a cada lado del brazo me detuvo con las manos y suavemente traerme de vuelta y continuar a hacer su trabajo tranquilo.

Se arrodilla de una manera extraña … mh como si fuera a rezar …

C : Y ¿ahora qué pasa?

V : … No sé (desesperado y con un hilo de voz).

C : Estos seres ¿los ha visto antes?

V : Creo que sí.

C : ¿Cuando los vio?

V : mh mh … … no estoy seguro pero creo que en una estación de tren … una que ya no se usa.

C : ¿Cuando esto estaba sucediendo?

V : No sé … creo que antes de mucho antes pero … ¡incluso después!

C : ¿Cuántas veces los ha visto?

V : En esta estación muchas veces … sí muchas sí.

C : ¿Cómo está hecha esta estación?

V : Fui allí por la noche y no sé cómo y hace bien, sin embargo, es en el campo en un lugar donde hay mucha vegetación sí … las pistas se interrumpen es muy antiguo son las pistas que se meten en los muy largos cobertizos y existen los coches viejos y me vi allí de pie con ellos.

C : ¿Qué edad tenía?

V : No sé los he visto tantas veces en el tiempo que no sé.

C : Y ¿la primera vez?

V : No sé que pasó mucho tiempo antes …

C : Pero sus padres ¿le permiten ir sólo a esta estación?

V : No lo sabían, nadie lo sabía, fuimos a jugar.

C : ¿Dónde está la estación?

V : En Campagna.

C : ¿Donde?

V : No lo sé … no me acuerdo (en voz baja) no recuerdo.

C : Trate de leer los carteles.

V : No hay carteles si, no hay ninguno … no hay uno.

C : ¿Está seguro de que se trata de una estación?

V : … si… credo que si… si.

C : ¿Y qué estaba haciendo en esta estación con estos seres?

V : Tuve, tuve juguetes en miniatura y jugué allí y se utiliza para jugar con ellos … no, no estaban jugando, me veían jugar. (Aquí nos encontramos ante un hecho muy importante. Valerio está recordando algo que había soñado y en la forma onírica ya recuerda en modo muy vago. Se encuentra, en efecto, en el sueño de la estación, juguetes pequeños y dos pequeños seres que juegan con él, pero esta vez aparece toda la verdad. No existe, pues, un sueño, sino una experiencia de la vida real de Valerio cuando era pequeño. una experiencia que ha sido enterrado en su inconsciente y que él cree que ha vivido como un sueño. La misma historia que se cuenta como un sueño ahora es rehecha como una experiencia de la vida real y bajo hipnosis. Aunque este tipo de sueño por lo tanto tenía una ¡matriz real!) Yo … veo este jugueteo de varias formas y lo veo encastrado dentro de una especie de sistema de iluminación y los objetos tenían diferentes formas y los encastraban y me miraron y sonrieron de un modo extraño. (Aquí hay que recordar que el ser que sonriera de manera estraña, como si fuese a hacer a Valerio alguna cosa que Valerio no quería hacer, al menos esta era la impresión que Valerio recordaba del sueño) me dijeron hacerlo más rápidamente posible. De vez en cuando cambiabamos objetos …

C : ¿Le gusta este juego?

V : Mucho, si era … mh … equivocado dificilmente y cuando equivocaba este juego se iluminaba emitiendo un sonido un poco molesto y en su lugar cuando … cuando ellos orientavan de manera justa vibrando, rozando y tocando le producía placer. Pero no eran siempre los mismos : a veces eran más grandes, a veces eran platos … mh … si platos, tenían diferentes formas.

C : ¿Fue el único juego que le ha hecho hacer?

V : … mh … no lo recuerdo, no sé, aquello me gustaba.

C : ¿Cuanto duraba este juego?

V : … Ese juego se repitió tantas veces a pesar de que era lo mismo, tuvo diferencias, las variantes por lo tanto, duraron un poco, pero cada vez que lo hice duraron muy poco y me dijeron que estaba jugando bien y tratar de jugar mejor hacerlo más rápido, con los más bellos juguetes, más complejos, a veces incluso más pequeño, mucho más pequeño … parecían como las agujas para ser insertado, un perno o similar, para ser colocados … como las personas que trabajan en la centralita.

C : ¿Y después de haber hecho este juego?

V : Lo repetíamos.

C : Y ¿cuando lo había repetido tantas veces, entonces, qué hizo?

V : Entonces volvía a casa.

C : ¿Lo acompañaban fuera de la estación?

V : Si ¡estaba en casa!

C : Pero ¿cómo volvía a casa?

V : Estaba en casa … entonces cuando había terminado fui a la cama.

C : ¿Este juego fue siempre por la noche?

V : Siempre es de noche en la medianoche de lo contrario mis padres se despertaban y me gustaba mucho ir, y luego … mh …

C : ¿Cómo le han traido a esta estación?

V : Fui allí.

C : Y ¿con qué medios, iba andando?

V : mh … no estaba muy lejos de mi casa, podemos ir a pie y no tenía medios si … mh … a veces pongo poco.

C : Y, a veces ¿se pone más?

V : no … no … no a veces se tomó mucho menos no, a veces estaba allí, si … a veces ya estaba allí, a veces me gustaría ir allí en vez de caminar.

C : ¿Cómo lo hizo, tenía las llaves de la casa? y le hubiera oído.

V : mh … no lo sé … yo … abrí la puerta y salí iba a volver ssi … al retorno no regresaba a pie y cuando terminé me … los saludé y no estaba en casa … no iba a caminar a casa a la vuelta nunca hemos vuelto a casa a pie.

C : ¿Dónde vive?

V : En via Rivabene en Sestriponente 8 interno 6.

C : Y ¿la estación vecina dónde estaba?

V : mh mh … era … era al pie del Monte Gazzo … había una estación.

C: ¿Era aquella estación que dice, dónde se encuentra?

V : No lo sé, no sé por qué estaba dentro, no sé si era tan cerca de mi casa, sin embargo hay una estación, que pasan el tren, pero que incluso ahora pasa el tren : el tren que va a Acquasanta, debe pasar por aquel puente al pie de Gazzo y pudo llegar de Virgo Potens una localidad que se llama Vaccamorta, creo que lleva el nombre de un restaurante o de una persona, sin embargo, está lejos de allí, ya que Rivabene me toma un poco : hay diez o quince minutos a pie, pero el tren sigue pasando ahora … me gusta mucho … un lugar es muy agradable y muy a pesar de que el tren pasa ahora, no hay ninguna … estación …

C : Y entonces la estación a la que usted se refiere, aquella en la que conocieron estos seres que le hicieron jugar … si fue a pie tenía que estar cerca; ¿o estaba lejos?

V : (Valerio está confuso) caminaba por un largo mh … pero entonces estaba en la estación mh … si y era un estraño paso anivel que continuaba a funcionar y me molestaba mucho … mh. .. estas hélices no eran blancas con reflectores mh … si … no era todo negro … giraban de manera estraña y tuve miedo cuando los ví mh … (aquí es que una vez más vuelve a vivir lo que para Valerio es un sueño que parecía ser un paso a nivel, que, entre otras cosas, es una de sus fobias más fuertes … el temor de las hélices. En esta fase de la experiencia de Valerio que es algo aterradora que el sujeto no recuerda y de las hélices oscuras que giran) si … me molestó.

C : ¿Qué edad tenía la primera vez que ha ido a jugar?

V : No lo sé, no lo sé, pero yo era muy pequeño, … mh … tal vez habría tenido diez años … nueve o diez años. Definitivamente, estaba todavía en via Rivabene, estoy seguro, pero no sé qué edad tenía.

C : Antes que le hicieran jugar a este juego los había visto antes?

V : No nunca.

C : ¿le han hecho algo, alguna señal? …

V : … mh… (pausa).

V : ¿Tal vez la primera vez que los vio?

V : La primera vez que estuve jugado … eran … eran dos tubos húmedos en las sienes no me hacían daño … y luego después, no hice este juego más … una especie de máquina me ha tomado una muestra de piel, pero tal vez el hueso de la pierna izquierda, pero esto es mucho más tarde después.

C: ¿Bajo la rodilla? (Valerio recuerda algo que ya había informado en anteriores sesiones hipnóticas).

V : Debajo de la rodilla, … no más bajo a la rodilla en el hueso, no me hizo daño pero me ha dado molestias estrañas, no me molesta, pero en realidad no era dolor. Era como el miedo a algo.

C : Y ¿bajo el talón o por encima de esa zona? (esta pregunta quiere comprobar en parte si Valerio se hace sugestionar a nuestras preguntas. Así que inventamos cualquier parte del cuerpo para ver si la reacción de Valerio es ¡negarlo! De hecho, la zona del cuerpo que queremos fomentar en la mente de Valerio está estrechamente relacionada con la cicatriz que no sabe cómo adquirió, la famosa cicatriz que casi todos los estadounidenses han presentado, la llamada “marca”).

V : No creo que sobre el hueso de la tibia … no sé cómo se llama el hueso debajo de la rodilla, el hueso, en el lado plano está en el hueso.

C : Volvemos con la mente a aquel día en la montaña cuando vio la máquina …

V : ¡No está en al montaña¡

C : ¿Qué es entonces?

V : No es realmente una montaña donde se encuentra en Piani di Praglia se puede considerar más una colina que un monte (note como Valerio es siempre extremadamente preciso y no sólo no se deja mínimamente influenciar de quién le hace la pregunta sino que corrige cualquier error de interpretación).

C : Volvamos ahora a a quel lugar donde vió esos seres que recogían piedras.

V : También recogían la hierba.

C : ¿Qué te dijeron para hacer estas cosas?

V : No sé si he hablado con ellos … yo … me sentí y ví también los amigos, amigos y conocidos que vivieron por mí, que vivió por mí que me decía que llegaría un momento en el que me gustaría hablar con ellos, que lo haría, les recordé … mh … que me hacen preguntas acerca de ellos más tarde y me hubieran hablado de ellos. Los vi, vi muchos conocidos amigos coetáneos, y los vi en diferentes lugares del país (ahora estamos en el umbral de uno de los descubrimientos más importantes en la historia del estudio de las abducciones … (ponga atención de ¡cómo responde Valerio!) y luego, estas voces les oí decir que han reunido todos los datos para … para dar … mh … no sé cómo definir … ellos lo definen como una estructura adaptada a la situación. Pero luego me dijeron que no me preocupara que en el momento oportuno se pondría todo en su sitio … mh … estaba allí y no podía moverme : me dijeron que no me preocupara, que era normal que en presencia de la gente como no era capaz de reaccionar no podía moverme pero el entumecimiento pronto pasaría, … sí … (luego Valerio no sólo resulta inmovilizado, sino que en su cerebro se evoca algún extraño sistema que vamos a discutir más a fondo en las imágenes, los sonidos de la escena, su vida real : sus amigos, los lugares que frecuentaba y quién sabe cuántas otras cosas porque el mismo Valerio, a continuación, se recupera lentamente de estas escenas y reconstruye un periodo de la vida nunca vivido, pero que le parece real … “para darle estabilidad” dicen los alienígenas. Así que esta es la estabilidad mental.

Se trata pues de hacer evocar al chico abducido recuerdos de su vida que a continuación va a tratar de armar, que conecta todo con un hilo lógico; saldrá una historia con lugares reales, personajes reales y unas construcciones temporales creibles que servirán a curiosos indiscretos como nosotros y servira a Valerio para darle estabilidad mental, para que no tenga agujeros en los recuerdos, para ceer que todo es normal, que en su vida no ha pasado nada anormal. Y si alguien le pregunta algo, entonces dirá la pequeña historia que ¡el mismo construyó! … “estaba en las montañas con mis dos amigos”, dice Valerio, pero nos damos cuenta que la historia de Valerio a nivel de la hipnosis regresiva es falsa ! pero en lugar hay una mezcla de recuerdos que se hicieron resurgir en su cerebro y que él mismo constituyó en forma de historia creíble.

Aquí hay que destacar absolutamente que este tipo de descubrimiento sólo fue posible porque hemos adoptado la técnica de no recordar a Valerio nada de lo que dice en la hipnosis. Si no lo hubieramos hecho nunca habríamos entendido este importante aspecto de la cuestión, porque Valerio recordaría por primera vez, lo no solicitado, la experiencia del secuestro, diciendo que en las montañas no se había ido con sus amigos, y en el momento de despertar haría esta experiencia totalmente fantástica y hecho ad hoc en su cerebro para desviar el interés de los curiosos. Sólo no haciendo recordar nada a Valerio a sido más fácil insistir en este particular recuerdo en fase hipnótica, liberando poco a poco al sujeto de la falsa vida, hasta llegar a un núcleo más creíble. Hay que decir que a la luz de este hallazgo interesante debe volver a leer todos los datos relativos a los otros secuestrados estadounidenses que, incluso dicen casi el mismo sueño, a menudo dan versiones extrañas de sus experiencias; creíble parece recordar una secuencia especial, pero en realidad creemos que son sólo pedazos de experiencias vinculadas entre sí para construir una historia creíble. Se pide al sujeto lo que hizo en el momento en el que perdió el conocimiento y la curiosidad puede hacer preguntas que podrían desencadenar los procesos de desestabilización mental para la persona secuestrada que se da cuenta de que ya no sabe lo que hizo durante un cierto período de tiempo. Los recuerdos pueden ser evocados instando a algunas áreas de los lóbulos temporales con olas adecuadas, como de hecho parece estar haciendo una investigación reciente llevada a cabo en este campo por eminentes estudiosos del problema y el Servicio Secreto americano, que también han pasado parte de su tiempo a irradiar de particulares ondas la embajada rusa en Washington para ver si podían influir de alguna manera en el comportamiento de los empleados que trabajaban en el lugar, como se muestra en los documentos de origen de la CIA – Agencia Central de Inteligencia – que publicamos en el texto – proyecto PANDORA.

C : ¿Te han traido en su máquina?

V : Sí, la he encontrado.

C : Y ¿cómo se hizo?

V : Era muy oscura que era poco iluminada y cuando me di cuenta estaba dentro de algo, cuando me desperté, estaba acostado y cuando abrí los ojos me dijeron que estaba en lo que había visto antes en la hierba y que no me preocupara. La forma me parecía más o menos que era idéntica, más o menos, a aquella que había visto fuera pero … era más pequeña, vista de dentro y no sabía si había otras habitaciones o si había una solo pero … mh .. … cómo circunferencia parecía más pequeña, pero cuánto altura mucho más alta parecía estar dentro de un gran, casco extraño; y en el techo era aquella máquina que me cogió una muestra de tejido de la pierna.

C : Y los seres que se encontraban en esta sala ¿de qué tipo eran?

V : mah… (pausa)… no lo sé.

C : Ya ha mencionado este episodio, ha liberado su mente de este episodio, lo dijimos ya, por favor, recuérdelo de nuevo …

V : mh … estaba si … me podía entender … por lo menos tres tipos ¡no! … más tres seguro …

C : Describa estos tres tipos.

V : Un tipo era como mh … exterior, la hierba, y luego había otro muy similar pero un poco más alta, es más alto pero más delgado, el tercero, no era como éramos … o al menos eso me dijeron las voces amables gaseosos, que parecía una especie de niebla vagamente luminiscentes y … … pero no se disemina con el medio ambiente, se parecía a algodón disperso en el medio ambiente y había columnas, las gradas en forma de cuenco y este humo se arremolinaba dentro de este cuenco, pero no se propaga y … mh … no eran diferentes y luego vi unas pocas máquinas que se parecían a los autómatas, no pero creo que estaban vivos.

C : ¿Cómo se sabe que estas columnas de humo estaban vivas?

V : Me lo han dicho.

C : ¿Por qué te lo han dicho?

V : … Me lo dijeron las voces, no sé a quién pertenecían, y estas voces cuando hablaban me retumbaban en la mente : pero no vi a nadie hablar y me dijeron ellos, que estas columnas que parecían como columnas de humo eran superiores que en la escala jerarquica y Superiores dando órdenes a estos seres. Era una jerarquía que me pareció entender. Algunos se volvieron por esta habitación moviendo objetos o cosas y otros estaban parados, separado de mí y me miraron, de vez en cuando giraban, … primero rotando los pies y luego el busto. Se indicaban con gestos rápidos y bruscos algunas zonas y otros de menor tamaño obedecieron y lo hicieron inmediatamente.

Pero estas voces me dijeron que a su vez los miembros largos y altos tomaron órdenes de ellos, y luego a su vez habrían reportado a otras órdenes, y … me dijeron esto porque los he encontrado en varias ocasiones … si … varias veces.

C : ¿Cómo era este robot que dice haver visto?

V : Era una … se plegaba como las sillas de playa, y estaban todos llenos con los tubos y las luces teniendo pies que se parecían vagamente a un ser humano que tenía la cabeza que terminaba más o menos plana a pesar de que tenían una protuberancia que podría parecer una cabeza.

En lugar de brazos tenían más órganos retráctiles atacados con artefactos y otros dispositivos.

Pero en la parte inferior en lugar había dos protuberancias pero, eran extrañas, tenían un montón de … no se parecía a las piernas … bocas de artilugios. Cada vez que se movía uno, pero no como un movimiento de un ser humano, se movía como si hubieran tenido debajo orugas o ruedas y, a veces, lo dejó abajo y se doblaba como las sillas de cubierta.

C : ¿Era muy altos?

V : Si mucho.

C : ¿Cuanto?

V : Cuando se plegada eran más alto que yo, tal vez dos metros de altura, y cuando se extendía eran casi el doble y a veces caminaba casi en ángulo recto mh … si …

C : ¿Cuando fue a este lugar y que vio a estos seres, había dos amigos con usted, ¿qué hicieron en el ínterin? (esta pregunta tiende a verificar por última vez si el recuerdo de Valerio de haber estado acompañado en el monte de dos de sus amigos en moto es aún real).

V : No … no los he visto.

C : Pero ¿había visto estas cosas?

V : No sé … cuando estábamos fuera decían “ahora tenemos que volver a asistir a muchas situaciones urgentes preliminares” y luego me desperté dentro, pero no los he visto desde entonces. (Ahora Valerio cae una vez más en la ambigüedad. Al hablar de sus dos amigos, la intención de pedir a los dos tipos que lo acompañen a la montaña, en su historia que pensamos fantástica, mientras que Valerio, cuando habla de sus dos amigos se refiere a los dos seres Grises, alienígenas que como un niño jugaban con él y estaban fuera de la máquina giratoria que recoge la hierba y piedras. Una vez más debemos señalar que la falsa memoria de dos amigos de Valerio se ha eliminado por completo de la sesión hipnótica anterior, como si el subconsciente de Valerio nunca hubiera descubierto que era falsa y por lo tanto no apelase más a la historia de fantasía).

Eran como los más pequeños, más pequeños que yo mh … es … los más pequeños.

C : Pero yo quería decir las dos personas de nuestra raza con la que se fue a ¡esta montaña!

V : No estaba allí, no … los he visto con otros … sí …

C : Y de este monte ¿cómo se han ido?

V : No sabía que ¡estaba allí! las únicas dos personas que estaban allí eran estas dos personas que estaban recogiendo hierba y hasta las piedras.

C : Entonces, ¿has visto las escenas donde estaban también sus amigos?

V : Pero no había monitores de televisión o los he visto en la mente. Pero no eran los dos de ellos y eso es todo, también he visto a otros, hembras, que viven todo por mí mismo a través de todo en via Rivabene. (Está absolutamente claro que las escenas que ha hecho verdaderas Valerio fueron solicitados con un mecanismo capaz de pesca en su memoria : muchos recuerdos como tal llegan a la superficie y una tecla de acceso autoimpuesta cose el proceso aleatorio, algunos de estos episodios; estos episodios formarán pues parte de la historia que Valerio recontará si es oportunamente solicitado a hacerlo. La historia será por tanto buena aunque para Valerio mismo que si un día van a preguntar qué pasó ese día, se acordará de amigos de confianza, situaciones realmente vividas, con todos vinculados entre sí para dar una estructura eficaz a la historia. Este proceso, y aquí tenemos que decirlo, en nuestra opinión no es obra de la solicitación mental alienígena sino simplemente opera en nuestro cerebro que intenta automáticamente juntar las piezas perdidas de un rompecabezas : en otras palabras, es como si nuestro cerebro vea imágenes incompletas e hizo reconstruir el resto de la imagen a su imaginación por su propia fantasía. Este tipo de operación es bien conocido por los psicólogos, pero es extremadamente fácil de demostrar a los neófitos de esta ciencia : tomemos por ejemplo un texto escrito con errores y descubrirá que si lo lee, encontrará más fácilmente los errores tipográficos iniciales de las palabras, mientras que escaparan de los errores en los lugares de la segunda mitad. El hecho es que nosotros, o más bien nuestro cerebro, primero lee sólo el principio de la palabra y la reconstruye por completo internamente. Los errores que el cerebro humano tiende a hacer en la teoría de las percepciones son precisamente de este tipo y los ufólogos expertos lo saben bien. Tomemos, por ejemplo, una escena de la vida familiar como esta : usted está poniendo en su lugar los libros de la biblioteca, mientras que se va a caer un libro de la mano suene la campana, se gira hacia la puerta y escuchó un ruido de algo que caía al suelo : ¿estás seguro, incluso si no lo ha visto, que un libro ha caído al suelo? : de hecho, ha visto el libro a punto y, cuando se giró, se oyó un ruido : su cerebro ha reconstruido la escena a pesar de no haber visto lo que hizo. Girándose en busca de su libro en este momento es posible que descubra que no se ha caído, pero se mantuvo de manera fortuita encajado entre otros dos libros y sólo entonces viene a la mente que el ruido que escuchó fue debido a una puerta de su apartamento que la corriente cerraba por sí misma. Todo esto es lo que ocurre con Valerio y ahora tal vez sabemos lo que pasó con todos los otros secuestrados que tienen, en su cerebro, la memoria de lo vivido nunca vivido. Para provocar todo esto sólo basta brillantemente estimular más recuerdos juntos en el cerebro de las personas secuestradas y no hacen más que esperar a que el proceso de reestructuración cognitiva que todos tenemos haga el resto del juego).

C : Y ¿por qué vio todos estos flash en su cabeza?

V : Me dijeron que era importante y este método de apoyo me sería necesario para darme estabilidad. No pregunté qué … a veces no respondió, respondieron a ciertas preguntas, pero cierto … o escuchaban o no querían responder.

Con esto concluye esta impactante sesión de hipnosis. Todos estamos cansados. Personalmente estoy destruido, pero cuando Valerio vuelva en sí no recordará nada de lo que acaba de relevar tengo el deber de no mostrarme fatigado. Él nos sigue preguntando … “pero ¿es posible que en tanto tiempo todavía no he reconstruido lo que ocurrió en los cuarenta y cinco minutos del tiempo que falta en mi memoria, esa noche, en el campamento?” ¿Cómo decirle que fuimos a sus memorias y mucho más? y ¿cómo vamos a decirle todo?

 


Corrado Malanga

 

LOS OVNIS EN LA MENTE, Cap. IX, X & XI

diumenge, 29/07/2018

Capítulo 9
Abducción y ciencia:
mientras Galileo se ríe y Valerio sueña 

 

Ya habían pasado unos meses desde el inicio de nuestra investigación con Valerio y quería tratar de obtener toda la evidencia circunstancial del hecho del “secuestro” por alienígenas del pobre confiado Valerio.

Me preocupaba especialmente que no había una distinción clara y tangible entre las cosas que Valerio imaginaba y las que realmente habían sucedido. Por el contrario, si es así, no hubieran estado, los llamados científicos de poder habría dicho que era una tontería, un falso clamoroso, de inestabilidad mental del sujeto o quién sabe qué otra panzana paracientífica que por si sola viene utilizada para demostrar que los Ovnis no existen y que en todo caso el fenómeno de abducción sólo es solamente terreno fertil de la fantastichería de algunos esquizoides.

Conozco bien a mis “colegas que se hacen llamar científicos” y sabía que habrían tratado de maneras varias, aunque no saben nada sobre el problema Ovni, uniéndose.

El lector debe saber que el experto en Ovnis no existe, pero existe sólo alguien muy bien informado sobre el tema, que puede expresar las opiniones que siempre pueden tener un peso relativo. Desde este punto de vista, es inútil buscar consejo sobre el tema a unos pocos cientifistas que pasan por algunos estudios de televisión como la opinión de cualquier persona que tiene un índice muy bajo de credibilidad.

Así como el profesor Antonino Zichichi, interrogado sobre el argumento Ovni en televisión, durante una transmisión en vivo por Maurizio Costanzo declaró que no existen los Ovnis, pero a la pregunta ¿cuántos libros había leído sobre el tema? dijo “¡ninguno!”.

Por no hablar de la actitud de cualquier otro físico, que en una reunión privada, celebrada en Turín hace unos años, dijo que estaba interesado en el problema Ovni, pero quería evitar involucrarse debido a su imagen de miembro del Parlamento Europeo.

En su informe al CERT (Comissione Europea Recerca e Tecnologia) del Parlamento Europeo, en el informe que se le confía con respecto a la conveniencia de establecer un centro de investigación a nivel europeo sobre el fenómeno Ovni leemos : “platillo volante en forma de banana …”, lo que muestra claramente lo poco que el ponente sabía de Ovnis definitivamente no es suficiente para hacer de él un experto.

Margherita Haack, la famosa astrónoma del observatorio de Trieste todas las veces que ha sido entrevistada sobre el tema ha recitado la parte de la escéptica diciendo : “ya que no son capaces de viajar más rápido que velocidad de la luz, es poco probable que algunas otras civilizaciones alienígenas puedan ponerse en contacto físicamente”. Declaración de que no tiene en cuenta :

1) si la velocidad de la luz no se puede superar, sin embargo, se puede contraer el espacio-tiempo con efecto relativista o similar (lo que dice el profesor Crawford, de la University College de Londres y de la Real Sociedad Astronómica, y estamos de acuerdo con él).

2) el principio de causa y efecto no está mínimamente tenido en cuenta : ya que si los Ovnis ya están aquí, y en esto no hay duda, de cualquier modo ¡habrán llegado!

El estudio de caso Lonzi era un problema extremadamente grave, pero también ardiente. Qué resultado habría producido nuestro trabajo no lo sabemos, pero si al final por casualidad convencemos que Valerio está diciendo la verdad el mundo científico habría saltado sobre él, como había ocurrido con el profesor Mack, de la Universidad de California que como había tenido la desgracia de escribir un libro sobre el fenómeno que describimos aquí.

Así que tuvimos que actuar de la manera más científica posible; nuestros resultados deben ser intangibles científicamente en la medida de lo posible mediante la aplicación de las técnicas de la hipnosis y regresión al final de nuestra investigación no iba a ser puesto en duda la veracidad de la experiencia de Valerio, sino toda la técnica hipnóloga utilizada en el mundo. En pocas palabras, si la hipología le permite una regresión a los recuerdos, con las limitaciones apropiadas, incluso con restricciones apropiadas Valerio ¡DECÍA VERDAD!.

Así llegamos a la tercera sesión fundamental de hipnosis y quería saber si Valerio había sido abducido antes. También queríamos intentar comprender que fuerza empujó a Valerio a decir las cosas fantásticas que creemos que no tenían nada que ver con la realidad.

De nuevo Valerio estaba tumbado en el sofá, en el estudio del Dr. Moretti; la hipnosis ya había comenzado, Valerio ya estaba en estado hipnótico profundo y Moretti estaba terminando de inducir al sujeto en un estado hipnótico profundo.

Momentos después Moretti me cedía el mando de la hipnosis y iba una vez más a formular las preguntas a Valerio : ¿esta sería la última sesión?

C : ¿Valerio me oyes?

V : Si

C : Me gustaría ahora que con su mente recuerde muy claramente cuando y si ha soñado estos extraños seres que ha encontrado y me gustaría que me diga cuando los ha soñado y si los ha soñado diga la primera vez. (Esta pregunta múltiple quería tentar a través del sueño de Valerio averiguar si el sujeto había entrado en contacto con esos seres que describe otras veces; de hecho a través del sueño podría ser de extrema importancia para verificar entonces en la hipnosis activa que no habremos trabajado en recuerdos reales de Valerio).

V : No entiendo la pregunta.

C : Seré más claro. Quiero saber si en un sueño los seres que se reunieron en el camping nunca han aparecido (las dudas interpretativas habían caído).

V : Si pero no son ellos (el sujeto se contradice porque tiene que decir la verdad, pero no puede decir la verdad. El conflicto interno se desprende de su respuesta).

C : ¿Cuando ha encontrado estos seres que no son ellos?

V : Muy a menudo, muchas veces.

C : y ¿la primera vez?

V : (Valerio si agita) ¡no lo sé!

C : ¿Antes de la reunión en el camping?

V : Si.

C : Hablemos de esta primera vez : ¿cómo se presentan estos seres, como empieza el sueño?

V : Tengo varios hechos.

C : Veamos el primero que se acuerda.

M : Háblanos del sueño como si fuera ahora, vuelve atrás en el tiempo y resueña ahora ese sueño, ese primer sueño que sabes.

V : Todavía estaba en la escuela primaria y el primer sueño que recuerdo conectado con este tipo de cosas era una búsqueda que se encendió en mi habitación, o mejor dicho, para ser precisos en el dormitorio de mi bisabuela en la casa donde vivo (Valerio aquí dice algo de lo que no estabamos al corriente : un sueño que tuvo, pero no sospechaba que lo hizo como un niño y todavía no sabe que este sueño en realidad era la transfiguración de algo que realmente ocurrió) estaba en el dormitorio sentado en la parte de la ventana cuando por la puerta entra una especie de cubo de escayola muy grande lleno de luces con diferentes protuberancias … entiendo que ser beligerante … se acerca lentamente pero inexorablemente hacia mí a lo largo de todo el perímetro de la cama; y cuando me despierto me va a agarrar … esto es un sueño que muchas veces me hice entonces dejé de soñar.

M : Le daba miedo este sueño, sentía esta presencia como mal enemigo?

V : Si.

C : Y luego ¿de qué otra manera soñó?

V : Otro sueño extraño que juzgué que estaba a punto … ya estaba en secundaria, era yo y algunos de mis amigos en la plaza y jugábamos … después de un tiempo que vi una especie de luz en un portal donde vivía entonces.

Nos dirigimos a la puerta donde vivía, y allí vimos una especie de cabina, parecía una cabina telefónica, recuerdo que incluso en un telefilm … creo que se llamaba al doctor Who me parece que viajó a través del tiempo en una cabina telefónica o algo así como el hecho de que está viendo una cosa que entró en la cabina de teléfono mientras mis amigos estaban fuera.

Pero cuando lo logré salir el paisaje había cambiado y todo estaba destruido, me di cuenta de que la cabina era realmente una máquina del tiempo. Los edificios fueron destruidos parcialmente, fuego y llamas por todas partes y había una guerra desatada por las armas que vuelan y como vemos en el rodaje de la película aquí y allá rayos y destruyeron todos (estas escenas descritas por Valerio se toman evidentemente de una película de ciencia ficción que debe haber visto como un niño, y aquí nos informan de este sueño, ya que será útil para mostrar la diferencia entre este y otros sueños que no tienen nada que ver con las películas o cómics. Incluso Valerio dice en la hipnosis que de alguna manera se había inspirado en estas películas para su sueños. Pero ahora también se puede averiguar lo que quería decir con eso Valerio con aquella sibilina frase de respuesta a nuestra pregunta … “que nunca soñó con los seres del camping” y la respuesta fue … “pero no son ellos …”. Ahora comprendo lentamente lo que quería decir con eso, “pero no son ellos” son en realidad el resultado de la imaginación de seres soñados por Valerio en estos sueños, no los que vió en el campamento … “pero no son ellos” : no puede ser más claro que ¡eso! Entonces traté de insistir, al hacer recontar a Valerio algo de más relevante teniendo presente que las preguntas demasiado precisas las responde haciendo el ajuste de su imaginación para contaminar toda la historia).

C : Y que ¿nunca soñó seres?

V : Si de varios tipos en vanas ocasiones.

C : ¿Descrívelos?

V : Un sueño que a menudo era inherente a un tipo de traje que llevaba puesto … no sé si lo hubiera construido o qué, el hecho es que lo he tenido. Este traje estaba hecha de propulsores extraños y era capaz de volar y tenía una pistola de la tecnología, estaba en otro planeta, y daba caza a un número de insectos con el esqueleto quitinosos. (Incluso nosotros, Valerio dice que los sueños no tienen relación con su historia y mis preguntas se han vuelto cada vez más adecuadas)

C : ¿Alguna vez soñó que algunos seres le hicieron un examen médico?

V : (Valerio responde rápidamente) Si.

C : Describe este sueño.

V : … (Valerio permanece en silencio)

C : ¿Qué tiene antes de la misma escena que soñó esta vez : una buena mirada alrededor y describí la habitación en la que estás (pregunta para trata de aliviar la tensión que se está creando en Valerio)

V : Soñé varias veces … pero los detalles difieren, tuve la sensación de estar bajo tierra : tal vez la sensación fue del hecho de que no podía ver las ventanas.

Sin embargo, parecía estar en una especie de clínica u hospital … había gente pienso que humanos que me hicieron una visita médica regular entonces … en un momento eran cuatro, uno se aleja a una puerta hidráulica que se abre automáticamente, y después de un tiempo regresa con otras cuatro personas … eran muy bajos de estatura (¡que! esto es lo que realmente quería que Valerio recordara en su memoria de sus sueños n.d.a.) eran muy pálidos y tendían la piel de color gris. Estas personas estaban a mi alrededor, y me repitieron la misma visita que me hicieron estas otras personas humanas. Se movían muy desigual, eran muy rápidos.

Era como si hubieran sido presas de prisa nerviosa. Me hicieron los mismos exámenes pero con instrumentos diversos. Sin embargo ellos no me hicieron daño y estos sueños los he tenido varias veces, y algunos detalles eran diferentes, pero no con respecto a las personas. La gente, los humanos tenían rasgos asiáticos, a saber … no fueron, sin embargo, no eran orientales pero parecían orientales.

M : Ahora mientras duerme más profundamente quiero que vaya a buscar a través de estos sueños un sueño que le dió mucho miedo y se asustó mucho.

V : Si.

M : Y puede decirme exactamente cómo impresionó en su memoria.

V : (respuesta inmediata) lo encontré …

M : Recuérdelo para que también lo libere.

V : Tenía entre ocho y diez años, estaba en el sueño … (y aquí Valerio vuelve a contar un sueño que ya ha contado en estado de vigilia, aquel de la estación con los vagones abandonados con doble juego con los pequeños ventiladores con dos ejes pequeños con el que tuvo una cita. En este sueño aún añade la particular obsesión de las élices girando del que el aleteo quiere seguir. Este sueño turba a Valerio de forma obsesiva y si efectivamente estaba relacionado a su experiencia de abducción sólo quería decir que la experiencia que la había tenido rápido había sido negativa. Además el sueño le da miedo y es desagradable y sobre todo Valerio tiene entre ocho y diez años y no quince, periodo de su presunta abducción : por tanto ¿había sido raptado antes de esa fecha?).

C : Ahora me gustaría que describiera como estaban vestidos sus amigos en este sueño (como se puede ver estamos tratando de hacer algo que nunca se había hecho antes. Se trata de contar el sueño en hipnosis : sueño que obiamente el sujeto relaciona de cualquier modo subconscientemente a su experiencia y que entonces debería definitivamente tienen un contenido relevante para lo que fue, no era la historia de la realidad, sin embargo, podríamos evocar una parte)

V : Sí, entonces mi amigo decia aquel normal … decia aquel más normal (n.d.a.) tenían una camiseta americana de rayas, pantalones cortos, zapatillas de deporte nada especial, sin embargo el otro tenía un equipo de corte muy corto era casi calvo tenía uñas pintadas de negro y llevaba un mono de mecánico, al menos a mí me pareció el traje.

C : ¿Sólo tenía las uñas negras?

V : Si me parecía.

C : ¿Era muy alto?

V : No era más bajo que yo.

C : Y los ojos ¿cómo los tenía?

V : Muy grandes, parecían normales, pero estaban más abiertos, más brillantes.

C : ¿Y la pupila?

V : … Eran negra con el contorno blanco.

C : Y la boca ¿cómo era?

V : Delgada (con una voz débil) y la nariz estrecha y las orejas diminutas.

C : ¿Estaban por casualidad insertadas en su cráneo?

V : Eran como una lapa (está claro que Valerio está describiendo la criatura que ha visto en el camping esa noche y que corresponde a una idéntico clásico de esos seres que se definen por la literatura como los “Grises”).

C : Quiero que ahora con tu recuerdo vuelvas a aquel sueño que has descrito hace un momento en que tuviste un examen médico y quiero saber si estos seres en esta visita se le han hecho alguna extracción.

V : Si.

C : Describe estas extracciones.

V : Me han inyectado sustancias con jeringas sin agujas que tenían un agarre como pistolas de aire que se utilizan para pintar con un recipiente debajo pero no tenían aguja.

Han utilizado instrumentos similares para extracciones.

Se llevaron una discreta cantidad de sangre que pero no he sentido mal … me han molestado las picaduras … lo soporto pero prefiero si puedo evitarlo.

Tal vez ya he dicho que no puedo soportar la introducción de cuerpos extraños o sondas en mi cuerpo de todas formas he tomado medidas en todo el cuerpo, me hicieron levantarme, caminar, me han colocado auriculares, oí los sonidos a continuación, los sonidos han terminado y han colocado una especie de visor y vi puntos brillantes que se encendían en una cierta secuencia, y tuve que repetirlo lo más rápido posible, entonces me apoyaron un especie de cilindro en una pierna y dijo … “tomamos una muestra de piel, pero no se preocupe, que no le hacen mal, pero de hecho me lo hicieron.

Tomaron pelo de la cabeza, una muestra de pelo, me cortaron las uñas. También se llevaron un poco de saliva, que no me hizo daño, me trataron bien y me dieron otra buena inyección y me dormí. (Valerio habla con fluidez, no tiene miedo de evocar un sueño y aunque esto representaba la realidad en este momento no es consciente de ello; sería muy diferente si era para evocar algo desagradable que realmente sucedió. El truco, por lo tanto, del sueño parece funcionar. De un análisis breve de esta historia parece claro que Valerio no está soñando en absoluto sino que describe con detalle algo que es muy claro en su memoria y no tiene la apariencia, la estructura de la experiencia del sueño, tanto es así que a continuación, se queda dormido. No dice “el sueño termina,” ¡no! dice que se queda dormido esta vez de verdad, que la conciencia se pierde realmente. fue en este punto de nuestra impresión que Valerio había dicho algo que en realidad no vivía en el sueño, sino como una sueño. Nuestro sistema de proceder ¡dio los primeros resultados!)

C : y en este o en otro sueño ¿le han introducido una sonda en la nariz? (la pregunta es extremadamente provocativa).

V : No me han introducido ninguna sonda en la nariz. La única vez que sucedió fue en realidad cuando me ingresaron en el hospital en Sestri (episodio que ya dijo) la he visto fea. Sin embargo, incluso antes no podía soportar estas cosas, ahora no las soporto más. (Fallido intento de evocar el recuerdo de una posible sonda introducida por cualquier alienígenas n.d.a.).

C : Describa estos pequeños seres que le hicieron esta visita.

V : Llevaban medias de color oscuro como su piel y un cinturón aún más oscuro, casi negro, parecían descalzos … eran incluso más bajos que yo (con énfasis) ahora … pero no mucho teniendo en cuenta que estoy en uno y cincuenta y seis, tenían que estar entre uno veinte y uno y treinta.

Sin embargo, no tienen pelo, las orejas estaban casi atrofiadas eran lo que puedo decir, que no tenían nuestra forma irregular y parecía eran más orificios y la nariz era casi inexistente y aún así terminaba con el punto hacia arriba muy apretado. Labios delgados, no existe la barbilla, la frente amplia, mucho más amplias que yo (Valerio se está quedando calvo ligeramente y tiene una muy amplia frente n.d.a.).

No tenían las cejas y las pestañas y los ojos eran muy redondos y sin embargo … era extraño … tenían una apariencia bien detallada, neta, el uno del otro, aunque eran diferentes entre sí podrían ser distinguidos.

C : Y las manos ¿cómo estabn hechas?

V : Cuatro dedos de uñas negras. (Ahí es donde viene el recuerdo del sueño con el chico de las uñas negras. No se trataba de uñas negras, sino sobre todo de un cuerpo completamente diferente. La censura onírica o quien sea había modificado el ya mal sueño).

C : ¿Cuánto tiempo hace que dejó de tener este sueño (y claramente Valerio continúa describiendo los seres Grises y la mención de los cuatro dedos corta el nudo gordiano : la última pregunta tenía por objeto confirmar si Valerio se acordaba de estos seres, es decir, si los hubía soñado antes de la experiencia que había sufrido en el campo. Esto sería una prueba de que Valerio era un repetidor)

V : En la adolescencia cuando tenía quince o dieciséis años, en realidad lo tuve muchas veces.

C : ¿Antes de la edad de quince años?

V : ¡No! (sin embargo, el intento fallido, tal vez Valerio ¿había sido realmente raptado sólo una vez?)

C : Y ¿antes de la edad de quince años … ve bien en su memoria … que nunca soñaste algo como esto?

V : (Valerio aquí dice cosas que no están directamente relacionados con nuestra historia).

C : De vuelta al sueño en el que estaba en el examen médico.

V : Si.

C : Ahora me gustaría saber exactamente cómo empezó el sueño desde el primer momento en el que ha empezado a tener el sueño.

V : Comienza … es extraño, porque lo he hecho más de una vez y cada vez comienza de una manera diferente de todos modos … estoy en compañía de cuatro o cinco personas con trajes con gafas oscuras, que están bajando del ascensor, alguien me apoya algo en el brazo y pierdo los sentidos y despierto en una cama de hospital. Me despierto con estos cuatro seres humanos y el resto ya lo dije.

C : Este sueño ¿lo ha soñado antes o después de la experiencia en el campamento?

V : Creo que más adelante.

C : Ahora quiero que mire hacia atrás en su vida y recuerde la primera vez que tuvo un ataque de asma y me gustaría que describiera lo que pasó (con sueños no van bien, tratamos de evocar el asma psicosomática de Valerio).

V : La primera vez que tuve un ataque de asma fue cuando vi esa noche en el camping las tres esferas … de hecho salió de la tienda sólo por respirar mal y nunca había sufrido de asma en el camping … de hecho … me corrijo, ya sufría de asma y es precisamente por esta razón por la que mis padres me habían enviado al gimnasio y a los exploradores, para que haga ejercicio físico y mi doctor dijo que mi tipo de asma era alérgico al polvo y si tuviera más oxigenación en los pulmones que respiraría mejor. De hecho, desde que estaba haciendo estas actividades que no me había venido un ataque de asma nunca.

M : Las cosas que ha dicho son ciertas. No había sufrido alguna vez ataques de asma, pero luego dice que sus padres le habían enviado al campamento sólo para que se le pasaran. Ahora voy a tocar su brazo, si la verdad al número uno es la primera vez que ha tenido asma fue en el camping, el brazo se levantará una vez : si la verdad es el número dos, que ya hacía tiempo que sufría de asma, se levantará dos veces. Todo esto no tiene nada que ver con su voluntad, usted duerme tranquilo … (después de una breve pausa de silencio Valerio levanta el brazo dos veces).

M : ¿Recuerdas cuando en su vida alguna vez has soñado que alguien lo ha hipnotizado?

V : Si.

M : ¿Recuerdas este sueño?

V : ¡No!

M : Si no recuerdas el sueño pero una parte de tí no quiere recordarlo … si esta parte sabe que se han quedado de las órdenes post-hipnóticas, tales como, por ejemplo, no podía recordar el sueño, si lo que digo es cierto, usted no puede hacer nada y el brazo derecho se alzará.

V : (con gran esfuerzo la mano derecho de Valerio se alza).

M : Ahora Valerio escuche bien, porque los poderes que me han conferido ahora toco su frente y lo libero de cualquier condicionamiento hipnótico anterior, que es incompatible con lo que le pido … que me libre de mi total y completa responsabilidad (Moretti intentó un tiro desesperado : si efectivamente la orden post-hipnótica de no recordar existía, Moretti intenta aquí a fuerza de derivación que de hecho Moretti me había dicho al oído durante la sesión que valía la pena hacer una. Intenta hacerlo, pero el resultado no era obvio) aquí, que ahora está libre, y tengo el dominio total de la sesión; ahora por tu voluntad recordarás la vez que soñaste haberte sometido a hipnosis y qué órdenes se le dieron, porque ahora está libre de cualquier condicionamiento que no sea el mío … ¿recuerda esto … en que sueño fue hipnotizada?

V : No.

M : La Maura.

V : No.

M : ¿Cuando tuvo este sueño?

V : Hace diez u once años, pero me lo repitió.

M : No tenía nada que hacer así, había trabajado con algún otro hipnotizador médico?

V : No, nunca he estado con un hipnotizador.

M : ¿Era un sueño?

V : Me parece que si.

M : Cuéntemelo así.

V : Y como si ya lo habían dicho pero con riesgo a centrarse en el.

M : Pero a mí no me has dicho nada (insiste Moretti : el chico cae en una fuerte contradicción, pero insiste)

V : Repito, y como si ya lo había dicho, pero no puede centrarme en el.

M : Entre los sueños ¿qué me has dicho ya?

V : Si.

M : Sin cansarte facilita el proceso de recordarlo. Voy a poner la mano en su frente y sienta una agradable sensación de relajación, el deseo de dormir más profundamente y este sueño, sin esfuerzo, el sueño de la hipnosis que no era mío, este sueño que poco a poco como lo resoñará como si lo estuviera soñando por primera vez. Esta vez será un sueño muy positivo que no te dejará ningún mal recuerdo, bajo mi responsabilidad (Moretti insiste n.d.a.)

V : (Una larga pausa en la que no pasa nada) No sé, pero una cosa es segura, esto no es una sesión de hipnosis en el sentido estricto, ya que estamos acostumbrados a concebirlo, pero tengo la sensación que ha tenido todo efectos de tal cosa si no más eficaz … y como si estuviera en frente de una televisión, donde se almacenan muchos canales, se rompió la recepción de la antena … sin embargo, es pésima. (Pausa larga)

M : En este tipo de hipnosis ¿ha recibido órdenes de cosas que decir o no decir?

V : Más o menos.

M : Si estos condicionamientos interfieren de algún modo nuestra sesión hipnótica el brazo derecho se elevará (el brazo de Valerio se eleva).

M : ¿Recuerdas algo que le fue comunicado decir en este tipo de hipnosis?

V : … que tenía permiso para contar mi experiencia, he tenido la oportunidad o tal vez el permiso para decir que no soy el único, hay varias personas destinadas para múltiples propósitos. Una de ellas es la que allana el camino … y ese es uno de mis trabajos. Esto permitirá que diga, sin embargo per si trato de esforzarme hay confusión, no puedo encontrar una información más precisa, pero sé que existe.

M : Esta que inadecuadamente llamamos hipnosis ¿tiene algo que ver con la experiencia que ha vivido en el campamento?

V : Seguramente poco después o al menos después.

M : ¿Estas inducciones hipnóticas tienen que ver con las esferas?

V : Creo que sí … (pausa).

M : Si hay algo que no se podía decir o recordar respecto a las visitas médicas no importa si lo recuerda, pero si hay algo que no recuerda simplemente levante el ¡brazo derecho! (el brazo derecho de Valerio se levanta inmediatamente. Valerio no recuerda pero él sabe que no debe recordar y saber que hay algo que no recuerda, está bastante claro que su subconsciente sabe lo que es no recordar su consciente).

M : Ahora se ve que el brazo se eleva, lo siente y en este punto le doy una orden post-hipnótica : la próxima sesión que vamos a hacer, será capaz de volver a vivir sin miedo en todos los detalles la visita médica en cuestión, incluso en sus aspectos dolorosos, sin las sensaciones que sentió en ese momento (Moretti sigue instando a Valerio con una orden post-hipnótica), todo esto va a funcionar a partir del próxima inducción hipnótica (Valerio está cansado, evidentemente, las cosas dichas por él fueron retiradas con gran dificultad y se decide terminar aquí esta larga sesión hipnótica).

Procedamos así en pequeños pasos. Valerio, estaba claro, que no quería recordar nada de lo que tenía que ver con su abducción y en particular con la visita médica a que había sido sometido. Pero se mezcló con toda claridad sus ideas, lo que había hecho en la materia con el curso real de los acontecimientos, al menos esa fue siempre nuestra impresión.

El chico manifestaba también una muy alta agresividad oculta que era agudizada cuando íbamos justo a romper el muro de sus recuerdos y esto nos había hecho pensar que estábamos en el camino correcto; en el fondo algunos intentos más para forzar su memoria podríamos haberlos hecho sin debilitar excesivamente su psique. Si las cosas no habían ido bien, en la próxima sesión de la hipnosis tendríamos que abandonar el proyecto; todavía colocamos en el subconsciente de Valerio una especie de bomba de tiempo que iba a explotar en la culmen de la ulterior sesión, cuando la orden post-hipnótica para recordar todo tal vez tenga efecto.

Había que golpear el hierro mientras estaba caliente, y sabiendo que las órdenes post-hipnóticas se vuelven menos eficaces con el tiempo si no son reforzadas adecuadamente, decidimos no esperar a los habituales quince días para hacer otra sesión, para hacer la tarde inmediata, justo después de una comida rápida de trabajo. Nos despedimos y nos dimos cita a las catorce y treinta siempre de Moretti.

 

Capítulo 10
¡Hasta el final! 

Se reanudó el tour de force : todos estábamos en nuestros sitios y este día sin fin nos llevaría a casa destrudos por fatiga. El único que estaba bien era Valerio, la orden post-hipnótica de sentirse bien y reposado efectivamente parecía tener efecto.

Valerio ya estaba en hipnosis profunda : esta vez necesitó poco de tiempo para obtener el resultado deseado.

También hay que decir que a medida que se hacían las sesiones hipnóticas Valerio entraba en trance cada vez más rápidamente.

M : Al principio tendrá dificultades y un cierto temor en el recuerdo de lo que voy a preguntar, pero muy fácil va a superar este miedo y decirme claramente lo que le pida : para volver a olvidar. Si entiende todo lo que he dicho levante la mano derecha.

V : (Levanta la mano derecha).

M : Bueno, puede bajarla. Ahora recuerda muy bien que en el hospital en una ocasión se le insertó un tubo por la nariz, y que este hecho le hizo sentir mal y lo suficientemente irritante para arrebatarlo.

V : No.

M : ¿No? ¿le dolía?

V : Si pero no lo arrebaté.

M : ¿Tenía una verdadera fobia por el tubo?

V : Si.

M : Ahora afirmaré una cosa … esta molestia por la sonda nasal nació antes de esa visita, sólo explotó. Ahora quiero retrocede en el tiempo hasta recordar el episodio donde se realiza su temor por la sonda … por la sonda … por la sonda … atrás en el tiempo … y si usted se siente bloqueado por recordar porque encuentra el obstáculo del miedo le ayudaré.

V : No es miedo la que obstaculiza … no puedo encontrar la causa.

M : No se preocupe, no vamos a buscarla, imaginar estar en un compartimiento del tren : el tren y camina y paso a paso que el tren camina ve tantas cosas de su vida pasar a través de la ventana, vida diurna, vida real, vida soñada, pero vendrá un cierto momento que verá por la ventana una escena que le explicará el fastidio por la sonda … luego el tren se detendrá y puede describir la escena, pero como si hubiera sucedido a otro, en un estado de completa calma … he aquí, ahora vaya y haga ese viaje …

V : (Valerio responder mientras Moretti sigue hablando más y más suavemente, un sinfín de momentos pasan y no pasa nada).

M : Cuando vea esa escena su brazo se alzará como diciendo … “nosotros”.

V : (Después de una larga espera interminable, pasando al menos tres minutos en los que no pasa nada, nos miramos entre nosotros esperando a que pase algo …, finalmente, Valerio levanta su brazo derecho).

M : La primera vez … habla de la primera vez que le introdujeron la sonda … el dedo índice de la mano derecha me hará ver dónde han enfilado la sonda.

V : (Valerio indica las dos fosas nasales de la nariz, la primera a la izquierda y luego a la derecha).

M : ¿Qué edad tenía?

V : Muy joven (con un hilo de voz).

M : Dice lo que ve sin temor.

V : (Pausa muy larga) me acuerdo cuando estaba en el hospital que me sujetaban entre cuatro para ponerme la sonda por la nariz hasta el estómago, recuerdo que en esa ocasión también fue la Maura.

M : ¿El lugar de la otra vez dónde estaba?, cuando era más pequeño, ¿recuerda el ambiente donde se encontraba?

V : (Sin respuesta).

M : ¿La sonda se lo recuerda?

V : (Sin respuesta).

M : ¿Era diferente o igual a la del hospital?

V : (Con un hilo de voz) fue diferente (fin estábamos rompiendo el muro del recuerdo).

M : ¿Cómo era?

V : Era como vivo (pausa) se movía solo.

M : ¿Se estaba moviendo por sí mismo?

V : Si (larga pausa).

M : Ahora escucheme bien, le pasaré tres veces la mano por la frente y la amnesia se disolverá y permaneceré emocionalmente insensible, tranquilo, podrá decirme cómo sucedió a otra persona, y yo le dará este comando que anula cualquier comando anterior de tipo opuesto (Moretti toca tres veces la frente de Valerio) aquí ¡todo está grabado en su cerebro! ¡Hable Valerio puede hacerlo!

V : Recuerdo … de diferentes sondas hechas de especies de tubos que no eran transparentes parecían de piel negra, y al mismo tiempo luminiscente. Se movían solos como los filamentos de una medusa bajo el agua. Terminaron con unas cabezas semiesféricas iluminadas y fueron a tocar cada uno de esos ciertos puntos.

A continuación, una … exploró en la cavidad nasal antes en un lado luego en el otro, no hacía daño, pero no fue agradable, no sé … no era agradable, pero sabía que no había lesionado, dañado, no tenía dolor, pero … me había molestado.

M : ¿Se sintió herido en el orgullo?

V : No o al menos no más de lo que podía ser exitoso para otros tipos de exámenes … (pausa) … cuando en el hospital luego hacen … me han puesto la sonda en la nariz que me sostienen por la fuerza … tenía que liberarme a toda costa y si no fuera por la Maura ¡me habría roto!

M : ¿Por qué se había de liberar a toda costa?

V : Porque no quería tener un cuerpo extraño en el interior del mío, ¡sin ninguna razón!

M : Y la primera vez no te viene a la mente para deshacerse de él a toda costa?

V : Subito si.

M : ¿Qué lo impidió?

V : Yo mismo, no había nadie para detenerlo y luego no me podía mover.

M : ¿Quería deshacerse de él? ahora se puede decir.

V : Sssi, si (débilmente).

M : Me gustaría que pudiera decir los sentimientos que tenía en aquella circunstancia porque creo que estaba también … muy molesto ¿de verdad? pensar bien (esta pregunta se caía incluso por algunas observaciones que habíamos hecho en ausencia de Valerio mientras se prepara la hipnosis. hecho de Todos teníamos la impresión de que un proceso de disonancia cognitiva estaba operando en Valerio que lo hace lucir como su nivel de experiencia inconsciente como algo positivo, después de todo : son los alienígenas, me hacen preso para hacer experimentos científicos a veces con fines positivos para nosotros y para ellos y tengo que estar feliz porque hemos servido a una noble causa … estos eran los recuerdos de Valerio que en cambio habían demostrado ser cada vez falsos. Dentro de él, la desagradable realidad de todo lo que le había sucedido había sido reclutada por la disonancia cognitiva en una verdad más dulce, más asequible y menos dolorosa. La pregunta de Moretti volvió a poner en evidencia este particular aspecto de la cuestión).

V : Lo que sentía … que me molestó fue que, en algún momento no ser dueño de mis acciones, a pesar diciendo a mí mismo me sentí … no se preocupe, que es por su propio bien, no se preocupe, no se que va a pasar a veces sentí que mi voluntad se llevó a cabo con una correa por una voluntad superior.

M : ¿Subyugado quiere decir?

V : Controlado, mis movimientos eran … no podía moverme, pero aquello que me hizo un poco enojado fue el hecho por el que habían limitado mis movimientos … probablemente pensaron que iba a huir … entonces … quiero decir (con la voz ofendida y resignada) … donde habría podido ir … pero en su lugar no era posible, tener libertad para moverme por un momento … sentía que no podía efectuar el más mínimo movimiento y sentí que era porque ellos no confíaban en mí porque tenían miedo de que pudiera reaccionar de una manera inesperada y esto me dio problemas. De alguna manera me obligaron a aceptar una situación que ya … yo estaba dispuesto a aceptar. (Pausa).

M : Y además del tubo en la nariz, así como otros experimentos interventivos o pruebas ¿había también algo en su espalda, donde se encuentran las cicatrices?

V : Sí, pero eso era una cuestión diferente, o más bien que no era realmente una pregunta, al menos en lo que dijeron … comenzaría poco después.

M : Y ¿cómo se hubiera marcado usted?

V : En cierto modo … no se puede llamar así.

M : Ha habido exámenes particularmente desagradables sobre la sonda en la nariz?

V : ¡No!.

M : ¿Aquello fue lo peor?

V : Si.

M : Pero descendió al estómago o salió de la nariz, como le hace sentir, ¿lo ha sentido por la garganta?

V : No, porque de vez en cuando, aunque no en forma completa y técnica, en principio, me informaban de lo que estaban haciendo.

En cuanto al abdomen dijo que ya habían sufrido antes de la verificación de algún tipo … para ser honesto no he sentido la sonda en el estómago, se ha quedado sólo detenido en la cavidad nasal y la salida no lo sé.

M : Estas pruebas que te han hecho : ¿se llevaron a cabo en diferentes circunstancias o todas a la vez?

V : … (pausa) … no … creo que una vez … pero …

M : Si todo lo que está diciendo no es cierto, pero no por tu voluntad el brazo derecho se alzará … su brazo derecho está bajo el control total de mi voluntad, y yo le mandaré alzarse si ha estado sometido a estas pruebas más una vez en su vida.

V : (Pausa).

M : En cualquier orden anterior prevalece ¡la última orden en el tiempo!

V : Tengo solo la sensación pero no lo sé.

M : Diga la sensación.

V : Me produce vergüenza …

M : Sabe que lo puedo proteger de cualquier cosa que se diga, ¡hable pues!

V : Lo que creo y que es un evento similar a los que he vivido una vez, pero lo que siento y lo que he experimentado más de una vez … porque me dijeron que los sueños eran parte de mi realidad y que donde no podemos llegar y me acuerdo, sabremos llegar así … pero debemos poner mucha atención para interpretar y que necesitaría alguna otra persona, no sería fácil encontrar a las personas adecuadas, pero era esencial encontrarlas … en cualquier caso, y como si hubieran en mí dos realidades verdaderas pero diversas … no puedo … no puedo dar una orden precisa … entre … (Valerio confundido).

M : No se preocupe si un sueño o algo más, lo importante es que deja claro toda la información que está en su interior.

V : Pero ¿cómo puedo saber si es realidad o fantasía?

M : No es este el trabajo ahora, al menos por ahora su tarea es simplemente liberar su mente de sus recuerdos y responder a lo que se le pregunta ¿está claro?

V : Si.

M : Ahora tiene que ayudarme limitándose a decir lo que los rumores que le voy a pedir las preguntas, ahora duerma profundamente y una voz le preguntará cosas y responderá a esa voz como la mía; de lo otro no se preocupe … (Moretti me iba a pasar el comando de la sesión. En este punto de la sesión sucedió algo anormal : mientras que Valerio describe los intentos de rebelarse contra la especie de hipnosis realizada sobre él por los Grises habían comenzado parcialmente a rebelarse incluso a Moretti a hacer preguntas e interactuar activamente con el terapeuta. Por su parte Moretti fue capaz de ganarse firmemente en su mano toda la situación, pero la reacción de Valerio, que recordamos se encontraba en un estado de hipnosis profunda, saltó en paralelo con el intento que había hecho de rebelión a los alienígenas. La situación estaba ahora totalmente desbloqueado : el muro de silencio y fatiga había sido derribado : la confianza que Valerio ponía en los alienígenas había sido rota y por primera vez Valerio tenía al menos en la hipnosis la idea de que los Grises no eran tan buenos como estaban dando a entender).

C : Valerio quiero saber si estos exámenes que le han hecho tienen algo que ver con el sexo.

V : (Pausa silenciosa, se agita en el sofá).

C : Ahora tiene a su frente la misma escena que ha vivido, que debe contar … (pausa) … no hay nadie que pueda impedir decir lo que se está viendo en su memoria … (pausa).

M : Pero si escucha algún impedimento grave levante la mano derecha de modo que puedo ayudarle.

V : No, no hay ningún impedimento …

C : Relate lo que le sucedió después de haberle puesto las sondas en la nariz, ¿qué otras pruebas hicieron?

V : Solína decir como, el equipo utilizado … diferentes objetos que estaban fuera del techo … si puedo llamarlo así … a intervalos regulares han surgido varios armas … y me explicaron que se utiliza para hacer exámenes y era importante para hacer el examen completo sin interrumpir … que necesitaban todas las respuestas, todos los valores, tenían que entender todo esto y a sus preguntas eran tener una respuesta … ¡parecería que lo tenían!

La sonda … efectivamente la sonda entraba primero en la nariz izquierda y luego en la derecha, físicamente no se notaba nada que se insinuara en la garganta o en el estómago. Tenía más la impresión que ascendía … sé que es tonto, realmente no entienden cómo era posible que ascendió, pero la sensación era aquella. A continuación, la sonda se retiró y otras sondas que son análogos a esta siguieron basándose en varios puntos de mi cuerpo.

Había otras pruebas, me sentaron, me puso una especie de casco que parecía una especie de … una parte superior de una medusa transparente seco y duro con una luminiscencia en el interior de todos modos aderido perfectamente a la cabeza y aquello fue uno de los exámenes.

Otros cilindros conectados … a los tubos presumiblemente telescópicos podrían realizar la función de apoyo y que descansaban en varios puntos que me explicaron todo lo que eran importantes, conectados a los órganos principales, queria entender cómo trabajaban y habían perfectamente entendido que no podían actuar de otro modo si dañándome y que era la única manera. Y para no dañarme tenían que mantenerme despierto y dijeron que me recuerdo a intervalos en el tiempo correcto y que era mejor para mí y para ellos, de todos modos me molestaba pero no por mucho tiempo, y la respuesta que me dieron fue suficiente relevante para lo que sentía.

El hecho de que no me podía moverme era una especie de restricción dada por su desconfianza es decir, tenían que confiar necesariamente porque servido y he tenido que aceptar la situación, ya que necesariamente tenía que ser. La sonda no me hizo daño … recuerdo en su lugar el dolor atribuido al avenimiento del hospital … aquello si fue un dolor físico.

C : ¿Qué examen le han hecho a los órganos genitales?

V : Salió del paralelepípedo en el que estaba algo frío, parecía metal, pero era mucho más frío … por un momento me hizo temblar, cuando se apoyó en el aparato genital, pero fue cuestión de un segundo entonces como decir … tenía una especie de sensación de que duró unos segundos y sentí un siseó el mismo que el anterior, como el que había atacado aparato genital se había retirado en a su su alojamiento : sin embargo, por el hecho de que estaba acostado no pude observarlo pero fue también una sensación como si fuese metal, aunque debo decir que fue más frío de lo normal, incluso teniendo en cuenta que era verano y no podía ser un helado …

C : ¿Cuando sucedía esto?

V : En el momento de la experiencia del campamento que ya he dicho muchas veces.

C : Estos exámenes ¿alguna vez los ha hecho antes?

V : Absolutamente ¡no!

C : ¿Tal vez le han hecho diferentes exámenes?

V : (Pausa) ¡no!

M : Me gustaría preguntarle algo Valerio : después de las reuniones que tuvo con ese tipo de casco … hay cosas que incluso ahora que conoce, es posible no decir … o …

V : ¡Si!

M : ¿Son muchas las que sabe?

V : Cuantitativamente no pero cualitativamente ¡si!

M : Pero ¿en cuanto a las cosas que le pasaron a usted o se relacionan con las cosas en general?

V : ¡Instrucciones!

M : Repito la pregunta : vamos a llamar a esto censura forzada …

V : ¡Instrucciones!

M : ¿Son cosas que guarda personalmente?

V : ¡Instrucciones!

M : La instrucción no significa nada : por favor, responda a mi pregunta. ¿Las cosas que no puede decir son cosas que le han pasado?

V : También.

M : Por ejemplo, ¿no podía decir si tenía otras reuniones? …

V : Por ejemplo …

C : Estos seres ¿eran hombres o mujeres? (la pregunta tiende a distraerle llevándolo a recordar cosas para aliviar la presión que Moretti estaba ejerciendole : en pocas palabras pretendió cambiar de tema)

V : Asexual.

C : ¿Cómo lo sabe?

V : Me lo han dicho … aunque tengo que decir … … me parecía más hombres que mujeres, porque las mujeres que están acostumbrados a ver con características físicas desconocidas para ellos … que no tenían las protuberancias, los aparatos que se utilizan para poseer.

C : ¿Cuantos estaban a su alrededor?

V : Ninguno.

C : Estos seres entonces ¿cuando los vió?

V : Algunos en el monitor hexagonal, otros ven que crecen fuera de una clase de ranuras rectangulares y algunos de ellos los vi en mi mente cuando estaba solo … el casco … hacía aquello que me dijeron … tal vez su tarea era para explorar … (la voz se hace confusa) las esferas del cerebro la materia gris del cerebelo las experiencias en resumen, todo lo que conectaba mi vida y me hizo ver y aún no sólo con ese sistema lo que ellos llaman “sus subordinados amables” (n.d.a.).

C : Seres diferentes, por ejemplo, ¿más parecidos a nosotros ha visto alguna vez?

V : Eran bastante similares a nosotros porque eran humanoides, antropomorfos, con dos brazos, dos piernas, una nariz, una cabeza, un tronco, no mucho más bajo que yo y ellos, o al menos las voces, parte masculina y parte femenina, mezcla, dijeron que incluso en el nivel físico mi caso era particularmente favorable y cuando le pregunté, ¿para qué cosa? dijeron que no me preocupe porque esto sería una de las muchas preguntas a las que responderían más tarde.

Le pregunté ¿cuándo? dijeron … te lo diremos …

¿En qué ocasiones? le pregunté … … en otras ocasiones, respondieron. Y me di cuenta de que eran elusivos, pero insistí más y más me daba cuenta de que su sospecha creció.

Entonces me di cuenta de que era mejor no insistir demasiado, porque me di cuenta que si querían hacerme daño, habrían podido tranquilamente hacérmelo así que a pesar de mi edad (n.d.a.), me di cuenta que no tendría ninguna manera de ser hostil.

En otras experiencias o presuntas de los seres humanoides o no … bueno … ya he dicho muchas veces a amigos a personas expertas … quién no sueña acerca de ciertas cosas … en sueños que tenía de ver muchas carreras, pero. .. son sólo sueños (Aquí Valerio deja claro que parece reconocer el valor de la hipnosis regresiva y la dimensión del sueño de la realidad vivida. Este paso es por lo tanto extremadamente importante ser capaz de juzgar el valor y fiabilidad de las declaraciones de Valerio).

C : ¿Por qué estos seres le han dicho que son asexuales?

V : No lo han dicho estos seres, sino rumores. Estos seres ¡no hablan! al menos el lenguaje no es mudo, como acerca de lo que era capaz de ver o creer ver, porque en el fondo no los ví fisicamente a mi alrededor … vi a uno aparecen en este tipo de hendidura rectangular, vi algunos a través de este tipo de pantallas que tenía un tipo de colmena (hexagonal n.d.a.) al igual que el suelo.

Comunicado seguramente … no me lo han dicho por qué no producían sonidos, pero en cualquier caso, creo que cualquier ser tiene una forma de comunicación (aquí Valerio podría dejarse llevar por la imaginación, pero se puede ver que sólo hace que las hipótesis siempre mostrando un gran desprendimiento de la imaginación).

C : ¿Por qué las voces dijeron que estos seres eran sin sexo?

V : (Pausa) no sé por qué.

C : ¿Cuando vio por primera vez la caja que hace las marcas en su espalda?

V : Cuando decimos que me han apoyado esa caja en la espalda que no podía verlo, pero no tenía la impresión que tenía una forma rectangular anatómica, en perfecta consonancia con la espalda y justo después tuve la impresión de que tenía la forma y era una prueba más … tuve la oportunidad de examinarla o tocarla, pero en mi cerebro había formado una imagen clara y nítida de un objeto que nunca había visto o al menos de un objeto que no sabía pero nunca había tenido ocasión de observar. Entiendo que es extraño explicar tal cosa no puedo encontrar las palabras necesarias …

M : Respeto lo que me ha dicho, sin embargo, una cosa que quiero saber, porque, por ejemplo, en una reunión con estos seres, se puede hablar mientras en otro encuentro no. No puedo imaginar por qué.

V : Por lo poco que pueda hacer el tesoro de mi experiencia es que … otras personas pueden usar inapropiadamente lo que me pasó y para evitar que esto suceda, el único sistema es el silencio incondicional y absoluto.

M : Pero en el encuentro que hizo en la época del campamento si que ha hablado.

V : Si no obstante es pasados quince años.

M : Hubo muchos otros, ¿no es así? de los cuales no se puede hablar (aquí Moretti intenta una llamada, en jerga poco científica, un cebo con Valerio).

V : No, no muchos, repito no cuantitativamente, sino cualitativamente.

M : ¿Llevará otros diez años?

V : ¡Difícil de decir!

M : Su silencio con respecto a estas reuniones adicionales ¿es un silencio consciente y de colaboración? o se trata de la parte interior en contra de su voluntad y que no se puede hacer nada.

V : Ambos. Digamos que hay un cooperación …

M : Lo siento, porque significa que usted no confía en todos nosotros …

V : No es el punto … ciertas cosas dependen de ellos, y no por usted, a continuación, teniendo en cuenta el hecho de que soy el medio y tu un medio del medio …

M : ¿Y si yo asegurase secreto profesional?

V : Desde su punto de vista es irrelevante, de todas formas confío en usted, pero en una escala de valores que van desde un mínimo hasta un máximo no confío en nadie, ni siquiera en mi mismo (aquí Valerio comienza a mostrar desquiciar la confianza del alienígena y a pesar de todos los mensajes que los grises que le pusieron en el cerebro empieza a deshacerse de él de manera crítica. Estamos cada vez más en el camino de la liberación de las influencias jerárquicas entre los alienígenas y Valerio está recuperando su libertad de juicio y crítica, todo lo que ve y por lo tanto puede describir voluntad, de ahora en adelante, lo que cree que ha visto y no lo que le dijeron que dejera) … precisamente por eso puedo decir … porque lo sabe.

C : ¿Loo sabremos se tu lo dices?

V : Temo di si.

C : ¿Cómo lo saben?

V : Hay ciertos puntos situados en el mundo, y en este caso en Italia, e incluso en Liguria que son particularmente receptivos … Habito en un lugar que está rodeado por estos puntos y algunas personas con conocimientos en estas dinámicas están muy familiarizados … los conozco por las experiencias de mis amigos. Estos lugares son especialmente activos para ellos porque se esconden secretos, por lo que al menos puedo llamarlos, y estos lugares rodean el punto donde vivo y es fácilmente comprensible cómo pueden llegar a conocer lo que hago, cuando ellos mismos me dijeron que no sólo a través de sueños podían controlar mi trabajo es claro para asumir que cualquier cosa o combinación si algo va mal … pueden, quieren, debemos preguntarnos un remedio (estas son cosas que Valerio supone, y lo dice claramente, pero que no sabe con certeza absoluta . Valerio está en condiciones de espionaje continuo : se siente cada vez más vigilado y con miedo de sobrecargado porque … me gustaría saberlo n.d.a.).

C : ¿Qué significa que han utilizado para conseguir que usted no recuerde?

V : No lo sé.

C : Tal vez ¿las luces, los colores, los sonidos? (sin duda algo que atrae a los sentidos de los mamíferos)

V : No estoy seguro … creo que una secuencia de sonidos.

C : ¿Cómo eran estos sonidos?

V : Abarcó ocho octavas.

C : ¿Qué quiere decir, que puede ser específico?

V : Una muy larga secuencia de sonidos.

C : ¿Te acuerdas de ellos?

V : ¡No! (respuesta inmediata).

C : ¿Eran muchos estos sonidos?

V : Si muchos.

C : Y si lo fueras a escuchar ¿lo recordarías?

V : Si los recordaria.

C : ¿Han usado más veces estos sonidos? (trato de hacer decir a Valerio con un truco si fue secuestrado varias veces).

V : Una vez.

C : ¿Una vez por cada vez que te llevaron?

V : (Pausa larga) … sssi.

C : ¿Cuántas veces en total la han usado?

V : (Larga pausa, Valerio se revuelve en el sofá) … creo que tres (responde con un susurro).

C : Y la primera vez ¿qué fue?

V : (Pausa) no lo sé.

C : Y la segunda vez ¿cuando fue?

V : (Pausa y suspira) creo que las anote.

C : Y la tercera vez ¿qué era?

V : No lo sé (con seguridad).

(Y en este punto es obvio que Valerio fue raptado por lo menos tres veces y el episodio del campamento era sólo aquel temporal intermedio. En ese momento habíamos comprobado que Valerio era un repetidor. Después nos encontramos con un clásico abducido varias veces, pero siempre sin su conocimiento : lo que había salido de las sesiones de hipnosis hasta ahora era sólo la punta del iceberg).

C : ¿La primera y la tercera vez fue tomado mientras dormía?

V : Me incómoda pensar en ello (la respuesta Valerio se produce después de una larga pausa interminable y está formulado con tonos de disgusto y malestar).

C : No se preocupe por la incomodidad que está pasando se quiere, mientras que estoy diciendo estas palabras su malestar desaparece por completo.

V : ¡ESTÁ EN UN ERROR! (la reacción de Valerio técnicamente no debería estar allí, siento una fuerte resistencia inmediata … Tengo que cambiar de inmediato el objetivo).

C : ¿Cree que va a volver en otro momento?

V : Absolutamente si.

C : ¿Se lo han dicho?

V : Si.

C : Y ¿cuando sucederá?

V : No lo sé (con incomodidad).

M : ¿Habrá señales de advertencia o de repente? ¿otras veces fue repente?

V : Aquello que recuerdo no ha sucedido así, de improviso, en un cierto modo me prepararon aunque no era consciente o pienso que es así. De acuerdo con ellos cada vez que tendría la necesidad de … siento utilizar este término, pero … no conozco otro … USARME, se aseguraron para preparar poco a poco y en este sentido recuerdo cuando fui a grabar la transmisión de “Misterios” el 3 de enero de 1985, el día antes de observar un objeto muy extraño en el cielo e identificar, en mi opinión, con una naturaleza alienígena, he hablado con los investigadores del Centro Ufológico Nacional que me siguen en esta investigación, esto podría ser interpretado como una señal de un … no sé (notar de nuevo como Valerio cuando se refiere a sus interpretaciones del fenómeno usa siempre el verbo en condicional o adverbios como tal vez, no lo sé. Valerio continua no confundirse con sus impresiones con aquello de lo que ha estado protagonista. Un cuento son sus puntos de vista, y un cuento de su experiencia de vida).

M : Dice que es utilizado, pero nunca hay momentos en que no se siente cansado de ser utilizado o no le hace enojar su situación?

V : Estoy enojado de ser usado sólo cuando no puedo obtener una ventaja, porque si soy usado los que hacen experimentar un beneficio, y me gustaría que fuera recíproco! (no hay duda : Valerio tiene las ideas claras).

M : Y ¿no tiene ningún deseo de rebelarse en contra de este sistema?

V : La cosa en sí no es inmoral, pero el modo bien … no he sufrido daños y se les concede ciertos resultados que obtuve gracias a ellos. Para escucharlos que han ganado mucho más, pero también tuve mi pequeña parte.

M : Parece una lección bien aprendida de memoria.

V : Sí lo es. Moretti aquí insiste en que Valerio debe rebelarse contra esta manipulación parcial de pensamiento porque es un personaje muy fuerte de voluntad y trata de poner de manifiesto sus verdaderos sentimientos).

M : Creo que en su interior tiene que haber un conflicto, porque es un hombre, que no le gusta ser manipulado por cualquier persona, ya sea terrestre o extraterrestre, y hay cosas en su psique que están en conflicto en su interior entre el Valerio libre y aquel que ha sufrido el condicionamiento. ¿Estoy en lo cierto?

V : Sí .., llegará el tiempo en que será una sola parte y no será cierta aquella condición.

M : Lo espero, pero sé mucha cosas que has dicho que son falsas (La idea de Moretti es siempre hacer mella en la confianza o el residuo de confianza que Lonzi tiene de los extraterrestres que lo utilizan para convencerlo a decir todo lo que sabe).

V : ¿Si me habían engañado …?

Con esta idea en el cerebro se puso fin a esta hipnosis regresiva.

Valerio era un repetidor, era nuestra firme cnvicción de que estaba diciendo la verdad sobre todo lo que había sucedido. De hecho, siempre fue capaz de distinguir la realidad vivida de aquella hipotizada excepto por como el alienígena la venía considerando … en general, buena actuación por sus propios intereses sino también por los de Valerio. Nosotros no estábamos convencidos y Valero se convirtió en pin siempre crítico contra estos seres que lo habían manipulado sin decirle por qué. Su forma de ver las cosas a través de la disonancia cognitiva, poniendo en el cerebro humano todas las cosas en su sitio incluso cuando se trata de experiencia negativa, estaba fallando.

Cuando se despertó Valerio no recordaba nada de todo lo que había dicho, estaba en calma tranquilo y relajado, pero dentro de él, el germen del razonamiento acondicionado que Moretti había colocado hábilmente en el consciente funcionaría para nosotros.

 

Capítulo 11
La verdad más que la verdad 

Ahora había pasado mucho tiempo desde la primera sesión de hipnosis y muchos cosas se han aclarado; Valerio describió lo que había visto y experimentado, bien separada en nuestra opinión la fantasía de la realidad. Valerio ni siquiera parece confundir al mundo onírico del sueño con la experiencia del campamento.

Prácticamente ya podíamos estar completamente satisfechos : las investigaciones realizadas por los estadounidenses prácticamente se detuvo en esta etapa de casos similares, pero nosotros todavía no estabamos felices.

En realidad necesito más pruebas para establecer, para colocar la historia de Valerio en un contexto espacio-tiempo específico. Quisimos saber ¡las otras veces! Otras veces se dijo que fue reivindicado. Esperábamos entender de una vez por todas lo que estaba detrás de esta historia : porque todo lo que le había sucedido y lo que en última instancia queríamos los llamados Grises de él y tal vez de todos nosotros.

Así que aquí estamos todos en un miércoles por la tarde en el estudio de Moretti en Génova para el enésimo episodio de este interminable sorpresa amarilla : Moretti ya había inducido la hipnosis en Valerio y le pide por enésima vez a aquella primera vez que había visto a estos seres extraños.

La furia sobre esta cuestión era vital para nosotros porque queríamos estimular a Valerio diciendo en realidad la primera vez que no creemos en los seres del campamento : se debe tratar de cualquier cosa anterior y son la experiencia que a Valerio ¡lo hizo sospechoso!

M : El primer encuentro … el primer encuentro … como fue …

V : … (Pausa) …

M : Hay sonidos, una escala de ocho octavas … (Moretti trata de llevar a la mente de Valerio el ruido que sintió del primer sonido al entrar en contacto con estos seres).

V : Estaba en el campamento de verano con los scouts del grupo Aves la última semana de julio del 82, tenía catorce años y estábamos alrededor de la fogata como todas las noches, había … (larga pausa) …

M : ¿Qué estás recordando sin duda es la verdad, pero es la segunda vez (al menos por lo que pensamos n.d.a.), pero la primera vez … tal vez estabas durmiendo, pero Ia experiencia en el profundo de tu mente está igualmente marcado …

V : Creo … que ha sido más de una … vez … (larga pausa) … no me acuerdo …

M : No se esfuerce : ¿no que tiene que ir a la memoria es la memoria la que debe venirle, poco a poco tiene debe emerger como cualquier cosa que primero estaba en la sombra y ahora lo que estaba en la oscuridad viene iluminado y luego … era de noche?

V : No sé, pero no había ninguna luz o de lo contrario era pequeña.

M : ¿Dónde estaba?

V : … (Pausa larga) …

M : ¿Dónde era qué había poca luz? si hay algo que le molesta puede decirlo …

V : Mi duele la cabeza.

M : Y ¿sabe por qué?

V : No.

M : ¿En qué punto le duele?

V : En las sienes y en la base del cuello.

M : ¿Quiere mejores sistemas de la almohada?

V : No.

M : Hable libremente sobre cualquier sensación que tenga y tal vez pueda ayudarle.

V : Me laten las sienes, me parece que rítmicamente.

M : ¿Cuánto tiempo?

V : …

M : ¿Es el resultado de algo que dije?

V : Si.

M : ¿Sabe qué frase le produjo el dolor en las sienes?

V : … (larga pausa) …

M : Cuando le pregunté si había luz y ya era de noche y me dijo que había poca luz, que ya le dolían las sienes?

V : Poco.

M : ¿Hay algo que pueda hacer para ayudarle a superar el dolor?

V : Creo que pasará por sí solo (no está claro si el dolor aquí en las sienes se debe a la dificultad para recordar o si es inherente al recuerdo de Valerio, que en ese momento acusaba aquel dolor).

M : Ahora, en un momento cederé la palabra a la voz de Corrado; lo seguirá con la misma tranquilidad como si fuera yo a hacerle las preguntas y tratar de ayudar en la búsqueda de la verdad y cualquier problema debe decirlo.

V : Si.

C : Valerio, ¿me oyes?

V : Si …

C : ¿Siempre tienes dolor de cabeza?

V : Sí, pero la sensación va a la baja.

C : Bueno, cuando dijo que recuerda que estába en un lugar no muy iluminado, recuerda dónde estaba?

V : No.

C : ¿Un lugar que nunca ha visto?

V : … (Pausa) si.

C : Mire a su alrededor y, aunque hay poca luz, ¿puede describirlo, reconoce algo especial?

V : No …

C : ¿Por qué, por qué?

V : Porque no puedo centrarme en lo que necesito …

C : ¿Ve al menos algo de sombra?

V : Si.

C : ¿Estas sombras se mueven o están en reposo?

V : … se mueven … poco.

C : ¿Semillas y también algo de ruido?

V : … Si.

C : ¿Qué ruido es esto?

V : Un sonido rítmico concadenado casi sordo.

C : ¿Este es el único ruido que se escucha?

V : No.

C : ¿Qué otro ruido escucha?

V : … (Pausa) … un zumbido y … y otros sonidos que no puedo … (Valerio habla con dificultad).

C : No pueden distinguirlo pero ¿cómo se podrían describir estos sonidos que escucha?

V : … (con gran dificultad) … son como … no parecen mecánicos e ni electrónicos y parecen la fusión de … de más sonidos naturales que no puede averiguar esta cosa … podrái generar este sonido … un sonido me parece ser capaz de comparar el chirrido de un ratón, o más de uno … y luego me parece … que también son como coros masculinos y femeninos mezclados, muy distantes, irregulares, apenas perceptibles.

C : ¿Estos sonidos vienen de alguna parte?

V : Como si vinieran a través de un sistema de amplificación pero regulado al mínimo, como si vinieran del interior de un ambiente cerrado y pequeño, pero es como si vinieran de lejos : como si fuera una televisión encendida con el volumen regulado al mínimo y muy lejos : proviene un poco de todo el mundo.

C : ¿Qué lo que pasó mientras estaba escuchando estos sonidos?

V : … (Pausa) … no sé (débilmente).

C : ¿Ha escuchado estos sonidos durante mucho tiempo?

V : … (Pausa)… no lo sé.

M : ¿Hay algo que le impide contestar?

V : Si.

M : ¿Cómo percibe esta cosa que le prohíbe responder?

V : Como una membrana elástica que no deja pasar cualquier luzes o sonido e … incluso los recuerdos …

C : ¿Qué pasó?

V : (Valerio se agita en el sofá).

C : ¿Esta membrana elástica cuando se la han puesto?

V : … (Pausa larga).

M : ¿Quiere quitársela para ver mejor?

V : (Disparo) ¡no!

C : ¿Lo ha intentado?

V : (Más fuerte) ¡no!

C : ¿Por qué no lo intenta?

V : ¡No se debe hacer!

C : ¿Quién te ha dicho que no se debe hacer?

V : … (Pausa) …

M : Que usted sepa, ¿puede hacer algo sin tener abrir esta membrana?

V : No lo sé.

M : ¿Le molesta esta membrana o no?

V : No sé, nunca he tenido motivo de preocupación.

C : ¿Algo o alguien le dijo que no se preocupe?

V : Si.

C : ¿Quién?

V : …

C : ¿Tiene algo que ver con los seres del campamento?

V : … creo que si.

C : ¿Tiene que ver con la entrevista esta vez?

V : … No estoy seguro.

C : ¿Lo que vió esta vez?

V : … (Valerio habla con gran dificultad y se agitar en el sofá).

C : Aún más confuso.

V : … (no viene ninguna respuesta).

C : A medida que trata de recordar poco a poco algunos detalles se vuelven más ligeros, paso a paso de recordar, sin prisa …

C : ¿Cuántas sombras había antes, que lo hicieron por casualidad contar?

V : … No.

C : Este tipo de velo que dece ¿lo podría tocar?

V : no lo … sé …

C : ¿Tiene también el velo en el rostro?

V : … No estoy seguro pero creo que si.

C : ¿Le presiona mucho o, como una manta, una hoja?

V : Es apropiado.

C : ¿Cómo si lo fuera, digamos en el vacío?

V : … Una especie.

C : Y ¿cómo se respira en estas condiciones?

V : No lo sé …

C : ¿Seres, sombras que están fuera de este velo lo hacen?

V : ¡No lo sé!

C : ¿Lo toca en alguna parte?

V : Si.

C : ¿Donde?

M : Se toca con la mano (Valerio levanta lentamente su mano y toca la frente y la garganta y los genitales).

C : ¿Tiene la sensación que este velo que tiene adosado se rompa en algún momento?

V : Me parece que si.

C : Y ¿dónde cree que se romperá?

V : En los puntos en los que fue tocado …

C : Cuando esta especie de velo se ha rasgado ¿ha tenido la impresión que además de tocárselo, algunos aparatos lo están usando?

V : No lo sé.

M : ¿Ese estado de ánimo dio a estar … sondeado?

V : …

M : ¿Con qué adjetivo describiría esta experiencia?

M : Si hablar con usted es difícil podemos hacer una cosa : si la experiencia de que estamos hablando es agradable alzará el brazo una vez, si es desagradable dos veces, muy desagradable tres veces, si es indiferente al brazo permanecerá inmóvil (la experiencia del brazo funciona bien porque este movimiento es completamente independiente del subconsciente del sujeto, como habíamos podido establecer en otras ocasiones, pero en cualquier caso es gobernado por el inconsciente, “luego no se puede mentir”).

V : (Valerio comienza a levantar el brazo ¡uno … dos … tres … cuatro veces! : La experiencia era de auténtico terror para Valerio y esa es la razón de la dificultad de revivirla : todos nos miramos sorprendidos y avergonzados).

C : ¿Recuerdas lo que sucedió después de que fue desgarrado el velo que le protegía?

V : … (Valerio continúa agitándoes en el sofá).

C : ¿Qué edad tenía?

V : …

M : Puede levantar el brazo un número de veces correspondiente al número de años que tenía.

V : …

M : Si era menos de un año, levante el brazo.

V : …

C : si era menos de cinco años, levante el brazo.

V : …

M : Se levantará automáticamente sin esfuerzo, ahora cuento los años y en el momento justo su brazo se elevará automáticamente, duerma y descanse y no piense en nada.

M : … (Moretti escanea las fechas con calma) … antes de nacer en el vientre de la madre … un año … dos años … tres años … (larga pausa esto sin que Valerio haga nada está cómodo; mientras que Moretti habla, Valerio no hace absolutamente nada y tengo la impresión de que todo su horrible recuerdo fue censurado irremediablemente, no por extraterrestres, sino por sí mismo, para proteger su psique) … diez años … once años … doce años … trece años … (finalmente el brazo de Valerio se levanta) puede bajar el brazo : Valerio ahora pasará a un sueño profundo y agradable durante el cual recuperará un estado de completo bienestar psicofísico.

En este punto, Valerio estaba muy cansado y decidimos de común acuerdo hacerlo descansar y terminar la sesión aquí.

Esta había sido una de las sesiones más difíciles y dramáticas. Teníamos ahora de nuevo la certeza que Valerio había estado abducido más de una vez y ahora pensamos que su priemra experiencia había tenido lugar a los trece años y no a los quince, en el campamento. Durante la primera abducción donde Valerio había sido colocado en una cama y cubierto con una especie de velo semitransparente a través de que sólo podía adivinar lo que estaba ocurriendo. También es interesante observar que esta parte de la historia de Valerio tenía muchos puntos en común con la historia de Trevis Walton, el leñador americano que había tenido una experiencia similar.

Tuvimos que escuchar aún mucho sobre esta historia y en la siguiente hipnosis mi idea era insistir en esta experiencia y verificar cuan similar era con la de Trevis que Valerio recuerda : es cierto que Valerio había visto la película con la historia de Trevis, Bagliori nel Buio (Fuego en la oscuridad), pero esto no bastaba simplemente para decir que había inventado todo para la emulación e incluso que Trevis y Valerio se habían sometido a una solicitación particular subcortical de responder a un estímulo desconocido pero absolutamente terrestre con un sueño similar.

Nos encontramos con algo muy diferente de un sueño con los ojos abiertos. Se trataba de una vida que participan testigos, que había dejado huellas en el cuerpo de Valerio, en su mente y en el suelo de un campamento scout en Reppia, cerca de Génova. Nada más que sueños o síndrome.


Corrado Malanga


Il caso di Valerio Lonzi -video-

dissabte, 28/07/2018
El cas d’en Valerio Lonzi es descriu minuciosament en un llibre de Corrado Malanga, en el qual apareixen els informes del psicoterapeuta i l’hipòleg Mauro Moretti, dels psicòlegs R. Bonomo, P. Concerto, S. Santoro, G.M. Sferrazza, pel dermatòleg Moreno Vittorio i el psiquiatre forense Marco Lagazzi, on l’interès que té el subjecte en l’estudi dels fenòmens ufològics no s’hi  dissimula (encara que el mateix Malanga va afirmar que Lonzi no tenia una gran cultura ufològica). Il caso di Valerio Lonzi è descritto minuziosamente in un libro di Corrado Malanga, nel quale vengono citati anche i referti dello psicoterapeuta e ipnologo Mauro Moretti, degli psicologi R. Bonomo, P. Concerto, S. Santoro, G.M. Sferrazza, del dermatologo Moreno Vittorio e dello psichiatra forense Marco Lagazzi, dove non si tace l’interesse che il soggetto ha e aveva allo studio dei fenomeni di carattere ufologico (sebbene lo stesso Malanga sostenne che Lonzi non fosse dotato di grande cultura ufologica).

 

LOS OVNIS EN LA MENTE, Cap. VI, VII &VIII

divendres, 27/07/2018

Capítulo 6
La primera sesión de hipnosis regresiva

 

Era el segundo miércoles de octubre, cuando, finalmente, a las 14:00 h. nos encontramos en el despacho del Dr. Moretti en Génova. Estábamos presentes, este autor, como representante del Centro Ufológico Nacional, obviamente Valerio Lonzi, Maura Di Meo y Bruno Ferracciolo. Este cuarteto llevará a cabo las investigaciones sobre Valerio hasta el final de las mismas y que durarán más de dos años.

Para hacer entender al lector cómo se llevaron a cabo nuestras sesiones decir simplemente que antes, en ausencia de Valerio nos pusimos de acuerdo en la estrategia de seguir con las justas preguntas o inducir de manera particular, el estado hipnótico; en particular la primera vez me reuní con Moretti, tuvo que pasar gran parte de nuestro tiempo para explicar lo que queríamos hacer y que fenomenología queríamos estudiar. Le traje algunas fotocopias de artículos y libros extranjeros en los que se utilizó la hipnosis regresiva en un intento discubrir los posibles casos de abducción. Quería que Moretti se diera cuenta que las historias que recuerdan en hipnosis los distintos abducidos eran interrumpidas por una serie casi interminable de aspectos y detalles idénticos y también quería un dictamen sobre este aspecto de la cuestión : ¿qué realmente eran sueños comunes o otras cosas?

Decidimos seguir una estrategia basada en una doble acción entre él y yo : estaríamos, de hecho, dos para hacer las preguntas a Lonzi durante la hipnosis. De hecho, una semana antes de nuestra reunión Moretti había tratado de revertir Valerio en la hipnosis, hasta el momento del famoso caso ufológico de hace diez años, en mi ausencia (de hecho no pude asistir a la sesión por estar ocupado con las clases de la Universidad) pero con resultados negativos.

El sujeto vio en su memoria sólo una nube blanca que lo envolvía y no iba más allá. Habría sido un desastre si no hubiéramos logrado schiodarlo de esta situación. Todavía era evidente que Valerio no quería recordar los acontecimientos que se habían producido y que esto no hacía más que confirmarlo, al menos en parte, la idea de que si fuese una imposición de tipo hipnótico que alguien había puesto en la misma mente de Valerio (veremos más adelante que esto no era exactamente así, pero los datos publicado por los estadounidenses sobre estas cuestiones nos empujaron a dar una interpretación de este tipo).

Si quería un ufólogo por tanto, capaz de solicitar a la psique de Valerio en un intento de hacerle recordar este era mi trabajo para ese día. Además, había estudiado las técnicas de la hipnosis regresiva en los libros, pero les aseguro que realmente es una cosa completamente distinta. También en todos nosotros estaba la responsabilidad que sentíamos hacia Valerio: iba de hecho a trabajar, es decir a interactuar con la psique de la gente, no es una broma, y las cosas deben hacerse bien para evitar de alguna manera psico colaborar de algún modo al sujeto que se presta para el experimento; por eso quería al Dr. Moretti que, con sus veinte años de experiencia en este campo representado para nosotros una garantía sólida también desde el punto de vista científico. Por convención a partir de ahora vamos a seguir la entrevista que es la transcripción exacta de lo que se dijo en esa habitación, sin omisiones. Denotando con una V las respuestas de Valerio y con una M las preguntas de Moretti mientras denotando con una C mis preguntas al testigo.

La primera sesión se inició ese día en la primera tarde … yo estaba muy tenso, pero no lo demostré : había más bien alarde de cierta confianza porque quería que Valerio pensara que estas intervenciones son de rutina y que por lo tanto no había riesgos.

Si sólo la primera sesión, que no fue clara, que tuvo lugar la semana anterior, se había puesto de manifiesto una buena hipnotizabilidad de Valerio y hoy las cosas serían más fáciles y más rápidas, ya que habría sido suficiente las llamadas a la relajación de Moretti y las cosas transcurrieron suaves como el aceite. Veremos en detalle los datos sobre la hipnosis profunda y como esta se obtuvo y controlado en otro capítulo de este libro.

Aquí vemos sólo la parte final de la inducción para entender lo que pasó mientras y como Valerio estaba desbloqueado y recordó. Este primer paso importante no se describirá en más hipnosis posteriores.

Por lo tanto, Moretti está hablando a Valerio acostado en su cama, el ambiente es de absoluto silencio, las pausas largas son utilizados por Moretti que habla lentamente, pronunciando cada palabra, casi silávicamente : en frente de mí Maura y Bruno a unos pocos metros distancia en la suave luz del estudio de Moretti mientras yo, me senté a la cabeza de Valerio, registré en doble copia todo lo que se dijo.

Mi posición también me permitirá controlar las reacciones de Valerio durante la hipnosis para comprobar su estado emocional en tiempo real.

Le damos la palabra a Moretti,

M : … este reloj va hacia atrás … atrás en el tiempo … atrás … hacer retroceder el reloj : al principio lentamente y luego girando, en su la mente los conceptos de pasado y presente se combinan y combinar … este es el futuro y el pasado está presente … corremos más y más atrás en el tiempo … y más atrás (pausa)

Ahora después de poco tiempo las manos se detendrán en una fecha muy precisa que está grabada en ti, es una fecha muy profunda grabado en tu mente : es la primera vez que estas entrando en contacto con esos seres.

En realidad habíamos acordado con Moretti utilizar el término “seres” incluso porque Valerio en estado consciente no habla de ninguna criatura. Este enfoque puede ser muy arriesgado, ya que puede inducir al testigo bajo hipnosis para evocar las figuras de seres que no existen más que en su imaginación. Pero tuvimos que solapadamente y a tientas romper el punto muerto al principio de la hipnosis : seguirá siendo la única vez que usamos una pregunta inadecuada y trataremos más tarde de comprobar si el testigo ha estado influenciado por otro mecanismo en un estado de hipnosis, pero ahora volvemos a Moretti …

M : … y con facilidad puedes contar con voz tranquila y serena todo lo que ve, siente, o que le pasa … (pausa … no pasa nada, Valerio está mudo, pero se agita suavemente en el sofá) … la primera vez … la primera vez (la palabra de Moretti adquiere un tono quejumbroso y Valerio comienza a hablar).

V : La noche del día treinta y uno de agosto de 1982

M : ¿Le da miedo la fecha?

V : un poco

M : ¿Sabe donde se encuentra?

V : Sì

M : ¿Reconoce el lugar? mire alrededor.

V : Es el campo de scouts de Reppia

M : ¿Le ha dado miedo? (la demanda tiende a pasar por alto la resistencia a hablar de Valerio asumiendo que ya sabe que ha visto los seres)

V : Un poco “… no mucho

M : ¿Ha sufrido mucho de los cortes en la espalda? (recuerde que Valerio en esta etapa adquiere los cortes, como cicatrices indelebles profundos en la espalda y es obvio que si se hace en ese momento : la pregunta es exactamente relevante y no afecta de ninguna manera el testigo)

V : Ni siquiera un poco

M : Y ¿no estaba asustado por la situación?

V : Sí, pero también intrigado, y creo que la curiosidad y el deseo de contacto y el conocimiento de estas cosas son más importantes que el miedo por ellas (esta es la primera vez que Valerio hablar de ellos, pero ¿quién?) no pienso que …

M : Claro (pausa, hice una seña a Moretti que todo está bien y que puede continuar) … pero ¿ya sabes por qué hacen estas cosas en la espalda?

V : Se habla en el discurso mente y se parecen a los hombres y mujeres que hablan juntos y dicen las mismas cosas juntos … esto me parece, que es una llave o algo similar, parecería que de acuerdo a las zonas el cuerpo tiene un significado diferente, pero qué significado tenía entonces, no sé (por primera vez Valerio habla de cómo es el intercambio de información con seres : el detalle de este artículo es interesante, ya que no sólo se describe de esta manera extraña por los demás abducidos, como si hubiera una especie de coro, pero también como algunos videntes con locuciones con la Virgen María, que parece dirigirse a ellos con la misma voz extraña, pero para este fin leen el libro de Malanga, Pinotti l fenomeni BVM editado por Oscar Mondadori, Milán y reimpreso en los ensayos, última edición, 1995).

M : Ahora descanse tranquilo y dormido, nunca es posible, aún más profundamente, profundamente (pausa) ahora escúcheme bien, en unos momentos escuchara otra voz que no es la mía a quién le dará la oportunidad temporalmente de hablar con usted y hablará a esta voz y responderá a esta voz como si fuera yo, ahora cedo el mando a esta otra voz pero ahora duerma profundamente (Moretti me quiere entregar el mando de las operaciones, y yo le hago un gesto de asentimiento con la cabeza).

C : ¿Dónde está usted?

V : En el campo de los scouts de Reppia.

C : ¿Qué le rodea?

V : Es el campo de exploradores, es de noche.

C : Estos hombres y mujeres que hablan con su mente con estas voces, ¿cómo son?

V : No sé, pero (las voces) se construyen, me lo dijeron, y todavía tiene algo de metálico como si estuvieran hablando en un micrófono que funciona mal.

C : ¿Cómo una reverberación? (la pregunta tiene en cuenta el conocimiento científico de Valerio que sabe exactamente lo que es la reverberación de la electrónica y acústica).

V : Sí, pero una especie de eco.

C : ¿No ve el lugar donde hacer estas voces?

V : ¡No!

C : ¿Qué dicen?

V : Tantas cosas, mi pasado y lo que me va a pasar.

C : ¿Quiere contarlas?

V : Sí

C : Bien cuéntelo.

V : ¿Por dónde empiezo?

C : Donde quiera.

V : Según ellos tendría algunas características que podrían ser aprovechadas para ciertas situaciones y de acuerdo con ellos, me distingue entre la gente no sólo debe ser capaz de unas pocas personas dar a conocer la razón y en cualquier caso el sistema; me explican que estas tres señales en la espalda fueron colocadas en ese lugar por una razón pero dicen que no me preocupe … sé cuál es la razón.

No he oído mal … absolutamente : no era una mala cosa y en cualquier caso me tranquilizaban … dicen que son mis amigos y que seguramente volveremos en el curso de mi vida, pero es imposible decir cuándo o dónde, pero me aseguran que volverán y me dicen que no tenga temor y vivir como lo siento y hacer lo que me viene a la mente … las opciones que hago están bien … la idea de que son justas … que vaya adelante que te seguimos más o menos me dijeron que esto yo no entendía lo que me querían decir, al menos en parte y en cualquier caso parecía por un momento (pausa)

C : Ahora vamos a hablar acerca de su pasado, ¿qué le dijeron acerca de su pasado?

V : Me dijeron que no es casualidad que ciertas personas tienen la capacidad de ver y escuchar y tocar, en suma de vivir ciertas situaciones … en breve personas como ellos como yo o como otros son escogidos no es casualidad.

Hacen una selección en particular, me explicaron de acuerdo a un código genético … de acuerdo a particulares situaciones relacionadas con el momento del nacimiento de sus padres por las elecciones que hacen los padres para sus hijos y los hijos que cuando crecen hacen, son todo fruto de una compleja combinación … me mareo … no se puede entender el significado de sus discursos, al menos no todos, sin embargo, continúa repitiendo : que no se preocupe y dime que me olvidé por un tiempo … y cuando llegue el momento me acordaré de una manera o de otra y que era un bien y no un mal, pero dependía de mi elegir la persona con quien recordarlo y … si hubiera elegido bien se extendería las ventajas para muchas personas, pero esto dependía de mí; pero me dijeron que no me preocupe, incluso si se trataba de un tipo de responsabilidad más grande que lo que podía soportar … el tiempo todavía habría resuelto todo.

C : Los signos que tiene en su espalda ¿los han hecho antes o después de que le han dicho estas cosas?

V : Primero.

C : ¿Qué instrumentos han usado?

V : Parecía una caja de embalaje de cartón como la de la leche, parecía una caja blanca, sin protuberancias, la he sentido en mi espalda … y un momento después se había ido.

C : ¿No había uno que la tenía en su mano? V : ¡No! (en un tono perentorio y determinante)

En este último latido Valerio menciona una especie de, programación biológica según la cual iba a ser nada más que un peón. Pero el juego se apartaría de sus padres y los padres de los padres que de alguna manera aún muy oscuro para que pudieran entrar en algún tipo de programación biológica en las obras de los seres a los que se refiere nuestro Valerio. Este tipo de discurso apareció en perfecto acuerdo con la teoría de los repetidores es decir, aquellas personas que de acuerdo con Hopkins se toman desde una edad temprana y al parecer varias generaciones para algún propósito genético. Valerio en esta primera sesión puso el acento de la programación biológica que estos seres habrían efectuado sobre él y todo el que era muy similar a aquello que otros raptados amaericanos habían declarado en estado de hipnosis. En este punto de la hipnosis era importante establecer si los padres tenían algo que ver en la historia de Valerio.

C : ¿Se habló de tu madre?

V : Han hablado de mis padres por poco tiempo y no específicamente de mi padre ni de mi madre, pero me dijeron que ellos también han tenido experiencias … no como la mía, no como la que estoy viviendo; han visto cosas : y también son el resultado de un cálculo muy preciso como todos los que vemos, sentimos o tocamos : nada sucede por casualidad me dijeron, no existe la casualidad.

C : ¿Estos seres no los has visto nunca?

V : No estoy seguro.

C : Piensa profundamente.

V : El lugar es extraño y tal vez incluso podría haber visto uno, pero … es difícil de decir porque no había humo o vapor, no puedo explicar bien …

C : Describe ver este lugar.

V : era como si fuera muy ligero, como si no tocara el suelo, sin embargo, el pavimento lo veía como de vapor, humo, era una extraña mezcla de blanco y amarillo … (pausa) … pero no estaba respirando, no lo tenía, no tenía alrededor … y era blanco por todas partes … incluso el pavimento y creo que eran ocho, sí ocho orificios en estas paredes del entorno, creo que los puntos cardinales con una especie de … no sé si … una especie de molinos de viento con aspas … pero que no era muy pequeños, así como para girar en sentido horario, que eran de ida y vuelta, sin penetrar los orificios y luego … estas paredes eran como si … como si fueran cortinas casi transparentes … es extraño, que no he tocado y no puedo decir, yo era consciente que eran fuertes y sólidos y no me pareció ver una sombra que no estoy seguro, pero también podría ser el humo que formó formas extrañas, pero parecía que estaba detrás de la pared.

C : ¿Era una sombra elevada? (esta pregunta aparentemente parece influir en el testigo, pero en realidad ha sido formulada precisamente para demostrar lo contrario, ya que si estos seres descritos por otros abducidos son pequeños aquí tenían que tener una confirmación)

V : ¡Oh no! Era más pequeña que yo (recordamos que Valerio tiene una estatura muy pequeña, cerca de 1,63 m al igual que su madre y su abuela)

C : ¿Era oscura?

V : Sí (con decisión)

C : Trata de describirla

V : Tenía el cuello delgado, parecía un embudo, la cabeza aplastada, muy, muy estrecha, casi parecía raquítico, muy delgada, muy pequeña, parecía muy sott a, pero no he visto nada en particular porque parecía detrás de esta cortina.

C : “Le ha visto los ojos? (la pregunta se formula porque en otros casos de abducción, los ojos negros u oscuros, triangulares, grandes, siempre dan de una manera muy marcada el testigo : parece que es lo que recuerdan más)

V : no

C : ¿Había un poco de olor en la habitación?

V : Sí picante, un olor acre

C : ¿Qué pasó?

V : Me encontré en esta habitación muy grande y este vapor y … no sé … … es como si viniera desde el suelo, pero no podía ver bien porque es como si hubiera sido suspendido o sin peso o colgado de alguna parte (Valerio habla de algo que parece ser sin peso a su alrededor y ver que él mismo entre un momento nos dará información adicional sobre este tema) … me sentí entumecido y hormigueo en mis brazos, como cuando uno duerme en la misma posición y luego la circulación seguirá (este efecto también se debe a la ausencia de gravedad, n.d.a) tenía los hombros y los brazos entumecidos y este gas, este humo … es como si representara que estaba dando vueltas, me parecía alrededor pero no podía mover las piernas.

Todo sucedió muy rápido, oí estas palabras en mi cabeza … vi o más bien que no lo he visto con de mis propios ojos … es como si pudiera mirar en la parte de atrás, vi la caja parecía, que no describe bien cuidado … de todavía cartón era blanco, sabía que era sólida y consistente, era suave en el exterior y en la parte anatómica que descansa sobre la espalda, y un momento después se había ido

C : ¿Cómo se sabe cómo era esta caja si estabas detrás? ¿la vió en otra ocasión? (mi intento es claro, quiero ver si Valerio puede dar información indirecta sobre cualquier otro fenómeno de la abducción que sufrió en el pasado, pero borró de su memoria)

V : No, no creo … no me parece

C : ¿Estaba vestido?

V : no

C : ¿Quién le había quitado la ropa?

V : No sé, no me había quitado toda la ropa pero sólo la camisa y la camisa, pero … no sé, no tenía y basta.

C : ¿Estaba en la habitación (la ropa)?

V : (con decisión) No!

C : ¿La había dejado en alguna otra habitación?

V : Sí (con gran perplejidad y un hilo de voz : en algunos casos la voz de Valerio se vuelve mucho menos segura, temblando, como la de un niño que robó el chocolate y debe dar una explicación, al menos a mi me viene esta imagen)

C : Me describir esta otra habitación.

V : Parece … de cristal el techo no es plano y la habitación es circular y las paredes parecen estar compuestas por muchos paneles de vidrio, vidrio esmerilado, e incluso el suelo. Pero el suelo está hecho como una colmena, parecen hexágonos y tiene un pulso de color amarillo-naranja, a veces más rápido a veces más lento … parece que hay como de … es extraño … como si hubiera un líquido debajo, como burbujas, como si algunas fugas de gas en la superficie y se movió el líquido que tenía una luminiscencia o naranja o amarillo, y el suelo se hizo celdas hexagonales, mientras que las paredes o mejor, la pared, parecía estar hecho de muchos paneles, fijada por la otra copa suelo y el techo parecía una especie de cubierta metálica semiesférica o de otra forma no plana.

Un lado era una especie de mesa como puedo decir, una especie de gran caja blanca del tamaño de una mesa, donde me dijeron acara de quitarme la camisa y comprobando si estaba adecuado … que llamaron nuestra amistad. .. vamos a ver si eres capaz de merecer nuestra amistad … ellos dijeron tales frases.

Confiaba en él de todos modos; me quité la camisa, camiseta, descansé en este paralepípedo grande y luego me encontré en la otra habitación.

C : ¿Cómo llegó a esta sala donde se tomó su camisa, lo ha traido alguien?

V : No.

C : ¿Alguien le ha traído a la otra habitación?

V : No.

C : Ese olor que había ¿estaba en el primer cuarto?

V : Era el mismo olor, aunque menos fuerte porque la habitación era más grande … tal vez parecía una mezcla entre las pieles de limón, y una mezcla de alcanfor … era muy fuerte, sin embargo, me recordaba a un medicamento (si es razonable especular, ¿se podría pensar acerca de un tipo de desinfectante en el que el ser humano está inmerso para evitar algún tipo de contagio? o tal vez ¿es una sustancia alucinógena en un intento de mantener el tema en un estado de percepción alterada? o ¿es simplemente el olor de ese lugar en particular?).

C : ¿Ha dicho alguna cosa a estos seres?

V : No … ¡Sì!

C : ¿Qué les has dicho?

V : ¿Quién es? ¿qué quieres de mí? ¿por qué yo?

C : Y ¿qué lo que dijo?

V : No hay que preocuparse, .. somos una de las muchas civilizaciones, no tenía nada que temer de ellos; queremos seleccionar las unidades que se corresponden con ciertos requisitos y el susto mío por lo que vi … no sería la primera vez y ni la única (que Valerio menciona dos cosas muy importantes que son la existencia de otras civilizaciones alienígenas que es la primera vez que dicen son los que raptan al testigo, y que dice claramente que para Valerio no fue la primera vez que se vieron. La atención se pone en el hecho de que se están haciendo experimentos biológicos en los seres humanos, y de esto Valerio, que no ha leído ningún libro sobre el tema y que, definitivamente, no ha visto nada en la televisión, no debe saber nada. Recuerdo que en la película Bagliori nel Buio (Fuego en la oscuridad) que se ha mencionado en el capítulo anterior, no se hace la más mínima referencia a este problema, pero el informe de Valerio continúa de una manera significativa al ser idéntica al de los repetidores americanos).

C : ¿Le han puesto algo en la nariz?

V : No.

C : ¿Por qué tienes miedo de los insectos y a las sondas? (esta pregunta fue sugerido por Moretti que cree que una posible explicación a las fobias de Valerio reside en sus experiencias de origen Ovni, censurado por el subconsciente. Cabe señalar que a partir de la historia de Valerio, se puede ver fácilmente el miedo terrible de los ventiladores pueden ser el resultado de estas hélices que van de ida y vuelta que él ve en la primera habitación que le impresiona mucho : sería una especie de vínculo entre los puntos de vista así creados de las cosas y la experiencia traumática sufrida, lo que dio lugar a un condicionamiento del miedo).

V : Me han hecho ver que no son en el modo de las fotografías, o mejor dicho, parecían diapositivas muchas de las cuales eran fotografías de insectos, sólo que eran muy grandes en comparación con una persona. Pero no sé por qué.

Y para las sondas no lo hacen … parece que los tubos se insertan en la nariz, pero … (el enlace involuntaria que hace Vali entre la última y la penúltima pregunta es muy sospechoso : ¿por qué enlaza la idea de la sonda con la nariz? este tipo de enlaces lo hace Valerio solo. Valerio no puede hablar en este punto es difícil de recordar)

C : ¿Cuando te han hecho ver estas diapositivas?

V : Después de la tercera habitación … en el momento siguiente me encontré exactamente en el mismo lugar, con la linterna en la mano.

C : ¿Se había caído esta linterna?

V : Sí, por el suelo

C : Y ¿es por eso que se rompe?

V : No porque no cayó en el lado del faro, sino de la parte del mango y luego cayó en la hierba.

C : ¿De qué faro habla?

V : La linterna es muy grande parece un faro.

C : Entonces ¿estaba en un lugar con tres habitaciones?

V : Sí.

C : La primero en la que se desvistió …

V : Si.

C : La segunda a donde vió los seres

V : Sí.

C : Y una tercera en la que le mostraron las fotografías.

V : Sí.

C : ¿No había nadie en este tercer cuarto? ¿cómo salió de este tercer cuarto?

V : Me encontré de nuevo en la habitación con humo, más tarde me encontré de nuevo en el bosque con la linterna en la mano. No entré en la habitación, estaba allí y eso es todo.

C : Y nadie lo llevó?

V : ¡No! no había nada que se moviera o que se abriera.

C : ¿Estaba siempre de pie? V : No.

C : ¿Estaba acostado o sentado?

V : Estaba tumbado.

C : Describa la tabla en la que estabas tumbado (la pregunta realmente quiere tratar de entender lo que están haciendo Valerio indirectamente)

V : Estaba en una mesa que parecía cubierta de plástico y todo era negro … me parecía, sin embargo, que estaba cubierto con plástico, negro y había varios agujeros pequeños alrededor de la superficie de rodadura alrededor de la superficie de esta mesa, eran brillantes en el interior, como si hubiera una bombilla colocada en el interior y fue de blanco a verde.

C : ¿Quién se pone en esta tabla? ¿está allí acostado solo?

V : Sí, me lo han dicho.

C : Y luego ¿qué pasó? (larga pausa de silencio, luego Valerio continua) :

V : Yo … yo estaba como pegado a esta tabla, es una sensación extraña porque en ese momento es como si me había recuperado mi peso (este es el punto en el que Valerio se refiere a la gravedad y parece que hasta este momento, él y todo lo que lo rodeaba estaban, sin peso y si esto es cierto los datos técnicos pueden ser de gran utilidad para la investigación en este campo). De vez en cuando salían de estos agujeros tan pequeños tubos de piel … parecía cuero negro muy largo … me tocó la frente, la garganta, la ingle, el sexo y los tobillos, pero no penetró en ninguna zona y luego se retiró, parecían casi como una cueva o mejor … es como si se tratara de una especie de capullo, la habitación. Era como la gelatina que cuelgan del techo, pero no cayó (la historia que hace Travis Walton, secuestrado estadounidense, aquí es prácticamente idéntica a la de Lonzi) esta mesa estaba en el medio de la habitación.

C : ¿Había otras personas con usted?

V : no.

C : ¿Otros seres?

V : … mmme parece que las ranuras rectangulares a veces algo pasaba, me pasaron delante, como si alguien estuviera en las habitaciones contiguas y alguien pasara delante de estos ventanales (Valerio, de hecho, parece estar en un lugar bastante estrecho, ¡una especie de capullo!)

C : ¿Vigilaban dentro?

V : Sí, por un tiempo que dejaron.

C : Entonces se los ha visto, ¿puede describirlos?

V : Sólo vi una parte debido a que estas ventanas no eran tan grandes.

C : ¿Qué vió?

V : Ni siquiera podía describirlo, estaría más cómodo haciendo un dibujo (Moretti me hace señas de que esto es posible incluso en la hipnosis y prepara el papel y el lápiz mientras le digo a Valerio que pueden dibujar y pedirle que tome el papel y lápiz y el dibujo.

M : Ahora puede sentarse, abre los ojos el tiempo necesario para diseñar y luego dormirá profundamente.

Valerio dibuja rápidamente, pero con alguna dificultad algo que viene pasado por Moretti; miro el dibujo y me quedo aturdido. Estoy, de hecho, delante de un diseño que, a pesar de ser flaco en particular, muestra un ser cuyas características son inconfundibles : ojos grandes y triangulares, casi ausencia de nariz y agujeros de la nariz, labios delgados corte invertido lo mismo que es pintado por los testigos de secuestros estadounidenses, criaturas que la literatura llamada “¡The Grey! (Los Grises)”.

Moretti en este punto invita Valerio en reclinarse en el sofá y le impone las órdenes post-hipnóticas de no recordar nada de lo que dijo en esta sesión de hipnosis. Esta petición es bien recibida por el sujeto que esta como en la próxima vez no va a recordar si no es en la hipnosis lo que ya nos había descrito.

Ahora Valerio duerme profundamente en el sofá mientras Moretti da otra orden post-hipnótica. Habíamos de hecho acordado antes de este punto y no queríamos que Lonzi cayera en las manos de cualquier otro hipnoterapeuta sin escrúpulos, por lo que se inserta en las órdenes de su mente el no ser hipnotizados por nadie fuera del Dr. Moretti. Si alguien está tentado de hipnotizar a Valerio este simplemente se despertará. Era como poner una clave de seguridad en las memorias de Valerio también y sobre todo para garantizar su privacidad.

La decisión de no recordar nada Valerio es de suma importancia para garantizar la no influencia del testigo. Si de hecho el mismo no sabe que ha dicho durante la hipnosis, no puede hablar con nadie que podría de alguna forma influenciarlo en la discusión.

Oviamente Valerio era consciente de este nuestro modo de proceder y lo había aceptado sin discutirlo, de acuerdo con nosotros.

Estaba en el tren que me llevaba a Pisa y esa noche miraba por la ventana el paisaje que se desvanecia en la distancia. Volví los ojos hacia el cielo como buscando una respuesta a lo que estábamos tratando de hacer frente con Lonzi, testimonio involuntaria de un evento más grande que todos nosotros juntos, testigo y actor de un evento cósmico de alta potencia. Fue entonces cuando me pareció en toda su importancia el caso Lonzi; Si estuviera de acuerdo como de hecho parecía que podríamos haber estudiado el caso muy a fondo, sin temor a cualquier interferencia externa, Maura lo controlaba casi todo el día y me llama continuamente para actualizarme sobre la ansiedad y la salud mientras que Bruno había decidido desarrollar una serie de pruebas psicológicas y físicas que demostrarían, en primer lugar, que el sujeto no era mentalmente inestable, sino absolutamente normal; entonces quisimos saber más acerca de estas cicatrices indelebles que eran la prueba tangible del incidente.

El caso era en pocas palabras perfecto. Había también es testigo colateral que había vivido con Valerio en el campamento la misma historia del tiempo que falta de cuarenta y cinco minutos, y aunque él no apareció en la investigación, confirmó todo (este chico le faltaban aproximadamente dos horas a su memoria porque estaba en ese estado catatónico, el aparente vacío de la mente, de diez y media de la noche, desde que se había ido a cortar leña).

Me encontraba por primera vez de frente con un caso de abducción de un chico italiano, alguien para estudiar en nuestra casa y que también podría verificar la teoría de los americanos.

Fue entonces cuando un escalofrío congeló mi espalda : tenía la impresión de no haber estado nunca tan cerca de la fuente del problema, que desde hace más de veinticinco interesaba parte de mi trabajo científico, los Ovnis.

Capítulo 7
Un gran avance inesperado en la investigación

Hacía más de quince días de la hipnosis de Valerio y temblaba de volver a Génova, y mandar avanzar la investigación. Sabía que tal cosa sería extremadamente larga y no quería perder el tiempo. Trás el paréntesis muy televisivo estaban interesados en la historia y “Misterios” (RAI 2) estaban organizando incluso un episodio sobre los Ovnis y habían expresado su intención de mencionar a Valerio. Pero prefirieron que la historia permaneciera si fuera posible por los expertos y también porque tenían miedo de no ser capaces de tomar con calma el sujeto testigo durante mucho tiempo. Como el tiempo corre más y más Valerio estará más nervioso y agresivo y esto para nosotros fue la causa de que su memoria profunda estaba saliendo a la luz , contra los deseos de su psique. El sujeto en estos casos a menudo manifiesta una actitud de conflicto interno y al mismo tiempo, por un lado es el mejor camino para nosotros y colabora para saber lo que él mismo vivió, el otro tiene miedo es recordar cosas que podrían ser doloroso para él, cosas que su propia censura había cancelado en este punto de la investigación que no sabíamos entonces, si el sujeto había sufrido cierta presión cerebral de los seres que se había encontrado; ¿qué no quiere por alguna razón recordar? Si las cosas hubieran sido así había el riesgo de no ser capaz de seguir adelante con la hipnosis porque Valerio se encontraría evaluando entre dos órdenes hipnóticas : el llamado Gris que le imponía no recordar y Moretti invitándole a hacer lo contrario. Así que tuvimos que proceder con mucho cuidado para evitar causar daños a la estructura psíquica del sujeto y por fortuna trabajábamos con el Dr. Moretti que sabía lo suyo.

Mientras tanto, un equipo de la RAI 2 se había trasladado a Génova para reconstruir lugares, acontecimientos y hechos del caso Lonzi mientras nosotros estuvimos de acuerdo en que lo hagan, especialmente en que Valerio no podía decir más de lo que ya había dicho al periódico.

Durante este período de inactividad forzosa sobre el caso Lonzi, sin embargo, pedí pero a Maura alguna información intima de Valero : ¿qué tipo era, si tenía relaciones sexuales normales, si su madre había tenido algún problema de carácter ufológico y así sucesivamente. Estas preguntas fueron a enfocar la personalidad de Valerio hasta el más mínimo detalle, ya que tenía que saber todo sobre él.

Así que, al usual restaurante chino situado cerca del estudio de Moretti en Génova me encontré a solas con Maura Di Meo, un amigo íntima de Valerio, de la que me entero de que se habían conocido unos años antes, porque su hija estaba en el mismo gimnasio donde Lonzi hacía Karate. En seguida tuvieron intereses comunes del trabajo, siendo tutora responsable de un círculo cultural que en Génova como en otras partes de Italia organizan fiestas de trajes históricos, juegos de rol, conferencias y otras manifestaciones recreativas y culturales.

Valerio, que había hecho estudios de programador, era experto en su trabajo más que la mayoría, aunque por razones familiares no había sido capaz de terminar el último año de estudios.

Fue en ese momento todavía involucrado en el campo de la programación de ordenadores de juegos que luego se comercializan en el mercado italiano; sabía que era un creador, entre otras cosas, los modernos juegos de rol que se realicen con tarjetas y dados o su ordenador y se inspiran en películas o historias de los cómics conocidas del mercado italiano. Valerio compraba los derechos de una historia, los transformaba en juego y los comercializaba mostrando así una excepcional espíritu comercial e iniciativa; en pocas palabras, era un aspecto de su vida que tenía las ideas claras.

Tenía algunas fobias, algunas de las cuales se originaron en la vivencia que había vivido en el campamento (la fobia de los ventiladores y de los insectos probablemente comenzó después de esta vivencia).
Me descubre que también sufre de asma alérgica.

Fue muy importante porque Valerio había mencionado esa noche, cuando vio las esferas luminosas, estaba fuera de la tienda para conseguir un poco de aire mientras estaba por llegarle una crisis, que, sin embargo, fue hace mucho tiempo que no la había sentido.

Dado que las alergias a menudo tienen componentes psicosomáticos, formulaba con Maura la idea de que la crisis había llegado probablemente porque Valerio esa noche ya estaba en un estado de percepción alterada y sentía que algo le iba a pasar. Formulamos también la hipótesis que tal vez la alérgica es solo de naturaleza psicosomática y por otro lado un chico alérgico en un campamento es el final del ¡gato y el ratón! (y esto viene de alguien que en realidad terminó alérgico del hospital (n.d.a.). Si esta idea se demostrara correcta, tal vez podríamos haber hecho recordar a Valerio alguna cosa más, sobre todo si era cierto que había sido raptado más veces como él mismo dijo en la hipnosis. tal vez haciéndole recordar las veces que había tenido su rara crisis alérgica quizás algo podría resultar de eso, sin embargo, sobre este argumento sólo la hipnosis nos daría la confirmación o la denegación.

Me parece que la madre de Valerio, y la abuela son muy pequeñas pero muy enérgicas y que de alguna manera han tenido tanto que ver con los Ovnis. En cuanto a la misteriosa figura de la abuela, una anciana alegre de más de ochenta años extremadamente energética, parece como si una persona de la cultura modesta se esfuerza en historias de ciencia ficción y de vez en cuando deja escapar frases tales como “sí sé lo que le ¡pasó a Valerio …!” dejando al mismo Valero de estuco, y una sucesivas preguntas de aclaración a la mujercita se cierra en un misterioso silencio misterioso que la aísla del mundo circundante para el resto del día, gracias a una pérdida muy alta de audición que no le permite casi establecer conversaciones con nadie, sino se le grita en pabellón auricular.

En cuanto a la madre en cambio me dieron a conocer un episodio en su vida que es por lo menos alucinante.

Cuando la madre de Valerio estaba embarazada de él (recuerdo que Valerio tiene una hermana menor que no tiene ningún interés en todo este asunto, y vivir la vida normal de un adolescente) con el marido fueron a dar las buenas nuevas a la abuela que vivía en un lugar aislado en el campo.

En el camino de regreso de la visita, la pareja se sintió atraída por el gran silencio que reinaba a su alrededor y pusieron su atención en una extraña luz en el cielo parecía venir hacia ellos.

En poco tiempo la luz descansó a unos pocos cientos de metros de distancia y sólo entonces apareció como un objeto formado por dos placas, colocados una encima de la otra separadas por un borde negro, con muchas ventanas negras, dentro de la cual no se veía nada … “tendría al menos treinta metros de diámetro y giraba en vórtice sobre su eje …”, me dijo en otra ocasión el padre de Valerio, cuando me lo encontré.

A partir de la historia que salió me di cuenta de que la historia de Valerio era más complicada de la que cualquier mente humana podía imaginar.

“Ese objeto estaba girando en vórtice sobre su eje y de pronto comenzó a disminuir; estaba ahora parado frente a nosotros a la altura de los árboles y nos quedamos petrificados frente a esta visión”, continúa el padre de Valerio, “cuando de repente un haz de luz verde intensa surgió de uno de los ojos de buey del oscuro del disco, de uno de los puntos externos y se fue cerrando a los pies de mi esposa. Nos quedamos petrificados cuando el rayo empezó a salir, como si fuera un escáner, para iluminar de arriba a abajo el cuerpo de mi mujer, llegando a la cabeza de nuevo y se paró a la altura del vientre, permaneciendo allí unos segundos, luego se retiró.

El objeto plano luego comenzó nuevamente a girar sobre su eje, pero no como lo había hecho antes de la parada, ralentizando poco a poco, esta vez partió a la velocidad de obturación, se inclinó sobre el eje y se alejó rápidamente. Mi esposa absolutamente aterrado empezó a correr y no sabía qué hacer … por un lado quería ver el fenómeno luminoso, por el otro era mi esposa presa por una crisis histérica y finalmente preferí ir tras ella.” Así concluyó el encuentro increible de esta historia. Valerio había sido informado por sus padres varios meses después de la vivencia en el campamento, en la mesa de la cena; en este sentido, el chico me dijo que cuando contó su historia a sus padres se sorprendieron pero no tanto del incidente y esto a Valerio le pareció extraño, entonces, sino más tarde, cuando también le contaron su historia, Valerio pensó que de alguna manera sus padres estaban psicológicamente preparados para tal eventualidad y eso fue todo.

En realidad no terminó nada porque la madre de Valerio no quiere hablar absolutamente de este asunto, del que tiene un profundo terror y ha pasado toda su vida tratando de olvidar algo que es evidente en la actualidad, que no se te ocurra dejarla sola, porque la persona en cuestión nunca ha tenido el valor de enfrentarse a este evento dentro de sí mismo, en un nivel consciente; no tuvo en pocas palabras nunca la voluntad de tomar verdaderamente conciencia.

En este punto de la historia ocurrieron una serie de otros eventos como la hipótesis de que Valerio Lonzi era un llamado repetidor, es decir, una persona raptada más veces, o incluso de que tanto la madre como la abuela tenían algo más que decir de lo que sabían, que fue tomada en cuenta con valentía.

Así que he confiado a Maura Di Meo obtener una información más precisa sobre la familia Lonzi, particularmente con respecto a los posibles casos de aborto que pueden estar presentes en la familia.

Este tipo de indagaciones eran una necesidad, ya que habían sido escritas por varios estudiosos de los llamados Grey (Grises), en sus experimentos biológicos, a menudo se apartan de las generaciones antes, intentando una especie de selección genética.

El hecho de que en la historia del padre de Valerio emerge el particular rayo que aterriza en el vientre de la mujer embarazada no sería tan completamente casual. Y si a su vez la madre de Valerio había sufrido la abducción durante su vida ¿como ocurre en muchos casos narrados por la literatura americana sobre el tema? Después de todo, la actitud de las mujeres estadounidenses “secuestradas”, muchos de los cuales han servido para experimentos de fecundación artificial, se les implanta el óvulo y se les extraen óvulos, en parte, clínicamente probado de análisis médicos realizados específicamente por los investigadores de diversos grupos ufológicos en el mundo y una relación de terror con sus recuerdos y análisis, estos sujetos tienen el mismo comportamiento que las mujeres que han sufrido violencia sexual.

En este contexto, el comportamiento de terror y de cierre de la madre de Valerio tendría una explicación. Sin embargo, los hombres tienen una relación con el problema mucho más activa y más allá de la experiencia traumática innegable es el deseo, a nivel científico o por simple curiosidad, para saber más.

Mientras que la madre del niño era para nosotros inaccesible, el padre podría ser de una gran ayuda.

En toda esta historia había alguna cosa que nadie se había dado cuenta hasta ahora : de hecho, cuando el padre de Valerio dijo que el disco antes de desaparecer había comenzado a girar en vórtice mientras forma la propia rotación en torno a su eje lleva a cabo la maniobra de forma gradual, y pensé de inmediato que todavía podríamos encontrar una vez frente a un segundo el tiempo que falta, esta vez de los padres Valerio. De hecho, la pareja no sólo no son capaces de cuantificar el tiempo de duración ni siquiera aproximada de su experiencia, pero es posible que la máquina voladora en el arranque de hecho había actuado como llegada y había comenzado a girar lentamente sobre su eje hasta alcanzar la máxima velocidad y luego volar hacia fuera, pero si en esta etapa los dos testigos habían estado en una condición de no recordar, deben despertar sólo al final de todo el asunto y recuerdan sólo los últimos momentos de la partida del objeto luminoso, cuando este ya había tomado una alta velocidad radial.

Entonces, ¿qué había sucedido y por cuanto tiempo había estado inconsciente?

Pero lo absurdo de todo el asunto no termina aquí, por desgracia.

De hecho insté a Maura a hacer una investigación en la familia de Lonzi, descubre que la señora Lanzi tuvo un parto prematuro de cerca unos siete meses de embarazo, antes de tener Valerio (ya hemos dicho que esto estaba perfectamente en línea con lo que esperábamos descubrir, pero aún más que estaba por venir).

El padre de Valerio habla netamente de esta historia y comienza abatido con esta frase … “en ese desafortunado caso además del engaño, también sufrió befa” …

Estimulado por Maura para aclarar todo el asunto el padre empieza a hablar.

“Este niño había muerto unos días después en el hospital de Génova porque estaba mal formado y a mi mujer no se lo dejamos ni siquiera ver. Pero después de unos días que el varón recién nacido estaba en el hospital, me llamaron para firmar el nacimiento, lo que hice, y también me dio un nombre a la criatura que era muy pequeña, con piel oscura y ojos extraños “(la abuela Valerio, dice que vio el recién nacido, dijo que tenía la cara del gato, expresión con la que muchos abducidos describen a los alienígenas n.d.a.).

Después de unos días murió la criatura, o al menos eso me dijeron, y toda la historia dolorosa por el momento terminó. Pero increíblemente diez años después del distrito escolar me llamaron por teléfono para averiguar por qué no enviabamos el niño a la escuela, así que tuve que explicar que el niño había muerto y su firma no apareció.

De hecho, nadie había hecho nunca firmar el certificado de defunción de los padres y nadie les había dicho que el niño, grabado con un certificado de nacimiento regular debe ser legalmente tasado. La noticia sentó como una descarga eléctrica; esto simplemente significa que el hospital, había ocultado un cadáver y habían pasado muchos de esos años sería difícil encontrar algún documento que comprovasse la historia. Y lo que teníamos no era poco. De hecho, después de varios intentos, al menos tres, Maura era recuperado por el órgano competente del municipio al ser un acto de la muerte (que es diferente de la partida de defunción sin la cual el certificado de defunción no se puede hacer, pero este certificado oviamente no salió).

Ningún cementerio de Génova nunca había albergado los restos de la criatura y en este punto el comportamiento del hospital fue aún más sospechoso.

El nacimiento de un niño con malformaciones, pero resulta que nunca muere … ¿Qué hizo el hospital de este pequeño cuerpo que tenía la cara del gato?

Si no estábamos trabajando en un caso de abducción donde estas cosas, es decir, abortos y nacimientos prematuros suelen ocurrir, habría pensado que me encontraba en frente de un banal fenómeno de negligéncia médica.

Tal vez el cuerpo había sido eliminado de alguna manera poco ortodoxa o ¿había servido a cualquier ilícita experimentación? No podíamos hacer cualquier inferencia todavía y decidimos no decir nada a nadie acerca de nuestros descubrimientos, pero la historia de Lonzi comenzaba a estallar en las manos.

Capítulo 8
Vuelta de la esquina de la segunda hipnosis

Finalmente llegamos al fatídico día en que se hizo la segunda sesión de hipnosis regresiva.

Tuvimos que posponer la sesión día tras día, tanto para mis compromisos universitarios como por el trabajo del Dr. Moretti porque queríamos estar siempre todos presentas cuando se había hecho otro intento en la hipnosis Valerio, sin mí, el sujeto no recordaba nada.

Ese día estábamos particularmente interesados en profundizar la historia que Lonzi relató y, en todo caso, mirar en su mente algún otro caso de abducción que tuvo lugar en su vida : estaba firmemente convencido de que Valerio no había dicho todo y que había hablado con otros, así que concertammo una táctica de ataque. Pero vamos a llegar a las fases importantes de la hipnosis : una vez que Valerio se encontraba en la cama de Moretti y mirando a un punto del techo, antes de entrar en hipnosis profunda. Moretti estaba dando sus últimas órdenes.

Después de un interminable pausa de silencio Valerio no se decidía a decir nada.

M : ¿Dónde se encuentra en este mismo momento?

V : Estoy en el campamento scout.

M : ¿Qué hora es? así mira su reloj.

V : Son más de las nueve.

M : ¿Qué está haciendo?

V : Estamos preparando él fuego.

M : Y ahora le diga todo lo que sucede sin que se lo solicite en este sentido, exactamente y sólo lo que está impreso en su memoria, incluso inconsciente.

V : … estamos preparando él fuego, hay niñas y niños que llevan la leña, otros que se separaron, otros que preparan el círculo de piedras que envuelven las ramas del fuego.
Estamos cerca de un granero, a unos treinta metros.

Mientras tanto, los jefes de escuadrón, se pondrán de acuerdo en el boceto y las diversas obras de teatro a hacer todos juntos alrededor del fuego y estamos discutiendo el orden de la noche. Nos sentamos alrededor del fuego, comemos lo que habíamos preparado y encendemos el fuego; el tiempo pasa entre la guitarra y la melódica, sonaban las melodías y las escenas, historias y canciones … y cuando se hace oscuro atrae mi atención una linterna de luz olvidada en la hierba, cerca del granero.

Esta luz parecía más una luz de una lámpara esférica, entonces decido ir a ver lo que era. Mi planteamiento apuntaba a una linterna super linterna la … super linterna … muy grande, se me acercó e iluminaba este ámbito … porque tenía toda la apariencia de una esfera.

Tan pronto como ilumino la luminiscencia de la esfera que era semitransparente, como si se tratara de vidrio, se desvaneció hasta que apagarse por … no queda ningún objeto, … sigue siendo un surco semiesférico en la tierra y la hierba amarillenta y muy caliente.

Traté de tocarla con la mano, el terreno parecía casi piedra, muy friable bajo la hierba, pero en lugar de estar carbonizado parecía momificado, cristalizado, no sé, los tallos eran frágiles, encajándolo y el surco hemisférica era profundo, muy caliente; entonces por miedo decido ir alrededor del fuego y no decir nada.

También vi a dos de mis amigos conmigo que también ellos decidieron no decir nada, para superarlo. (Conocida la muy extraña actitud de Valerio, que a pesar de haber visto algo extraño no siente la necesidad de comunicarlo a los demás; muchos de noche iban a reaccionar en otra … “oye venir a ver lo que encontré” pero ni él ni sus compañeros actúan así. El anómalo comportamiento de los tres chicos no sólo puede explicarse teniendo en cuenta alguna compulsión subliminal para minimizar el hecho (n.d.a.). Pasó el tiempo y mucha gente se alejó del fuego, pero no saben por qué, el fuego termina y me puse de acuerdo con Alessandro, Pietro, Maurizio y Alberto a convertir la noche e ir a encontrar que chicas, que, como yo, habían perdido en el año anterior y tal vez quería volver a establecer una relación.

El hecho es que vamos a dirigirnos detrás de la tienda de los halcones … mi patrulla, el último campamento, a ¡medianoche!

El campamento estaba hecho de grandes desniveles, paisaje típico ligur, mi tienda colocada en el primer desnivel y a la entrada delante de la cocina y dos palos unidos por una cuerda donde tendemos las ropas que lavamos; era verano, el último día de julio de 1982. El campamento se llama Reppia y toma el nombre de la ciudad, en la comunidad de Né en Chiavari.

Voy a dormir con una cita de la medianoche con mis amigos. Pero a las once y cuarto me despierto … respiro mal … extraño, es la primera vez que tengo asma, al menos la primera vez que me viene en el campo. Por lo general cada vez que me gustaría ir con los scout ¡no me venía nunca!

Salgo de la tienda para conseguir un poco de aire fresco (toda esta serie de episodios que Valerio cuenta es extremadamente útil : de hecho, su historia se hace mucho antes de la supuesta abducción para ver si algo particular en torno a la historia nos podría ser útil sobre todo para evocar los nombres de los testigos del incidente. También nos choca que el asma de Valerio parece en efecto psicosomática y que había comenzado justo antes del evento ufológico, como si Lonzi ya había sabido de cualquier estimulación interna que iba a suceder algo desagradable que su subconsciente ya estaba habituado. Todo esto una vez más valoraba la hipótesis del secuestro múltiple … en pocas palabras no iba a ser la primera vez que Valerio estaba en una situación similar. La alergia a menudo se interpreta con base psicosomática como un profundo rechazo por algo que nos rodea y se manifiesta precisamente con la expulsión violenta de los fluidos corporales del cuerpo y estornudos que es a nivel de análisis de comportamiento tiene que ver con los actos de rechazo – agresión – defensa en el nivel subconsciente del sujeto. Como si Valerio fuera llamado por una fuerza misteriosa que siente necesidad de respirar mejor y de dejar la tienda).

En este punto (continua Valerio) giro alrededor de la tienda y a la derecha veo una de las cuatro personas que tenía una cita a medianoche. Miró la entrada del bosque, un camino, un sendero muy estrecho recto, muy largo. Este sendero separa el bosque en dos partes, y este chico le daba la espalda; en una mano llevaba un hacha en la otra la linterna apagada.

Lo miré pero vi que no se movía, mientras respiraba mal y traté de controlar la respiración (al decir estas cosas Valerio empieza a hablar como si tuviera bloqueó en la nariz).

Vi tres luces en la parte inferior de esta ruta que se acercaban … pensé que eran los otros tres chicos, quería hacer una broma, no sé : que habían dicho … “nos vemos a medianoche” … y luego tal vez, sin mí, como si los hubiera visto antes, pensé) entonces me di cuenta de que no podía ser así. Se debía a que uno de los tres chicos era el jefe de la patrulla, Pietro, y estaba conmigo … entonces pensé que era probable que alguien del campamento scout, que estaba arriba y fue a comprobar y ver lo que somos y hacer un poco de broma. Tenía la linterna … la tenía apagada … mientras estas estas tres luces se acercan pero cuando llegan a mi amigo y superan el chico vienen hacia mí y veo que no son de las linternas, que tiene en la mano la persona pero son tres esferas, como la que vi poco antes alrededor del fuego, cerca del granero.

Se hicieron estas tres esferas, al menos me pareció, como de vidrio esmerilado como aquel de las bombillas un poco antiguas, en lugar de ser transparente es vidrio opaco.

En el interior hay un núcleo de luz blanca que cambia de color desde el amarillo hasta ir a un verde muy claro … fluorescente en la zona periférica de la esfera misma.

Alrededor de estas esferas no son de laminas circulares, son de la forma … parecen de eso, muy elaborado, muy largo, rodeando la esfera y girando a velocidad intermitente, a veces más rápido, y a veces más lento (Valerio enriquece en especial la historia de los momentos que serán antes de su abducción. Todos estos detalles que nunca había mencionado antes. en todo este asunto continuará para encontrar similitudes con los casos de secuestro narrados en los libros mencionados en los capítulos anteriores en las que encontramos la descripción de las bolas e incluso de las láminas a los que se refiere Valerio en más de un caso incluso).

Estas tres bolas se acercan al chico, lo han superado y vienen hacia mí en fila india … cuando están a una docena de metros se disponen en triángulo y comienzan a girar en sentido horario alrededor de mí, lentamente … al principio. Las esferas tienen una especie de orificio, tobera, faro, en la parte trasera, que podríamos definir como polo sur … tienen un agujero oscuro y tienen creo doce láminas que giran alrededor de su superficie primero lento y luego rápido.

Cuando empiezan a girar en sentido horario y dispuesto a angular primero lentamente y luego poco a poco aumentar gradualmente la velocidad y me parece que … incluso comienzan a pulsar parece que después de un tiempo muy corto llegan a una velocidad muy alta y luego en ese punto no saben lo que le pasa … la linterna, se ilumina, dirigiendo ¡su haz contra ellas!

En ese momento … siento que se erizan todos los pelos de la cabeza y los brazos, en todas partes y me gusta la sensación de perder peso, estar envuelto en una luz blanca … o al menos algo que emite luz y que está a mi alrededor, crea una especie de saco .. de ¡burbujas!

Y algo instantáneo, porque al cabo de unos segundos la sensación desaparece. (A partir de este momento Valerio tiene la sensación de estar en otro lugar).

No tengo la linterna, al menos no en las manos y una sensación que me sobreviene cuando la electricidad en todo el cuerpo ha cesado.

La luz se desvanece y entonces este tipo de bolsa desaparece … son como luces, de tamaño muy pequeño, situado en lo que parece una pared circular de una habitación esta semiesférica muy poco acentuada. Recuerdo haber visitado al menos tres habitaciones diferentes entre ellos, donde hice varias acciones (en la hipnosis Valerio utiliza a veces el pasado, a veces el presente y esto en particular parece estar correlacionado con el estado de la mente del chico : cuando en realidad describe lugares o acciones que no lo han turbado utiliza el presente, describiendo lo que ve como si estuviera allí, pero cuando se acerca a algo que no recuerda, probablemente relacionado con algo doloroso, se autodefiende hablando como si no estuviera más objetivo y distante, lo que en particular será muy útil para identificar las áreas más difíciles de la memoria por descubrir).

Yo era consciente y no tenía ninguna razón lógica para oponerme en todas esas veces que hice algo que era como yo quería, y no una sensación extraña … oí voces en el éter, pero no en la cabeza, eran nítidas y era una especie de coro de voces masculinas y femeninas que hablaban al mismo tiempo, como un coro.

Yo estaba dispuesto y no tenía ninguna razón lógica para oponerse a sus demandas en un primer momento y me desnudé, me quité el pañuelo de los scout, la camisa y la camiseta y las puse sobre una especie de escritorio sin puntas ni protuberancias.

Después me dijeron que mirar en la pantalla, luego me dijeron que me acostara en una especie de cama, muy parecido a donde estaba mi ropa, y todas estas operaciones me venían dichas a la mente con esta voz que era una fusión entre masculina y femenina a la vez … y estaba de acuerdo.

Oí algo que estaba apoyado en la espalda.

No sé cómo logré entender, para deducir, para asegurarme de que era como una especie de caja de lados redondeados que no tenían bordes.

La parte que se apoyó en mi espalda era extrañamente anatómica perfectamente y se aferró a la espalda y me dijeron que no me preocupara … fue una operación normal … la tenían catalogada, reconocida entre miles, millones : no hay peligro y no tiene riesgos y sabía que era verdad.

También tuve una experiencia un poco menos feliz : en una habitación con muchos monitor hexagonal extraños, parecía casi colmenas, células de abejas grandes, eran del monitor opaco.

Cada apareción tan rápidamente de imágenes de insectos e imágenes de lugares, fueron instantáneas imágenes, a la velocidad del rayo y, sin embargo … podría almacenarlas en el cerebro.

Al principio vi las arañas, hormigas, saltamontes y otros insectos que seguramente reconocerían, pero que no se el nombre; había algunos muy extraños, lo suficientemente grande de las fotos que vimos que parecían muy, muy grandes, y yo no podía entender de qué insectos se trataba, pero eran malos, muy, muy malos.

Luego cambiaron las imágenes y vi lugares famosos de nuestro planeta : la Esfinge, Nazca, las Pirámides, La isla de Pascua, Stonehenge, vi todos estos monumentos y al mismo tiempo las voces, al menos eso creo, tratando de educarme también en detalle y otra cosa extraña parecía predecir de antemano lo que iban a ser mis preguntas.

De hecho, me preguntaba por qué me hacían ver estas imágenes y de inmediato respondian que todos estos lugares están conectados y tienen una larga historia en común donde otras personas han tenido que hacer, han influido en la cultura de nuestra civilización y me dijeron que yo un día me ocuparía más activamente de este discurso, de toda esta historia y mi contribución si colaboro sería valiosa.

(Indicaciones en cursiva indican que Valerio está en realidad teniendo sus fantasías dictadas por el deseo de bienes, que él mismo confesó ha sufrido, al estudiar el problema de los Ovnis; y su discurso parece más una fantasía suya que, sin embargo, revela en la frase “al menos eso creo”. Se percibe claramente en este pasaje toda la influencia de la cultura de Valerio del problema Ovni en el nivel de los antiguos astronautas – ver el capítulo uno – oportunamente lo que heredó del libro de Peter Kolosimo, gran difusor del presente tipo de enfoque, a la vez popular y real, el problema ufológico. Así que después de que Valerio viene viendo las imágenes del monitor hexagonal, llevando las fantasías del sujeto, pero de esto en particular hablaremos más adelante, cuando un gran descubrimiento se atenderá. Por ahora seguimos escuchando a Valerio y sus pensamientos) … hicieron por así decirlo muchas visitas a otras personas, pero algunos quisieron exclusivamente ganar.

Dicen que el tiempo no toma la costumbre de intercambiar bienes y servicios en un cambio valioso pero esto es un discurso de aceptación universal para hacer una cosa a cambio de otra. Recuerdo perfectamente que hicieron un nombre que para mí es odiado y respetado al mismo tiempo … es un conocido escritor Isaac Asimov, según ellos, habría sido contactado, y sabía que tenía que hacer una cosa determinada, pero se ha considerado oportuno negar la cuestión; Recuerdo perfectamente que en una gran cantidad de entrevistas con él, a pesar de ser un escritor de ciencia ficción negó la existencia de Ovnis. (Incluso en estos pasajes están claras las convicciones de Lonzi pero esta etapa de la historia está totalmente separada de la realidad objetiva de su abducción). Y de acuerdo con estos rumores en lugar de eso se pondría en contacto, a continuación, ya sea por iniciativa propia o a petición de otros, ha estado en silencio.

Otra habitación interesante fue aquella en la que me acosté en una especie de cama … negra tenía algunas agujeros en torno a la superficie. (Valerio ahora vuelve a contar lo que ve, es decir, lo que creemos que realmente pasó).

Estos agujeros tenían dentro una luminiscencia blanca, verde, roja y se encendian ahora uno ahora otro : me dijeron que tenía que hacer controles genéticos, orgánicos, físicos, psíquicos : continué y no tenía miedo y no sé absolutamente en virtud de qué. La pared que estaba detrás de este tipo de mesa rectangular estaba desnuda, no la he tocado pero parecía como piedra o metal liso o pulido. En el lado opuesto hay una especie de ventanas, ventanas rectangulares estrechas. Cada vez que veía algo moverse y la fijación de estas aberturas pude ver lo que creo que podría ser parte de la cara de una persona, digamos un ¡humanoide!

Entonces volví la cabeza y me dijeron : “relájese no se preocupe … “, traté de hacerlo y, poco después, a partir de estos orificios, salió como una especie de fibra óptica … pero era extraña. Parecía de metal y piel al mismo tiempo y parecía animarse para hacer algo. Me tocaron sin herirme casi todas las partes del cuerpo (la voz de Valerio adquiere tonos particulares, como las inflexiones que rompen la seguridad del habla, como cuando uno no se echó a llorar, pero se retiene) pero centrándose en áreas particulares, la frente, la garganta, los ojos, el sexo, el abdomen y después de esta serie de operaciones, estas sondas se retiraron; en ese momento me dijeron que me sentara, lo hice y no sé dónde, pero me encontré, unos momentos después, con una especie de casco en la cabeza, transparente. A la vista me sentí … no sé cómo explicarlo como una especie de medusas sin tentáculos secas, realmente se veía como una gelatina de medusa cristalizada. También aquí una cosa extraña … adherída perfectamente a mi cráneo … a continuación, después de un momento … estas fibras ópticas que apoyaron este casco se retiraron hacia arriba. Siguiéndolas, vi que las esquinas de las paredes eran como las masas gelatinosas, como la gelatina pero sin gotear, nacían y con aspecto móvil.

Pero no se movió y no pasó nada. Otra habitación tenía un suelo de la misma forma de hexágonos, es decir, células de tipo colmena. Eran muy grandes, de unos cincuenta centímetros por cada lado de un hexágono regular, parecía vidrio y, estos hexágonos … era como si se tratara de una especie de acuario, como si fuera algo donde en virtud del mismo piso transparente se podía ver una especie de líquido, de sustancia : el hecho es que casi daba la impresión de movimiento, en plena ebullición y pulsando con un amarillo rojo anaranjado.

En un momento determinado, a partir de los agujeros de las paredes, mi atención fue atraída por una especie de hélices negras que gira en sentido horario, poco a poco, que estaban fuera de las paredes y luego se retiraron en estos agujeros.

Se retiraron a intervalos regulares en su lugar mientras que su giro a la derecha era suave y lento.

Estas voces me explicaron muy aproximadamente que no podría, sin embargo, comprender todas las estimaciones técnicas … que esa habitación era lo que podríamos llamar un cerebro electrónico, un ordenador central, y funcionaba con un sistema que era casi en su totalidad orgánico. En algún momento las esferas que habíamos encontrado en el bosque hicieron su aparición, pero no sabe de dónde porque cuando di la vuelta las vi de nuevo, alrededor de un metro y vente de tierra, siempre flotando disposición triangular.

Había otros agujeros en las paredes, iguales en diámetro a los de las esferas y en algún momento se iban a establecer, por la mitad de su circunferencia en estos agujeros.

Y las voces le dijeron que aquellas esferas contenían la entidad que gobernaba la nave. Esta nave era pilotada en su totalidad por estas esferas que eran entidades gaseosos, eran energía sensible gaseoso : no se dispersa en el medio ambiente, tenía la propiedad de concentrarse en los dos hemisferios de su sustancia (n.d.a.) y, como medio de locomoción, utilizaba estas esferas que también tenían la tarea de protegerlos de intrusos y de todos modos me dijeron que cuando estas esferas incastonavano a sus cuarteles, la nave estaba lista para realizar ciertas operaciones, tales como viajes, aterrizaje, despegue, realizar mediciones, y también dijo que había más esferas y la nave era capaz de hacer viajes en el espacio y tenía una autonomía ilimitada.

Miré … extraño … no es de extrañar que debería tener, observaba fascinado, interesada pero no tenía miedo, que no estaba bloqueado; luego, al final me dieron los datos y me dijeron que venían de un sistema llamado BETA CETI que todavía me parecía bastante nuevo. En la literatura que he tenido la oportunidad de leer más de una vez apareció el nombre de ALFA CENTAURI pero no BETA CETI y también hablaron de las órbitas elípticas con respecto al planeta Marte, dijeron a meditar en la cara Matte y los canales que casualmente eran idénticos o casi a los construidos en el desierto de Nazca, Perú (aquí resaltan las fantasías de Valerio en forma de visiones paleoastronauticas de la ufología) y todas estas señales fueron elaboradas en la galaxia un poco en todas partes.

Les pregunté qué querían de mí exactamente, y me dijeron que viviría eventos trás seis ciclos aproximadamente. Les pregunté qué era un ciclo y me dijeron, siempre más o menos el ciclo en comparación con nuestro sistema de notación de las distancias era aproximadamente la distancia entre la Tierra y la Luna, y entre la Tierra y Marte, cuando Marte era la más cercana ruta.

La Luna, que también tenía un papel importante, me dijeron que iban a establecer una especie de puesto de avanzada, pero estaba demasiada llena de gente por su sabor y por lo que decidieron optar por el planeta Marte y en cualquier caso, no se le permitió saber tanto.

Dijeron que el ciclo en términos de tiempo, podría ser aproximadamente dos años, dos años y medio, y en términos de distancia para realizar determinadas tareas que no he entendido; el ciclo debía ser considerado como la distancia entre la Tierra y Marte cuando era Marte la órbita elíptica más cercana a la Tierra.

Luego también pregunté lo que esperaban de mí y me dijeron que dar mi contribución como miles de otras personas están haciendo de modo que un mañana muy próximo sean instaurados los contactos oficiales y en cualquier caso, he conocido más detalles sobre el tema al final de estos seis ciclos : mientras tanto sucederían otras cosas y sin embargo me dijeron que no me preocupe, ya que, de un modo u otro, sabían encontrarme.

Al final de esta conversación que tuvo lugar entre yo y estas voces masculinas y femeninas en mi cabeza me dijeron que volviera a la habitación donde había depositado la camisa, la camiseta y el pañuelo, y me vestí.

Más tarde, como una explosión de luces brillantes, envuelto en esta niebla blanca, con la electricidad que caminaba por el cuello y la cabeza, me encontré en una calle donde había un espacio abierto muy grande, me dijeron que no estaba lejos de mi campo, para descender y no tenía nada que temer.

Así lo hice y fui de nuevo al campo, en realidad la distancia era corta, a unos dos kilómetros y … antes de hacer esto entre otras cosas, recogió la linterna y me fui a dormir, pero antes de hacer esto pedí a mis amigos, al despertarse Pietro y somnoliento respondió que era medianoche más o menos y continuación, tomó la radio.

Prometo que no la he podido llevar porque el reglamento lo impide, pero hubiera hecho lo mismo, y por cierto que no estaba solo, y trató un poco de programas con los auriculares y cuando de la hora que acertaron lo que yo dijo Pietro.

Dormido.

Al día siguiente fue la visita de los familiares y se recomendó a Alberto, el chico que había conocido en el bosque con la cabeza reclinada, que no dijera nada.

Sin embargo, dijo haber visto luces en el sendero, pero dice no haber visto más, entre otras cosas, había perdido la noción del tiempo porque me dijeron estar suelto del fuego las diez y media y, sin embargo, cuando lo vi, eran las once y cuarto; luego, cuando volví y lo vi, siempre allí, eran alrededor de la medianoche.

Absolutamente no ha visto la esfera de cerca, pero ha visto tres luces en el sendero; le hablé de estas esferas pero solamente de estas esferas … porque todo el resto se le había ordenado que lo olvide … cuando volví el chico, recogió la linterna y habló con él … para mí en ese momento, no habían pasado más de diez o veinte segundos como máximo.

Cuando tuve el coloquio con estas voces me habían dicho que tarde o temprano podré recordar con la ayuda de otras personas y que estaba bien.

Sin embargo en aquel momento, cuando regresé al campamento y llevado la linterna … no recordaba nada … ni siquiera que me había alejado del campo con un determinado sistema gracias a las esferas y regresé al campamento y ¡a pie!

Hablé con mi compañero de estas esferas : pero no las vió … vió sólo tres luces … pero me dijo que eran las diez y media : sin embargo, para mí fue desde las once y cuarto, pero mirando hacia adelante se dioócuenta de que era pasada la medianoche.

La segunda sesión de la hipnosis terminó bien por haberse dado una gran cantidad de información más que la que teníamos que interpretar.

Es inutil decir que ninguno de nosotros tomó por oro todo aquello que Valerio había dicho en cuanto había muchos puntos decididamente oscuros en su historia y mientras Valerio estaba ahora descansando nos miró a la cara cada vez más perplejo.

La historia había tocado más puntos pero el peligro era confundir las cosas reales con las que parecían verdaderas.

El análisis de unos pocos días después del registro de la hipnosis me pareció evidente que Valerio, durante la hipnosis estaba dividido con una historia fantástica sobre un coloquio casi seguramento fantástico que haya tenido con estos seres que le habrían dichos muchas cosas, incluyendo su procedencia. Valerio había contado esta parte sin ninguna duda, también … de manera espontánea; y luego la influencia de sus lecturas era marcada. ¿Por qué ciertas partes de la historia se habían obtenido con gran dificultad y en un momento Valerio comienza con la historia de la cara de Marte de los canales deNazca y así sucesivamente, lo que, por supuesto, en mi opinión, nada tenía que ver nada con toda la historia?

Pero, por otro lado Valerio ahora era capaz de dar muchos muchos elementos en sus expontáneos movimientos dentro de la máquina, con una serie de particulares visiones en modo casi idéntico de los secuestrados americanos; la extraña máscara de gelatina por ejemplo o la extraña gelatina en la pared y el techo de la sala de operaciones fue similar a la descrita por Travis Walton durante su hipnosis. La mención del pavimento hexagonal con humos subyacentes extraño se encuentra en muchas historias de otros secuestrados. La mención de BETA CETI no aparece casualmente porque en el caso del secuestro de los cónyuges Hill, Betty reconstruye en la hipnosis un mapa estelar que ven en la nave y que un investigador, Margjorie Fish, estudiando un mapa tridimensional del cielo, varios años más tarde reconocerían como una zona de nuestro espacio que comprende claramente la constelación de la Balena, el Cetus del que BETA es la estrella más expléndida, distante de la Tierra cerca de setenta años luz. ¿Coincidencia? ¿Influencia de lecturas de Valerio? (de BETA CETI no se hace mención clara en ninguna parte y el mismo Valerio en hipnosis dice que nunca había oído hablar).

Por otro lado tenemos entendido por qué Valerio tenía una linterna rota : había caído y sólo a su vuelta la había ¡recogido! no la tenía con él durante su experiencia de abducción.

También la referencia a la extraña posición de la ciencia ficción del escritor Isaac Asimov se explica fácilmente por el supuesto de que el Lonzi simplemente había leído los periódicos hace unos años, cuando, casualmente justo en Génova, el Centro Ufológico Nacional había organizado su segundo congreso internacional de ufología . Pues en esa ocasión muchos periódicos hablaron del evento y el 18 de julio de 1984 junto a las cuentas de congresos informó un artículo de Asimov explica su posición como escéptico acerca fenómeno Ovni.

¿Cuál era pues la explicación de por qué Valerio mezclaba con impunidad cosas realmente tan vividas con sus versiones modificadas de lo que había vivido? ¿Cuál fue entonces la tecla posible descremada de la historia de sus fantasías y que retiene la realidad?

¡Tuvimos que forzar la salida!

LOS OVNIS EN LA MENTE, Cap. V

dimecres, 25/07/2018

Capítulo 5
El mundo onírico de Valerio

Aquí debo señalar que cuando me decidí interesarme en este caso potencial de abducción, pensé que un análisis preliminar de la personalidad del testigo iba a hacer falta, así que acordé una cita en Génova con Valerio y la Sra. Maura Di Meo, que ayudaría en todas las conversaciones personales que voy a tener con Lonzi. Era el invierno de 1994 y pasó en Génova, en un período en que las fuertes lluvias habían caído sobre la ciudad, poniendo al descubierto las deficiencias de las administraciones “que había perdido una gran cantidad de dinero, pero los beneficios los habían visto unos pocos” : con estas observaciones, el taxista que me llevó a la cita me había acompañado a nuestro trayecto. Hacia las once llegué al lugar de reunión, en la mañana siempre con otras tareas relacionadas con la ufología y por la noche, finalmente solo con Maura y Valerio, abordamos el tema de los sueños que a menudo el niño tuvo. En la evaluación de un caso de abducción los estudiosos americanos no se han centrado en el estudio del mundo onírico de los testigos, y creo que esta brecha se llenó. De hecho, si la abducción había sucedido realmente, Valerio había olvidado sólo parcialmente lo que había sucedido, o más bien fue su consciente el que había olvidado el incidente, pero creo que en lo más profundo del inconsciente el recuerdo de lo que había vivido tuvo que ser impreso en letras de fuego. Mi hipótesis de trabajo era simple, para mí que estoy acostumbrado a delinear toda la conducta humana en los planes de actuación simples; el cerebro de Lonzi se divide en tres partes que funcionaban de la siguiente manera : una era el consciente, como el primer nivel, que toma la información que le pasaba el subconsciente que a su vez toma el tercer nivel de la información del inconsciente.

En realidad para mí la información estaba sólo en el inconsciente del sujeto, y cuando era necesaria recordarla, es decir, la conciencia de ser, es decir, el consciente, esta información debe pasar por el subconsciente que agregó los adornos ornamentales, pero técnicamente no es útil para el entorno de la información. El proceso entero sucede para almacenar las cosas. La mente del sujeto, por ejemplo, ve un árbol, y envía esta información al subconsciente que despojado de todos los adornos no estrictamente útiles como la altura, el color, o quién sabe qué más, envía la información sin barniz al inconsciente; cuando el sujeto quiere recordar el árbol y la información relacionada no hace más que enviar una señal al inconsciente que inicia el la memorización de la información del árbol hacia el subconsciente, y aquí, la información se detiene y se une con otra información de la entrada que se había tomado como el tamaño, color, etc., y la información completa de la memoria es empujada a la consciente.

Si las cosas estaban en esta interpretación de lectura estaba claro que todos los abducidos que no se recordaban que tenían el problema hacían funcionar el subconsciente que, por no se sabe qué razón, no se permite el paso de la información en cualquier formato legible.

En este óptica el sueño o el mundo onírico podían venir en nuestra ayuda, porque durante la fase onírica la percepción del sujeto están alteradas respecto a la vigilia y sobre todo la barrera del subconsciente está ampliamente modificada : en otras palabras poniendo en forma de sueño al sujeto podemos consegur cualquier información del inconsciente que no atraviesa bien el filtro del subconsciente. La información que vendría seguramente no daría una imagen exacta de la realidad de los hechos olvidados por Valerio pero me podría poner en el camino y le dará algunas ideas que podrían ser utilizados durante las sesiones reales de hipnosis regresiva.

Estando alrededor de una mesa, de un restaurante chino conocido de la ciudad, empecé de forma encubierta a hacer preguntas difíciles a mi testigo : en particular, quería saber más acerca de él y su familia.

Así que le pregunté si tenía algún sueño recurrente (sabía que en los estudios de caso de abducidos americanos siempre tenían sueños recurrentes en la mente de los secuestrados).

Así Valerio empezó a contarme un sueño recurrente que tenía de niño, mucho antes de su experiencia del campamento con las tres esferas luminosas, mucho antes de la edad de quince años, alrededor de la edad de cinco años : como veremos más adelante el sueño no tiene ningún punto aparentemente ufológico pero descubre que representa el punto de partida de nuestra investigación.

“Yo era muy joven cuando tuve este sueño”, dice Valerio, que comienza a hablar “y muchas veces soñé que estaba oscuro afuera, tenía que ser de noche y quería jugar con los juguetes que tenía en casa, pero mi abuela me dijo que en su casa que estaba confundido y transtornaba, por lo que me obligó a ir a jugar afuera, en la calle, pero no lo hice, en el sueño porque tenía miedo, pero mi abuela insistió y por lo que me ví obligado a tomar una gran bolsa y empujar todos mis juguetes. Qué extraños juguetes que eran … eran pequeños, yo los puse en una bolsa y me vi obligado a salir, pero me sentí incómodo, tenía miedo de algo, pero no sé de qué.
Sin embargo yo estaba fuera de la casa y yo estaba como en una estación de tren, donde fui completamente abandonado y oscuro y estaban los vagones de ferrocarril, pero ellos también eran extrañamente pequeños. Esperándome estaban mis dos amigos”.

En este punto de la historia lo interrumpo le pido que si los amigos están hablando porque pensé que si este sueño tenía que ver con su abducción, de la información valiosa podría surgir la descripción de los seres que ve en el sueño.

“Eran pequeños como yo” sigue Valerio “y siempre se ríen, estaban vistidos de manera diferente, uno tenía una especie de traje adosado, el otro vestia de manera más normal, me parece recordar que tenía una camisa … o algo por el estilo, tenía los ojos orientales, parecían niños, que tenían … no … no tenían el pelo y uno tenía las uñas largas y completamente negro. Tenía miedo y habían también algunas hélices extrañas que me asustaron, me voló alrededor, habían tres y eran como las de los pasos a nivel, se volvió y se acercó a mí y me escapé. En este punto el sueño casi siempre me encierro en una de las vagonetas estaba de nuevo en marcha y me puse a jugar con juguetes que había traído en la bolsa. Al final me abrió la puerta corredera del vagón de carga para ver si los dos de mis amigos se habían ido, pero estaban siempre allí y riendo”.

¿Cómo se rieron?, le pregunto (la pregunta realmente quiere ver si el nivel del subconsciente de Lonzi ve en un sentido positivo estas presencias o de manera amenazante y como un nivel subconsciente que estaba al tanto de esta información, le invito a salir, dando su propia interpretación de la secuencia del sueño).

“Fue como si estuvieran felices porque me había visto obligado a hacer algo que no quería hacer”, responde, y le pregunto por estar escondido, y luego ¿cómo termina? “No sé … me encuentro dentro de la casa … me refiero a mi casa”

Al final de la historia Valerio me preguntó si este sueño podría ayudar a entender más, pero todavía tenía muchas preguntas que responder positivamente a excepción de algunos detalles hechos con los ojos en forma de almendra de los dos personajes del sueño y las extrañas uñas de uno de ellos. Sabía que todos los seres vistos y descritos por el investigador norteamericano Hopkins eran pequeños y tenían el ojo impresionante en triángulo, eran de piel oscura y calvos. Pudiera nuestro testimonio a través de una obra de censura onírica haber cambiado algunos detalles de la historia algunos detalles en el fondo podrían compartirse con las descripciones de los alienígenas de Hopkins y las uñas extrañas y negras podría ser una visión distorsionada de un humanoide que estetisticamente siempre se percibe con la piel oscura. El hecho de que estaban completamente sin pelo, representaba para estos seres del sueño de Valerio otro posible punto de partida.

Que quede claro … no es que quisiera interpretar un sueño “a usum del fini”, se trataba siempre y solamente de un sueño repetitivo mientras Valerio hablaba, pero había algo que iba más allá : todavía necesito más datos.

Maura, nuestra otra interlocutora y amiga de Valerio, inspirada por el sueño de Valerio me dijo que, de hecho, en el sueño que repetía, algunos detalles eran característicos de la vida Valerio; por ejemplo, todas las fobias de los aficionados que se ejecutan, paso a nivel con la señal giratorio provisto con reflectores estaban en la vida de Valerio, real.

Valerio me dice que todo lo que se ve como un ventilador despierta en él un estado de pánico inexplicable a un nivel consciente y para que me haga una buena idea me dice que no puede ni abrir el capó de su coche apagando completamente el motor porque tiene miedo que el ventilador de refrigeración se inicia automáticamente y se desenganche de la manguera de ventilación y pivote hacia él para cortarle las manos. Esta historia me dejó bastante perplejo : Valerio era una persona sobria, muy racional, con una inteligencia seguramente despierta y activa y no parecía un tipo para tener fobias tan fuertes; a continuación tenía que haber algo, algún tipo de trauma que había causado esta fobia; tal trauma no podía entrar no con la historia de las tres vistas esferas y las cicatrices pero, como he dicho antes, todo información sobre la psique de Valerio era para mí una fuente de información acerca de su modo de pensar y de actuar, y a continuación, ver y de relacionarse con el mundo y con el mundo que nos rodea, en términos sencillos. Tenía que saber si el tipo era impresionable y si la relación entre la realidad y el sueño se equilibró con justicia, hay personas que no tienen una clara distinción entre el mundo de los sueños y la realidad y tienden a confundir los dos, terminando por soñar con los ojos abiertos; el estudio sobre algunos de estos temas realizados hace algún tiempo desde nuestro centro sin embargo ha puesto de relieve estos psicotipos mediante el análisis grafológico (recuerde que es una ciencia exacta con un grado de precisión de más del 94% de acuerdo con los principales expertos en el ámbito universitario).

En este punto, estaba interesado en saber todos las manías de Valerio, incluso los más inocentes, para tener una idea más y más apropiada del sujeto frente a mí.

Maura me dice :

“Sí, Valerio tiene muchas manías, obsesiones y fobias como la de los insectos”, y añade : “aunque esta fobia la tiene un poco todos menos una de las sondas dile, dile,” dice Valerio, “dice de las sondas”.

¿Qué sondas? digo con ojos interrogantes hacia Valerio, pero él responde …

“Pero no .. eso es una vieja historia, no sé por qué, pero no tiene nada que ver …”, y Maura insiste :” !Háblale del tiempo en el hospital”

En este punto Valerio se decide a hablar :

“Sí, es cierto que me dan miedo las sondas de tipo quirúrgico, o sea las que te ponen en el hospital, por ejemplo, para ¡poner un goteo! No sé porque tengo miedo de estas cosas me molesta, me molesta pensar que puede haber una sonda en mi cuerpo así que una vez, hace unos años, fui al hospital para hacerme un chequeo por una tos bastante violenta que sputaba sangre y Maura me dijo que era mejor que lo mirara, tal vez no era nada pero no se podía saber.

“Así que fui al hospital donde me hicieron tumbar en una camilla y fue allí donde me di cuenta de que tendría que introducirme una sonda por la nariz para hacerme una especie de inspección, no me acuerdo.

“Me entró el pánico, empecé a gritar por ninguna razón y habían tres para sujetarme, no sé lo que me pasó, tenía un comportamiento absurdo, como hacía tanto alboroto me hicieron firmar un papel para salir del hospital y todavía odio los catéteres y agujas en general, me producen terror”.

Estoy poco influenciado pero sin embargo no pude evitar pensar que estas fobias de Valerio se habrían producido por el caso de abducción, donde decenas de testigos dijeron haber sido sometida a exámenes médicos en un estado de percepción alterada y entre estos exámenes médicos alienígenas, los habituales pequeños seres de piel gris, les gustaba, por así decirlo, colocar una sonda en la nariz se servía para implantar una especie de artilujio en el centro de la hipófesis de la pobre víctima (ahora están disponibles numerosos estudios imagenológicos del cráneo de los “secuestrados” americanos mostrando de manera irrefutable esta dura realidad). La fobia de Valerio por las sondas, por tanto, ¿podrían deberse al hecho de que él también podría haber sido abducido en esos cuarenta y cinco minutos de tiempo que le faltaba que tenía en sus recuerdos perdidos? y en ese período de tiempo que ¿los alienígenas le podrían haber hecho el mismo servicio desagradable?

Se me pusieron los pelos de punta de sólo pensar que podría encontrarme frente a una evidencia similar y pregunté a Valerio si había sangrado por la nariz.

La pregunta a Valerio le pareció seguramente estúpida : me miraba como si me quisiera decir “¿y esto que tiene que ver?”, pero impasible (no debo demostrar nada de lo que estaba pensando, porque en cualquier caso, sería acusado de influir en las respuestas el testigo), continuaba diciendo que no se preocupara por eso, al final de nuestra investigación, revelamos todos los detalles de la historia.

“Es cierto que he sufrido problemas con la sangre de la nariz cuando estaba a cerca de los once, doce años de edad, me parece : entonces ya no sufría de ello”, a continuación, añade : “solamente por la fosa nasal derecha extrañamente”.

Recordaba en aquella ocasión que había leido que por lo general es la fosa nasal derecha la predilecta por los llamados alienígenas para hacer este tipo de operaciones y mientras Valerio entiende cada vez menos el significado de mis preguntas, también se dio cuenta de que no me podía pedir cualquier cosa y se que tenía que confiar en mí a ciegas: todavía esperamos que con él íbamos a hacer un buen trabajo. Mientras esta primera entrevista llegaba a su fin y salíamos del restaurante chino para volver a Pisa donde desarrollo mi profesión como investigador y profesor de química orgánica en la Facultad de Matemáticas, Física y Ciencias Naturales, no pude evitar pensar en volver a lo que me había contado Valerio sobre su sueño recurrente … “tengo este sueño desde que tenía cinco años … cinco años … cinco …” mucho antes de ese evento de las tres esferas brillantes que ocurrió ¡cuando Valerio tenía quince años! Esto sólo puede significar dos cosas : o bien el sueño de Valerio no tenía nada que ver con el asunto, o algo en su subconsciente me quería decir que todo el asunto se podría iniciar mucho antes.

La estadística americana llevaba a la conclusión de que muchos abducidos habían sido recogidos varias veces desde la infancia hasta la actualidad. De hecho, las historias contadas en la hipnosis regresiva por muchos testigos llevaron a creer que había habido una intervención alienígena en su vida desde la primera infancia (las infromaciones que hoy en día se pueden ver están en los EE.UU., varios cientos en este sentido). Entonces, ¿podría el caso de Valerio Lonzi definirse como repetidor? así como en el otro océano ¿se define ahora el caso de más abducciones llevadoa a cabo en la misma persona con el tiempo? Sin embargo, no lo tenía, pero en cualquier caso, en lugar de acumular pistas à la desaprobación de la historia que había hecho otras también reforzaba mi creencia de que esto podría ser un caso de estudio importante.

Pedí a Valerio no leer nada sobre el tema Ovni hasta nuevo aviso : quería evitar que cualquier persona podría decir que el sujeto había utilizado su subconsciente para inventar todo, teniendo noticias de “secuestro” mediante la impresión de libros extranjeros, televisiones y conversaciones con amigos.

El mismo Lonzi estaba preocupado en tal sentido porque tenía el temor en estado de hipnosis de contar cosas no reales pescadas aquí y allá por su mente.

“En el fondo”, me dijo “he leído un montón de libros sobre el tema de los Ovnis porque estoy fascinado por este argumento como un niño y como ejemplo he leído todos los libros de Peter Kolosimo y cualquier otro que no recuerdo el nombre y todos los cómics y series de televisión de ciencia ficción de Shadow, y luego vi las diversas películas como Alien, ET por lo que podría dejarme involuntariamente influenciado”.

Mientras lo oía hablar me di cuenta que en realidad todo lo que había leido Lonzi eran cosas viejas de por lo menos hace veinte años y no hacía ninguna mención de todos esos libros que hablaban de los secuestros en la abducción, y porque a menudo estos libros no están en italiano y que estén destinados a un público limitado de interesados en el problema; a este propósito el Best Seller de Strieber que en América ha vendido más de cien mil copias representa una aguja en un pajar cuando se compara con una población de ¡ciento cincuenta y seis millones de habitantes! En pocas palabras Valerio no tenía la menor idea del fenómeno del “secuestro” si no fuera por una película en particular titulada Bagliori nel Buio (Fuego en la oscuridad) y que cuenta la verdadera historia de un leñador americano llamado Travis Walton que había sido raptado en presencia de algunos de sus amigos que sirvieron como testigos. En la película se encontraba muy bien reconstruido todo el asunto de que Travis había sido capaz de recordar con la ayuda de la hipnosis regresiva, al narrar cómo y dónde se habían encontrado, las cicatrices en la espalda, la memoria de los pequeños alienígenas grises como de costumbre, la operación quirúrgica a que había sido sometido, y el interior de la máquina alienígena en la que se ha estado llevado. Ciertamente, la película, que era muy pertinente a los hechos, así como las autoridades estadounidenses la han reconstruido, podría servir como un trampolín para la imaginación de Valerio y este fue el único toque delicado de la historia. Me hicieron pasar muchos días en nuestra reunión de trabajo y cuando nos encontramos de nuevo un par de semanas en un miércoles por la mañana, siempre en Génova, donde tuvimos la primera cita con el Dr. Moretti para iniciar la terapia, le pregunté a quemarropa : “¿Qué opinas de la película de Bagliori nel Buio (Fuego en la oscuridad) que viste recientemente?”, y él me dijo con franqueza. “Pero no creo que los alienígenas hagan esas cosas, ves que hay mucha imaginación e incluso los alienígenas fueron construidas de una manera exagerada, es difícil para mí ser así, creo que más que un alienígena que es de tipo … tal como el ET” (la película de Spielberg del mismo nombre). Estaba claro que, a un nivel consciente, Valerio se quedó en el modelo de ciencia ficción de los años sesenta y la única película que de alguna manera por expertos cuentan la verdad de los hechos estaba muy lejos de su manera de ver las cosas; era tan difícil que Valerio fuera influenciado por la película en cuestión debido a que su experiencia de carácter ufológico era decididamente anterior a todas las películas antes mencionadas.

Siempre que de experiencia ufológica se tratase : del resto lo habremos sabido después de todo, durante la primera sesión de hipnosis regresiva.

LOS OVNIS EN LA MENTE, Cap. III & IV

dilluns, 23/07/2018

Capítulo 3
Huevos de Pascua y sorpresas

Como vimos en el primer capítulo, el problema Ovni en realidad está representado por una serie de problemas que van del aspecto filosófico al aspecto religioso, del estudio histórico al ámbito científico y militar. Todos estos aspectos han surgido uno por uno en los últimos cuarenta años también y todas las veces que los expertos estaban hablando en términos del nuevo problema Ovni, muchos científicos de última hora se hechaban al ruedo en contra pensando servir a la ciencia abordando un problema que aún no se ha resuelto, simplemente porque estaban convencidos de que el fenómeno no existe. Ahora estamos una vez más en un punto de inflexión de este tipo.

¿De qué se trata? La gente empezó a hacerse una pregunta persistente que puede sonar a nuestros oídos de la siguiente manera: si los Ovnis son máquinas de otros planetas significa que en el interior se encuentran los habitantes de estos otros planetas, y si es así, ¿por qué no contactan con nosotros?

Esta cuestión banal merecía una respuesta que los llamados expertos no fueron capaces de dar, pero el hecho de que no tenía respuesta no significaba que la pregunta fuera irrelevante. En pocas palabras nos cuestionábamos sobre el hecho de si estas naves espaciales o buques cósmicos u otra cosa, eran como huevos de Pascua y en su interior iba a haber ¡una sorpresa!

Cuando el autor se interesó en el fenómeno Ovni, hace más de 25 años, ya estábamos hablando de misteriosos ocupantes en los platillos volantes, como los veniamos llamando, que habían sido vistos, descritos, perseguido por los ciudadanos normales, los agentes de policía y los bomberos de diversas partes del mundo (el testimonio se puede encontrar fácilmente en un gran número de obras escritas que mencionan brevemente en la literatura de este capítulo). También estábamos muy escépticos de que alguien se había encontrado realmente delante de un alienígena proveniente de otro mundo. Los visionarios no fueron suficientes y como se mencionó en el primer capítulo del nuevo mundo esperaba un nuevo Mesías tecnológico como capitan de las flotas espaciales, tal vez alto y rubio con los ojos azules, que podrían salvar a la humanidad del abismo en el que la tecnología estaba llevando.

Por otra parte al lado de historias en las que estos llamados extraterrestres eran buenos y siempre dejan algún mensaje de paz, se dió otra en la que la experiencia vivida del testigo que de alguna manera habían estado en contacto con extraterrestres fue visto en términos negativos; el terror y el miedo eran los recuerdos más claros al lado de una cierta dificultad para recordar, una clásica especie de la censura onírica, pero que había funcionado en el estado de vigilia y evitando al testigo recordar experiencias dolorosas : en este último caso, a diferencia de los anteriores, no se dejaron mensajes de paz por la entidad animada apareciendo episodios esporádicos y no repetitivos. En palabras más simples que dijo que había visto a un alienígena y se describe el fenómeno con el pretexto de cumplir con fondo religioso con el dios tecnológico y tenían los mismos límites de quien dice que habló con la Virgen María. En estos últimos casos que hemos estudiado y comparando nuestro trabajo en otro, el fenómeno de las apariciones fue repetido con la presencia de mensajes con fondos religioso-ecológicos.

Lo que parecía extraño era que alguien pudiera inventar, en un nivel subconsciente una experiencia traumática y dolorosa que definitivamente no habría servido para aliviar la tensión psíquica del testigo al ir en contra de los procesos de autoconservación que son típicos de los seres humanos.

Pero al final yo no era un psicólogo y no sabía que íntimos procesos mentales de los seres humanos, así que pensé que era una alucinación o sueño despierto que apareció espontáneamente de vez en cuando en los hombres y mujeres en diferentes partes del mundo. De hecho, hay que decir que los recuerdos de estos testigos todavía estaban confusos, incompletos y, a menudo acompañados por vacío mnemotécnico, la llamada hora que falta en la literatura americana. Pero había algo que no iba bien en todo esto … ya sabes … si hay algo que no me convence que no puedo dejarlo ir hasta que mi cerebro racional a alguien o algo no pueda colocar todas las piezas y la historia no asumirá un lugar claro. En estos casos, muchas cosas no estaban claras en absoluto. Debido a que, por ejemplo, muchos testigos relataron ver a los seres, aunque diferentes entre sí pero para unos pocos en particular, muy similares entre sí. El razonamiento requiere una explicación que podría ser la siguiente : puesto que todos los testigos de buena fe han soñado, su sueño se ha elaborado, en arquetipo, de su mente subconsciente o inconsciente o incluso mejor, por una especie de mente colectiva que incluso Carl Gustav Jung menciona en su libro titulado Cosas extrañas que se ven en el cielo cuya versión italiana fue publicado por Sonzogno (véase la bibliografía del primer capítulo). Se trataría de sueños todos iguales porque formarían parte de una memoria idéntica de la raza humana impresa en nuestro ADN. La explicación parecía un poco forzada sobre todo cuando los testigos presentes eran más de uno : a continuación, así como sueño colectivo, había que hablar de múltiples sueños … Bueno todo parecía más difícil de explicar que todo el fenómeno Ovni en su conjunto.

Y mientras el profesor A. Hynek de la Universidad Northwestem creaba una clasificación especial para estos casos (el famoso CE III, en italiano, encuentros cercanos del tercer tipo), historias imposibles que se contaban siendo siempre muy numerosas.

La primera historia, que fue contada por John Fuller, fue aquella relacionada con una pareja de ciudadanos norteamericanos llamado Bamey y Betty Hill cuyos acontecimientos no vamos a contar y, en cualquier caso, se enteraron de una historia de ellos vivían, pero desconocida para ellos.

De hecho, en 1961 la pareja estadounidense, ella blanca y él negro, durante un fin de semana de septiembre, tienen contacto con entidades que dicen ser alienígenas. Todo tiene lugar en el coche; durante una ruta normal que les habría llevado a casa son atraídos por una luz en el cielo y en un estado de conciencia alterada se ven obligados a detenerse al borde de una carretera. Se enfrentan a algo que puede parecer una nave espacial de la que vienen algunas pequeñas criaturas de piel oscura con ojos marrones grandes que sorprenden el brazo de las dos víctimas, se los llevan a su coche y los someten a visitas médicas precisas. Al final de todas estas operaciones los dos terrestres en un estado de inconsciencia profunda, los devuelven al coche y de alguna manera, después de un cierto período de tiempo, se despierta de nuevo al volante de su coche. De todo lo que ha sido su extraña experiencia no recuerdan nada. Sólo después de un par de años Barney, que al parecer sufría de trastornos psicosomáticos, decide buscar tratamiento médico desde el que se somete al paciente a la hipnosis regresiva para ver si la psique del paciente fue perturbada por algún hecho de su vida anterior. También descubre, por casualidad, que tanto Barney como Betty han borrado completamente la experiencia pasada de su propria conciencia y que habla de extraños seres pequeños, de piel oscura de esa manera en el año 1961 y los habrían sometidos a algo que recuerden e interpretado como una especie de examen médico. Los dos recuerdan la misma alucinación que podría ser tomada como evidencia de que algo había ocurrido realmente.

Fuller va a publicar un libro que habla sobre esta extraña historia y dividirá al mundo en dos, como siempre ocurre en estos casos : posibilistas e intransigentes negadores. Algunos dijeron que los cónyuges Hill había sido secuestrados por extraterrestres y otros dijeron que fueron fantasías mitigadas no sé sabe muy bien por qué en la mente de Betty quien hablaba en voz alta, mientras que en la noche soñó que también habría influido en la mente del pobre Barney por lo tanto, inconscientemente, dijo bajo hipnosis que han vivido la misma historia de su esposa, asunto que ninguno de ellos había vivido, pero en realidad soñaron de alguna manera ambos.

Este tipo de explicación permitió creer en la buena fe de los dos testigos, y especialmente en el comportamiento que las dos partes habían mantenido en la hipnosis regresiva, donde le dijeron que no, eso sí, la verdad, pero lo que pensaban que era la verdad. Los científicos estaban felices, hipnotizadores psicólogos salieron limpios, Pablo y Betty no fueron acusados de nada y el fenómeno de la llamada abducción por alienígenas a expensas de los pobres terrestres era un fenómeno que se consideraba cerrado.

Por desgracia para todo el mundo pronto se dieron cuenta de que el problema no se resuelve cuando ufólogos interesadas en este tema en particular se pusieron a trabajar y pronto se demostró, estadísticas en mano, algunos estudios interesantes sobre todos aquellos casos considerados de naturaleza ufológica donde eran vistos los alienígenas descritos. El estudio de Jader Pereira publicado en Francia por el GEPA (Groupement d’Etude de Phénomènes Aeriens) en 1974 representa un informe más exhaustivo que el de 1946-1969 y se tienen en cuenta unos cientos de casos.

A partir de esta interesante estadística se evidencia que muchos tipos de alienígenas más o menos vistos y descritos en todas las partes del mundo, si se excluyen aquellos casos raros o únicos o sospechosos seguían siendo dos o tres los prototipos de alienígenas cuya descripciones eran definitivamente muy similares entre sí.

Se trataba casi siempre de seres antropomorfos pequeños (se distinguen dos tamaños en particular, el primero de cerca de un metro y el segundo cuarenta centímetros más alto), con la piel oscura o gris, grandes ojos, sin pelo, orejas empotradas en el cráneo, sin pavellón auricular (como en los hombres para ser claros), manos con cinco o seis dedos en unos pocos casos.

Un examen cuidadoso no le podía escapar a nadie que Barney y Betty ¡habían visto los mismos seres! ¿Se trataba de sueños colectivos? Unos años más tarde la estadística de Pereira viene recogida y ampliada por Eric Zurcher que en su libro publicado en Francia en 1979 analiza otros doscientos dos casos de encuentros cercanos del tercer tipo. Es necesario decir que la estadística de Pereira se confirma ulteriormente.

Estos libros todavía no llegan al público en general que continua dormido y está tranquilo como el buen salvaje es feliz porque no tiene conciencia de lo que hay a su alrededor; pero entre 1989 y 1991, otro estudioso estadounidense de estos fenómenos, Budd Hopkins, con dos libros titulados Missing rimas (Tiempo que falta) y especialmente Intruders (Intrusos, de las cuales la película del mismo nombre en Italia, lamentablemente, sólo unos pocos fueron capaces de ver ) pone a la atención del público en general, el problema de los llamados secuestros, la última frontera de la investigación en el campo de los Ovnis. En estas obras, el autor describe docenas de casos de personas que cuentan sus historias increíbles. Las historias son en su mayoría sacadas de las sesiones de hipnosis regresiva y modeladas en los mismos pasos. Los llamados secuestrados no saben que lo son hasta que se ponen en un estado de regresión hipnótica, y en este estado de conciencia alterado todos cuentan la misma historia : los hombres y las mujeres, solos o con amigos están bloqueados durante el día por una fuerza extraña que inhibe la voluntad, son transportados y colocados en un tipo de cama quirúrgica en un lugar cerrado, que parece ser parte de la “máquina” de los alienígenas. Los alienígenas, no hace falta decirlo, son pequeños, de piel oscura, con grandes ojos sin párpados, etc. A menudo, las personas bajo hipnosis saben que algo extraño ha ocurrido, pero no lo recuerdan, es decir, tienen un vacío en su memoria de unas horas o días, y con frecuencia reportan cicatrices en el cuerpo de los cuales no tienen memoria.

Todavía existen frecuentemente testimonios colaterales de amigos y parientes que han visto extrañas luces en la casa o en el patio trasero, a menudo por la noche, y tal vez al día siguiente y con un tiempo que falta encuentran que en su patio trasero una hermosa pista circular de hierba seca por completo, clásico de la presencia de un objeto volador no identificado (véase el capítulo uno).

El periodista y escritor estadounidense Whitley Strieber publica tres libros titulados Communion, Contacto con el infinito y Transformation en los que habla de su experiencia personal, el “abducido” (como se diría de una mala traducción del mismo término anglosajón). Finalmente la opinión pública se enfrenta a algo que ya no tiene las características de los casos esporádicos, por lo que en Inglaterra dos investigadores de BUFORA (British UFO Research), Cari Nagaitis y Philip Mantle, publican Without Consent y en Alemania Johannes Fiebag publica Vie Anderen traducido en italiano con el título Gli Alieni (Los Alienígenas).

La Polémica con la llamada ciencia oficial ¡incendiada! Algunos dicen que los alienígenas no existen y por lo tanto deben ser mentiras, fraude o más científicamente efectos de campos electromagnéticos en los lóbulos temporales de los pobres testigos que eran víctimas de alucinaciones magnéticas. Tal magnetismo no explica las cicatrices en los cuerpos de muchos abducidos : para otros la explicación sería psicosomática, como esos fanáticos religiosos que tienen estigmas a causa de los disturbios con base neurovegetativa.

Como casi siempre ocurre en la investigación Ovni hay mucho alboroto acerca de ciertos hechos de manera que después de algún tiempo ya no se puede distinguir la realidad de la mentira del incidente y, especialmente, se obtiene el efecto de que los medios de comunicación no saben a quien adjudicar la autenticidad de ciertos hechos.

Este tipo de actitud que no es más que un intento banal en la mala dirección, una obra para desenmascarar el hecho de que podría conseguir alrededor tratando de encontrar el llamado caso perfecto, ¿qué pasa con la forma en que ocurrieron los hechos, por la sospecha del testigo, por la evidencia física incontrovertible.

Cada ufólogo serio que conozca toda la literatura relevante sabe que hasta hoy el caso perfecto no salió y las autoridades no hacen más que enrredar aún más las aguas del problema. En particular, en Italia la CUN (Centro Ufológico Nacional) ha trabajado duro durante casi tres décadas en un intento de arrojar luz sobre el fenómeno que acompaña al trabajo de investigación de la difusión que a menudo no es del agrado de los medios de comunicación del otro océano. Cualquiera que sea la CUN nunca había estudiado cuidadosamente la llamada abducción en el territorio nacional, ya que se consideraban poco preparados y también porque el problema era demasiado caliente y no creen que tengan las armas para ser capaces de dar respuestas fiables para despejar preguntas. Últimamente, sin embargo, todos los casos publicados en el extranjero y algún pequeño intento realizado a tal efecto en Italia dieron al menos alguna instrumento para poder intentar la investigación. Uno de estos instrumentos parecía ser la hipnosis regresiva.

Tenía que encontrar un caso de estudio y un hipnotizador dispuesto a ayudarnos en este esfuerzo : lo que queríamos lograr en el plano de la información fue el siguiente :

1) comprobar si el método de la hipnosis regresiva podría ser fiable en una investigación de la abducción;

2) poner de relieve las limitaciones de la técnica;

3) revisar los casos americanos reportados en la literatura se habían tratado con todas las características de la ciencia;

4) determinar cuánto había de verdad en la historia de los testigos que a nivel de tiempo perdido no recordaban nada de la experiencia pero interrogados bajo hipnosis recordaban ¡extrañas máquinas voladoras y pequeños hombres grises! Nuestro intento sería de una vez por todas desentrañar el problema del “secuestro” en Italia, al menos por lo que se refería a los aspectos técnicos y científicos.

Si quieren en otras palabras conseguir un medio para académicos con el fin de abordar las investigaciones serias, pero la mayoría se producen de una vez por todas si nos enfrentamos a problemas reales, exógenos al testigo, o al interior del testigo, es decir que surjan de la psique del hombre.

Mi idea era hacer algo diferente de lo que habían hecho los otros : quería estudiar en particular un caso que pero fuera extremadamente significativo; quería decir seguir el testimonio paso a paso en la hipnosis prolongada en el tiempo sin prisas de haber sufrido tal vez la información clave extraída por la fuerza del sujeto. En otras palabras, el tiempo de toda la operación tuvo que estar basado en el tiempo del testigo y no en nuestras necesidades en los estudiosos del problema, ya que es mi creencia de que testigos cercanos de los sucesos Ovni no son fuentes de dinero, sino colaboradores muy valiosos que a menudo les solicitamos un soporte sólido.

Los norteamericanos habían estudiado muchos aspectos de la abducción utilizando muchos “raptados” o considerados como tal, pero nadie había intentado nunca estudiar un caso sólo hasta el final, sacando de ese solo caso toda la información que entonces no habría sido de gran ayuda cuando regresan a una estadística más grande.

Seguro era el caso de los cónyuges Hill, pero en esa coyuntura histórica la figura del experto, que vamos a llamar ufólogo por el momento, estaba completamente ausente y toda la investigación se había dejado en las manos de un buen hipnólogo que desconocía toda la problemática de la cuestión.

Permanecimos a la espera pacientemente a que un caso particularmente interesante ¡nos llegara a las manos!

———-

Bibliografía:

David in Gli Ufo, Ed. Armenia, Milano, 1970.
Fuller in Prigionieri di un Ufo, Ed. Armenia Milano, 1966.
B. Hopkins in Intruders Ed. Randam House New York, 1991.
C. Nagaitis, P. Mantle in Without Consent Ed. Ringpull London, 1994.
Pereira, in Les extraterrestres Phenomenes Spatiaux, 2. Pubblicazione a cura del GEPA, rue de la Tombe Issoire, Paris, 1970.
RI. Perrin in Contatti Ufo, De Vecchi Milano, 1978.
W. Strieber in Transformation Ed. BTB New York, 1988. Idem in Communion Ed. BTB New York, 1987.
Idem in Contatto con l’Infinito Rizzali Milano, 1990. I. Fiebag in Gli Alieni, Ed. Mediterranee Roma, 1994.
E. Zurcher in Les Apparitions D’Humanoides, Ed Lefeuvre Paris, 1979.


 

Capítulo 4

Y por fin empieza la historia : ¿Un caso perfecto?

Cuando uno menos lo piensa salta la liebre: la historia que comienza ahora es una historia real en el estricto sentido cronológico de los hechos.
Contaremos todo lo que ha sucedió, cómo ocurrió y lo qué causó en nosotros a nivel de emociones, de dudas, de incertezas, pero también de misterio y al final de certezas, de verdad que realmente ocurrió. La elección de contar esta historia se debe a una serie de factores que son, por un lado la necesidad de informar a la comunidad los resultados de nuestros estudios, pero por otro la sensación de que ciertas cosas que van más allá de lo imaginable van a contarse porque para el escritor son reales y forman parte de un patrimonio cultural que tiene que estar en posesión de todos. De hecho, es la creencia del que escribe que mantener a la gente en la ignorancia de ciertos hechos hoy en día, es una necesidad de los gobiernos que tienen miedo de perder el poder, porque es evidente que ¡el conocimiento es poder!
Mantener al público en la ignorancia es, por lo tanto, un medio para mantener ciertos privilegios que es bueno que sean pocos, en manos de pocos; no estamos de acuerdo, y vamos a dejar al lector juzgar si esta historia es verdad o no, pero el hecho es que para nosotros, que estudiamos el fenómeno Ovni desde hace más de veinticinco años, ¡lo es!
Lunes, 13 de septiembre 1993 : Comienza la historia. Recibo una llamada del Dr. Pinotti, asesor directivo de la CUN, que me advierte de un artículo en el periódico de Génova, La Gazzeta e il Secolo XIX, donde se dice que un tal señor Valerio Lonzi supuestamente declaró que tenía un posible contacto con un Objeto Volador No Identificado, unos diez años antes de la fecha de lanzamiento del artículo.
Obviamente busco las noticias de la prensa e instruido por el mismo Dr. Pinotti me hago cargo para llevar a cabo una investigación preliminar.
Para aquellos que no saben cómo van simplemente estas cosas hay que decir que cada vez que se nos insta a tomar la información acerca de un evento sospechoso de ser de naturaleza ufológica siempre hacemos una investigación preliminar, no sólo para establecer los hechos, más allá de la que podría ser una simple información periodística, sino para el contacto con los testigos personales para tener siempre información de primera mano.
En esta fase de la investigación preliminar no tiene por objeto establecer las fechas, eventos, existencia de indicios físicos u otra cosa, sino sólo sirve para saber si vale la pena hacer una investigación real a fondo.
Se trata de hecho de aplicar un filtro que nos mostrará si vale la pena usar el tiempo y dinero en una investigación que podrían ser de alguna ayuda : es en esta primera etapa que hay que darse cuenta si se trata de un mentiroso o un deshonesto o en casos más raros que se enfrentan a algo que realmente nos interesa. Tomo contacto con los testigos de este evento y en particular con el Sr. Lanzi y determinar ir ese mismo sábado a Génova para reunirse con él. El titular del periódico que se ha ocupado de Lonzi eran como de costumbre … “Encuentro con Ovnis … Un genovés cuenta su experiencia con los Ovnis”, pero era habitual en nuestra investigaciones tomarlo todo con un grano de sal; sin embargo, el sábado siguiente fui a Génova, también porque tenía que realizar otra encuesta del Centro Ufológico Nacional, y además me veo con el testigo principal del caso.
De la imagen del periódico pensaba encontrarme frente a un hombre de unos cuarenta años del tipo de modelo de gestor con chaqueta pero me encuentro en frente de un chico joven de una edad aparente de veinticinco años, quizá veintiséis años, mucho más pequeño que la media, clásico acento genovés y tendencia a la erre moscia, hiperactivo y experto en informática y programación.
Me presento, en el sentido que digo quien soy, lo que quiero de él, que trabajo para la CUN, y que me gustaría saber más acerca de su experiencia.
En este punto comienza a contarme una historia que -se puede ver muy bien que ya ha tenido que contar en estos días muchas veces y ya no es natural, sino que es una narración estereotipada de lo que es quizás un éxito; no hay emoción en sus palabras y vive su experiencia de manera pasiva … A mí me pasó esto, esto y lo otro … fin de la transmisión … si son los estudiosos del problema, si está interesado tan bien a estudiar mi caso, estoy disponible.
El actitud dinámica del sujeto me intriga : como si él me dijo : estoy interesado en saber lo que realmente sucedió en mí, pero si no puede no pasa nada : tengo otros intereses en mi vida.
En este punto de la historia Lonzi parece intuir en sus subconscientes dos pulsiones : una relativa a la experiencia que recuerda un modo confuso o tal vez no recuerda en absoluto, y el otro que mantiene un ojo en él mismo. La primera se refiere a la curiosidad de saber qué pasó con él, o más bien, si ha sucedido algo realmente y para ello será de interés para aquellos que conocen más sobre el problema, mientras que el segundo parece destinada a salvaguardar la su psique; de hecho, me dice en un momento dado, “desde luego, quisiera recordar, para saber lo que me pasó durante esos cuarenta-cinco minutos para que casi perdiera el conocimiento … si puede … ¿la experiencia que tuve fue para mí también doloroso? … y ¿si tuviera que estar en shock?”
La razón de esta preocupación lo veremos de inmediato, tan pronto como les dijimos lo que le pasó a Valerio Lonzi ahora de nuevo en 1982.
La narración de la historia : desde este punto en adelante es Valerio quién habla …
“Yo era un niño de poco más de quince años y frecuentaba los scouts con los que hacíamos diversos campamentos, que este año hemos decidido organizar uno en Reppia en Pian de la Biscia, una estación de montaña entre Chiavari y Sestri Levante. Sólo un lugar agradable para hacer un campamento : área inaccesible, pero con un amplio espacio para montar las tiendas de campaña, prácticamente el único punto plano de toda la zona que permite que tantos tiendas de campaña de niños y niñas para alojarlos sin incomodidad extrema. Era el penúltimo día al acampar en la noche, debían haber cerca de 10 o 10,10 y yo y mis amigos vimos una bola, tan grande como una bola de bolos, que descansaba en el suelo. Este extraño objeto, que estaba a unas pocas decenas de metros y nos llamó la atención por el color verde claro que emanaba : parecía de hecho vidrio esmerilado y se podía ver la débil luz, pero claro, surge desde el interior. parecía que había un núcleo más brillante, mientras que a medida que llegó el exterior la esfera de cristal esmerilado se hizo menos luminosa. Yo y mis amigos señalamos la linterna contra esa cosa y aquello lentamente desaparece por completo.
Sorprendidos por el incidente, pero también intrigado fuimos al lugar de la observación y detectamos en el suelo, justo donde la esfera parecía descansar, una huella semiesférica y profunda caracterizada por un color de hierba amarillenta que era bastante inconsistente con el verde oscuro de vegetación en ese período. Grande fue mi sorpresa cuando puse mi mano en la orma dibujada por la extraña fuente de luz y me di cuenta de que la tierra en ese momento era cálida. Recuerdo haber pensado que la pelota tenía que ser muy pesada para dejar en un terreno una huella tan profunda. Pero nadie hizo caso de lo extraño en este asunto. En el fondo no estábamos seguros de lo que habíamos visto y estabamos en el campamento, era el último día y nos divertimos. Más allá de esta primera historia recuerdo que establecimos una cita con otros cuatro scouts para las veinticuatro horas : deberíamos encontrarnos no muy lejos de las tiendas de campaña, en un punto conocido por nosotros, para ir al campo de las chicas a hacer algo; básicamente, había perdido a la chica adecuada allí el año anterior, durante el campo anterior, quién sabe, tal vez yo tenía la esperanza de reencontrarla.
A las once y cuarto salgo de la tienda para conseguir un poco de aire fresco, porque hacía calor y no pude dormir. Mi amigo de tienda, con los que teníamos una cita a los veinticuatro horas, dormía profundamente. Después de caminar unos pocos metros fuera de la tienda de campaña veo muy lejos y de vuelta a mi otro amigo que tenía a su cargo, en algún momento antes, hacer algo de leña para el fuego que tenía que permanecer encendida durante la noche.
Sí, ahora recuerdo que esto nunca volvió y … ¿qué estaba haciendo allí con los brazos colgando a lo largo del cuerpo, el hacha en una mano y una linterna en la otra, absolutamente inmóvil?
Él tenía el cuello colgando a un lado de los hombros y … y … y tenía tres esferas luminosas, como las que habíamos visto antes, que parecían girar alrededor. Al principio pensé que mis amigos querían hacerme una broma, que se habían visto antes para llegar a un acuerdo, y que las luces que vi no eran más que las luces de las linternas pero … pero no cuadraba : mi amigo que tenía dolor de espalda era una de las tres luces eran mis tres amigos, yo era el quinto y ¿el otro que había quedado en la tienda de campaña para dormir? Había uno más y estaba seguro de que ninguno de nosotros había dicho nada a los demás, por lo que el grupo tenía que ser cinco chicos y no seis.
Dentro de mí me hacía esta reflexión, las tres esferas se han movido en mi dirección y se podía ver muy bien que no había nadie detrás de las luces : las luces flotaban en el aire y ¡venían hacia mí! Cómo por instinto encendí mi linterna potente y señalé la luz a las tres esferas : si era una broma les desenmascaraba … en cambio las tres luces, golpeadas por el haz de mi linterna pierden poco a poco brillo hasta desaparecer por completo a la vista.
Fue en ese momento que mi amigo, que hasta entonces había visto agitado de vuelta, levantó su cuello, se dio cuenta de sí mismo y volvió hacia mí.
Parecía aturdido durante unos segundos, y luego empezamos a hacernos preguntas. ¿Qué haces aquí?, le pregunto.
Pero, no sé, había venido a buscar leña a las diez y media, porque el fuego se extinguía.
Pero mira, yo digo, que el fuego ya está apagado durante un tiempo.
Pero que hora es, me dice. Así observamos con sorpresa que es pasada la medianoche por lo menos en un cuarto de hora.
Encuentro que tengo a mi linterna quemada con los cristales rotos, como si algo nos hubiera golpeado. Somos inútiles, no sabemos lo que nos pasó : decidimos no decirlo a nadie, porque nadie lo creería.
De hecho, al día siguiente mi amigo le dijo algo a sus padres que vinieron a visitarlo en Reppia; recuerdo que entre ellos era uno que estaba en contacto con un Centro Ufológico de La Spezia, que quería hacer una encuesta, pero mi amigo no quiso, y así dentro de las cuarenta y ocho horas no se habló más.
Por desgracia, las cosas no se terminaron allí. Yo ya había decidido olvidarme de toda esta historia loca al día siguiente, cuando llegué a casa. La primera cosa que un ojeador hace cuando llega a casa es una ducha hermosa y saludable. A lo que mi madre entró en el cuarto de baño mientras me lavaba y me dice en un tono preocupado : “¿Qué has hecho con tu espalda?” allí y entonces ni siquiera sabía de qué se trataba, pero rápidamente me dí cuenta de que mi madre se refería a las señales que tenía detrás de la espalda y que, por otra parte, yo no me podía ver. Me miro en el espejo y en realidad las tres señales son tres ¡cicatrices! como cables rojos horizontales delgados colocadas en la espalda baja, de unos quince centímetros de largo y bien espaciados.
Recuerdo que en esa ocasión tuve una agradable forma de decir que no había hecho nada, que no me he caído o algo, pero mi madre me quería llevar inmediatamente al médico.
Por último, el médico habría dicho que se trataba de cualquier cosa y todo habría terminado allí, pero mi madre hizo hincapié constantemente.
En cambio, el médico me preguntó ¡si habían operado! Y yo le dije que nunca me había operado y él insistió “estas cicatrices son debidos a suturas”, “soy tu médico, tienes que decirme lo que le pasó” pero además de la historia de las tres esferas yo no lo sabía, y todavía no lo sé.
En este punto Valerio Lonzi había relatado el suceso y cómo, cuando se acaba de contar una historia, se produce entre los interlocutores de un momento de silencio incómodo, porque ya no se sabe con quién hablar. En ese caso, el incómodo silencio duró un poco más de tiempo. Frente a una historia tan extraña, pero tan rica en detalles ví difícil decir que el testimonio se lo estaba inventando o que todo era un producto de su imaginación.
De hecho, había de cotestimonio tanto el primer avistamiento (muchos niños del campamento), como para el segundo y más importante evento en el que también había un cotestimonio en aparente estado de percepción alterada. Este cotestimonio, que en esta fase de la investigación no se cita, que no le gustaba hablar del asunto porque él se quedó totalmente sorprendido y confirmando al mismo tiempo la totalidad de lo sucedido no quería exponer a su persona al juicio de las personas; como sucede a menudo en estos casos, el miedo a ser engañado y perder la respetabilidad del grupo es una influencia muy fuerte.
También hay que decir que Valerio, hoy cinturón negro de kárate, a partir de ese día en el que siempre tuvo que luchar duro para tener su permiso médico en diversos deportes para competir, siendo incapaz de dar explicaciones válidas, especialmente convincentes para justificar la presencia de tres cicatrices profundas en la espalda.
Las cicatrices, sin embargo, son claramente visibles en el día de hoy y la única diferencia que las caracteriza desde entonces es la ausencia de enrojecimiento a lo largo del corte hipotético que produciría esta rareza; Este enrojecimiento de hecho, claramente visible durante los primeros días, desapareció lentamente en dos semanas (1).
Cuando Valerio había terminado de contar su historia parecía haberse quitado un peso del estómago : durante el relato de la historia pasó de una primera fase de desinterés por las cosas que contaba a una cada vez mayor implicación emocional que yo no pude dejar de notar. Ahora tenía ante mí una persona que me miraba esperando una respuesta. Era como si él me preguntara : “¿he conocido extraterrestres? ¿estoy loco? y ¿las cicatrices en la espalda qué son? ¿me lo he hecho yo?” Yo quería poder responderle. Para poder dar esta respuesta tenía que esperar que una investigación exhaustiva tuviera lugar. Sí, porque estaba convencido que una investigación valía la pena hacerla. Pregunté a Valerio si conocía las técnicas que estábamos usando en estos casos e hice referencia a la hipnosis regresiva. Me dijo que no sabía nada y yo le describí brevemente la terapia a seguir : se trataba de poner en estado hipnótico al paciente y la adecuada excitación tender a evocar el recuerdo de los cuarenta y cinco minutos de tiempo perdido en la mente del sujeto durante el cual Valerio no podía recordar lo que había sucedido : también le dije que en América los investigadores estaban muy avanzados con este tipo de investigación, y que si él se ponía a disposición de una posible colaboración de esta manera podía seguir más de cerca la veracidad de los casos de presuntos secuestrados por Ovnis, en EE.UU.. Lo aceptó con un poco de miedo, pero también con gran curiosidad acerca de lo que había sucedido y nos pusimos a trabajar inmediatamente. Fue la primera vez que trabajamos con un caso de sospecha de abducción con el uso de las técnicas de la hipnosis y yo, que había leído casi toda la investigación realizada en el campo en todo el mundo no quería repetir los errores que mis colegas americanos, británicos y alemanes habían hecho; quería pues trabajar para mejorar las técnicas de hipnosis en estos casos y decidí ayudarme del mejor especialista de la hipnosis, el Dr. Moretti de Génova. Por cierto que ya había colaborado con un grupo de personas que estaban interesadas en el problema Ovni en un caso similar hace varios años y fue así, al menos para Italia, aquel que sabía más sobre el tema.
Así que empezamos a trabajar en un caso que se demostrará de una vez entre los más importantes de la historia ufológica.
Cada investigador de la CUN, inevitablemente, tiene su modo de acción en estos casos, pero siempre sigue las reglas fijas de conducta profesional, tales como la protección del testigo. Esto para mí deben ser protegidos de cualquier interferencia por otros investigadores que no sean parte del grupo central de personas que han estudiado de cerca el fenómeno, y esto por dos razones principales.
El primer motivo se debe a la necesidad de que el testigo tenga privacidad : de hecho la historia fue publicada por los periódicos locales y ya se habían hecho incursiones en los intereses despiadados de estaciones privadas de televisión siempre buscando algo sensacional de acuerdo con ese lema que caracteriza a algunos periodistas por exceso de trabajo lo importante no es informar, sino impresionar. Por lo tanto, tuve que construir alrededor de Valerio una especie de capullo protector que al menos la primera vez lo quitara de las miradas indiscretas.
Tuvimos la cuatela de protegernos de ciertos ufófilis de última hora que si hubieran sabido que estabamos trabajando con la hipnosis regresiva se habría arrojado como langostas en el caso, perdiendo fidelidad y causando la pérdida de credibilidad de los testigos, como solía ocurrir en casos similares. Algunos de estos autodenominados ufólogos pertenecían a una organización más pequeña que querían a toda costa demostrar que la fenomenología de la abducción no existe, sino que es sólo el fruto de la psique del testigo (véase el primer capítulo) antes de haber llevado a cabo una seria investigación a fondo. Algunos del CUN ya se tropezaron con estos episodios desagradables, por lo que estuvimos de acuerdo con Lonzi en mantener un estricto silencio acerca de la investigación, limitándonos a decir, si se lo hubieran pedido, que estábamos trabajando, pero que los datos no se pueden transmitir a los medios de masas.
Debíamos mantener reserva para evitar cualquier tipo de contaminación de cualquier prueba que pudiera salir de nuestra investigación. Estas contaminaciones, en principio, podrían ser transferidas por locos mitómanos, por grupos ufofili sin escrúpulos o incluso órganos del estado encargados de desenmascarar, es decir, a la proyección de los datos de carácter ufológico; para no arriesgarse era bueno que la gente no se preocupara del caso Lonzi y al final de la investigación, si había alguna información importante, nos las diéramos a conocer a las autoridades constituidas.
La última razón nos la impone la más estricta confidencialidad : Valerio tuvo que ser puesto en una posición de no recordar lo que dijo en la hipnosis con órdenes post-hipnóticas apropiadas. De hecho, era la única forma en que podía estar seguro de que él, sin saber la magnitud de las cosas que contaba, no podía autoinfluenciarse sobre la hipnosis posterior, creando sueños falsos que tal vez podríamos desviarlo de su propósito en lo que realmente pasó esa noche en Reppia.
Hablé co Valerio de cómo quería conducir la investigación y le dije que era mi intención llevarlo a conocer el contenido de la hipnosis cuando pensáramos que el núcleo duro de la información, es decir, la mayor parte de esta, había sido dada y que estuviéramos de acuerdo : nadie fuera del grupo de los investigadores principales habría tenido conocimiento de lo que estaba ocurriendo, incluso los líderes de la organización a la que pertenecía, el Centro Ufológico Nacional. Se sabía que las investigaciones se llevaban a cabo y eso es todo; al resto y a los periódicos no les habíamos hablado, y gracias a esto lo hicimos conscientes. Nuestra decisión resultó muy acertada porque en unos meses los operadores reales de lo paranormal, llamémosles en el sentido eufemístico, solamente manifestaban beneficiarse de diversos intereses de la figura de Lonzi pero afortunadamente no han conseguido lo más mínimo gracias no sólo a la la voluntad de Valerio para cooperar en este sentido, sino también a la ayuda de la señora Maura Di Meo, que como amiga y colega del trabajo de Lonzi no perdió de vista ni un momento en hacer de filtro. El juego se mantuvo perfectamente, también el Dr. Moretti, solicitamos en este sentido, que ya había tenido un par de contactos epistolares con un miembro de otro grupo ufológico, que no disfruta de nuestra estimación tan poco preparado e incapaz de conducir la investigación científica a nuestra altura y con la separación suficiente, que también ya se había puesto de manifiesto, en el pasado, de apariencia no cristalina.
El cuarteto de investigación se compone de las siguientes personas : Mauro Moretti en cualidad de hipnólogo, la Sra. Maura Di Meo, Art Director della Running y buena amiga de Valerio capaz de captar precisamente por amiga cualquier cambio en el estado de ánimo de Lonzi y puede por lo tanto durante todos los tratamientos señalar los momentos de tensión nerviosa que el testigo debe haber tenido. También Bruno Ferracciolo, ex director de RAI y documentalista, autor de muchos trabajos de radio y televisión, interesado también en el problema por haber firmado la única reconstrucción televisiva enteramente producida por la RAI de un famoso caso de abducción : “El caso Zanfretta”. Además de testigo esencial de las sesiones de hipnosis, durante toda la duración del evento, Ferracciolo ha manejado la “dirección de la organización” de la investigación filtrando la información que, inevitablemente, habría que dar a la prensa. Al mismo tiempo, dispuesto para reconstruir los momentos de drama y el rodaje de “en directo” las fases importantes de la investigación y de nuestras reuniones para realizar un documental exclusivo y que responde a la realidad de los hechos, que es la integración visual de este libro : es quizás la primera vez en la historia de la ufología, que un caso de abducción viene seguido y documentado también por expertos en comunicación, así como por ¡médicos y científicos del sector! Por último completando el cuarteto de investigación tuviera que dar mi experiencia de ufólogo siendo el único que sabía lo que podría suceder en la hipnosis y siendo el único capaz de formular las preguntas correctas para preguntar al testigo.
Este era el primer experimento llevado a cabo en Italia, con todas las características de la ciencia por la alta profesionalidad de los miembros en el que un experto en el problema de los Ovnis trabajaba junto a un hipnotizador en un intento de desentrañar la naturaleza oculta de un posible caso de abducción. Así que estábamos interesados en garantizar, en lo posible, la verdad o la ausencia completa del fenómeno, sin ningún tipo de prejuicios.

——————-

Corrado Malanga

LOS OVNIS EN LA MENTE, Cap. I & II

dissabte, 21/07/2018

Capítulo 1
Antecedentes

Antes de empezar a contar nuestra historia el lector debe saber un cierto número de hechos que son los requisitos previos para la comprensión de lo que en realidad nos llevó a estudiar este caso y traducirlo en un libro.

De hecho, muchos de ustedes no sabrán sin duda nada de Ovnis excepto que se habla entre tono lúdico y serio a lo largo de varios años; detrás de esta apariencia se esconde una seria investigación llevada a cabo por muchos operadores de la ciencia que han sido capturados por esta extraña fenomenología. Este libro no pretende ser un libro para los expertos del problema y nunca un manual para principiantes; Quiere ser la historia de una historia en la que hablamos de Ovnis : el problema es que ¡esta historia es verdad! Todo lo que diré es lo que realmente pasó, grabada en cinta, filmado por telecámaras y máquinas fotográficas a lo largo del período de la realización de nuestra investigación : para ello, antes de comenzar con nuestra historia, es necesario explicar especialmente para aquellos que nunca han estado interesados en el asunto, porque no están interesados en los llamados Ovnis y lo que piensan que son.

Desde 1947, por lo tanto, la prensa, la radio y la televisión en todo el mundo se ha ocupado de los Ovnis. No pasan semanas en ciertas épocas del año, especialmente cuando los periodistas no saben qué decir, que los avistamientos de objetos voladores no identificados, Ovnis en español, pero Ufos en Inglés, no se describen con gran detalle; ¿por qué una pequeña, corta pero intensa historia sobre el fenómeno Ovni debe estar en nuestro poder hasta la fecha?, pero a causa de estas historias hay muchas otras falsas y mal interpretadas, vamos a tratar de dar la nuestra desde el punto de vista científico, es decir, como los operadores de la ciencia como nosotros, y poco después nos enfrentaremos a nuestro problema y demostraremos cómo es bueno que todos empiezan a ser sensibles al problema Ovni que, como veremos más adelante, ya se ha convertido en un problema de todos.

 

Capítulo 2
OVNI’s y evolución del pensamiento científico en relación con el poder político

La gran nave aérea que sobrevoló Sacramento, California en Noviembre de 1896 l fenómeno OVNI moderno nació a finales de 1800, principios de 1900 y no, como erróneamente se coloca, en 1947, cuando el piloto de un avión de pasajeros, Kenneth Arnold, volando sobre el Monte Rainier en los EE.UU., ve, nombra y describe los platos voladores por primera vez. En 1897, el 19 de abril, el periódico de Chicago, The Chicago Daily Tribune, habla de una extraña aeronave que se ve volar sobre los cielos de EE.UU. De hecho 1947 marca un punto focal en la historia moderna de los Ovnis porque la atención pública se ve afectada por este problema. Curiosamente, incluso en años anteriores, circuló la noticia de la extraña aeronave sobre la que informaron varios periódicos, pero las reacciones que tales eventos tuvieron en la opinión pública fue completamente diferente respecto a las provocadas en 1947. En 1909, en Inglaterra, en 1914 en América del Sur, en el año 1946 en los países escandinavos, por no hablar de 1896 en los EE.UU., se habla repetidamente de objetos voladores extraños con personas a bordo y los periódicos locales citan muchos detalles de todos estos avistamientos. (més…)

Coscienza – Consapevolezza

dimecres, 18/07/2018

No és fàcil definir Corrado Malanga. Es podria dir que és un científic que estudia cert tipus de fenòmens en una determinada categoria d’éssers humans, o podem dir també que és un ésser humà que estudia de forma científica una determinada categoria de fenòmens.
En el primer cas, Corrado Malanga estudia els casos de qui creu que ha estat “segrestat” per éssers vius d’origen extraterrestre. En el segon cas Corrado Malanga s’entreté entre els pels plecs del temps i de l’espai buscant l’origen de l’home i de l’univers. Tot plegat passa, en tot cas, a través de les sessions d’hipnosi regressiva a les quals se sotmeten les persones que experimentes les abduccions extraterrestres.
La desconfiança natural que suscita un tema com aquest pot dificultar una apreciació serena de la tasca realitzada per Malanga: hi ha en el món milers de persones que creuen que han estat abduïdes pels aliens, i junts constitueixen una realitat impossible d’evacuar com una simple fantasia de la ment humana. Una quantitat considerable de controls creuats juntament amb nombrosos testimonis tangibles ens permeten avui dir que aquestes persones, en la seva immensa majoria, han viscut realment les experiències que descriuen.

 


The purpose of this site is to present to the public information that has been released

PRENDERNE COSCIENZA (Vol.1 + Vol.2)

diumenge, 15/07/2018

Documentario del 2008, a cura di Corrado Malanga (uno dei massimi esperti mondiali di Ufologia / Abduction) espone le sue tesi ed ipotesi ottenute a seguito di ipnosi regressiva su soggetti che dichiaravano di essere stati rapiti da entità aliene.

00:07:08 – Capitolo 01 “PRENDERNE COSCIENZA”
00:12:53 – Capitolo 02 ” LA FISICA DI BHOM”
00:15:00 – Capitolo 03 ” LE RAZZE”
01:25:52 – Capitolo 04 ” MATRICE PUNTI LUCE (ANIMA)”
01:46:43 – Capitolo 05 ” RIPRODUZIONE”
02:04:38 – Capitolo 06 ” I CILINDRI”
02:36:57 – Capitolo 07 ” IPNOSI REGRESSIVA”
03:04:30 – Capitolo 08 ” ANCORE”
03:09:38 – Capitolo 09 ” ADDUZIONI”
03:20:00 – Capitolo 10 ” ADDOTTI”
03:30:53 – Capitolo 11 ” MILITARI DEL FUTURO”
03:52:17 – Capitolo 12 ” MILITARI DEL PRESENTE”
03:55:25 – Capitolo 13 ” TECNOLOGIA ALIENA”
04:11:35 – Capitolo 14 ” COME DIFENDERSI”
https://www.youtube.com/channel/UCMdt…
http://www.corradomalangaexperience.com/

Corrado Malanga: Prenderne Coscienza

divendres, 13/07/2018

 



The aim of this site is to present to the public a ‘non-personal’ -and nonetheless suggestive, information that has already been released.